Revolución #430, 16 de marzo de 2016 (revcom.us)

Voz del Partido Comunista Revolucionario, Estados Unidos

Esta página se usa para imprimir rápidamente todo un número, y es posible que unos enlaces no funcionen y algunas imágenes no aparezcan. En el permalink del artículo encontrarás esos enlaces e imágenes.

 

Permalink: http://revcom.us/a/427/reunirse-recaudar-fondos-y-construir-la-campana-ba-en-todas-partes-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Reunirse, recaudar fondos y construir la campaña BA en Todas Partes

Cenas para recaudar fondos para la Campaña Bob Avakian en Todas Partes, el fin de semana del 18 de marzo por todo Estados Unidos

Actualizado 16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Le invitamos a usted a juntarse, recaudar fondos y construir la comunidad como parte de intensificar la campaña BA en Todas Partes. La campaña tiene como objetivo recaudar grandes fondos para que la nueva síntesis del comunismo que Bob Avakian (BA) ha elaborado, y el liderazgo que él da, se convierta en una cuestión grande en la sociedad: un punto de referencia y, para cada vez más personas, un marco dinámico para entender, y transformar, el mundo. La nueva síntesis representa un avance cualitativo en el enfoque científico para hacer la revolución y emancipar a la humanidad.

BA, el presidente del PCR, Estados Unidos, encarna una combinación poco común: un líder revolucionario que, sobre la base de 40 años de trabajo, ha logrado desarrollar la teoría científica a un nivel de calibre mundial, a la vez que tiene un entendimiento de los más oprimidos y una conexión visceral con éstos, y una capacidad altamente desarrollada de “desmenuzar” la teoría compleja y ponerla al alcance de las masas populares.

Dondequiera que haya opresión, habrá resistencia — las masas populares se levantarán a continuo contra las condiciones de su opresión y contra aquellos que refuerzan tal opresión. Pero, sin la necesaria teoría y dirección científicas, la lucha de los oprimidos se verá contenida y seguirá confinada en el marco del sistema que es la fuente de la opresión, y seguirán y seguirán los horrores de los cuales las masas son objeto.

BA, su obra y su dirección existen en un momento cuando la influencia y la fuerza organizada de la revolución —la verdadera revolución— no están ni de lejos tan fuertes como necesitan estar urgentemente, pero la base para esto en realidad es más fuerte que nunca. El mayor problema inmediato ahora mismo es que esto todavía no se conoce cómo tiene que conocerse.... Como dijo el propio BA en esta nueva obra que estamos celebrando:

Urge que, en esta sociedad y en el mundo en su conjunto, amplios sectores de la gente hagan suya esta nueva síntesis: dondequiera que las personas cuestionen por qué las cosas están como están, y si un mundo diferente es posible; dondequiera que las personas hablen de la “revolución” pero no entienden en concreto lo que representa una revolución, no tienen un enfoque científico para analizar y lidiar con lo que enfrentan y lo que debe hacerse; dondequiera que las personas se levanten en rebelión pero se encuentran acorraladas, decepcionadas y a la merced de opresores asesinos, o se dejan llevar por caminos que solamente refuerzan, a menudo con una brutalidad despiadada, las cadenas esclavizantes de la tradición; dondequiera que las personas necesiten una salida de sus condiciones desesperadas, pero no ven la fuente de su sufrimiento y el camino para salir de las tinieblas.

—Bob Avakian
La ciencia, la estrategia, la dirección para una revolución concreta,
y una sociedad radicalmente nueva en el camino a la verdadera emancipación

Esto tiene que cambiar... ya. Como primer paso, construir estas cenas. Si usted no está conectado ahora con el Partido o BA en Todas Partes y quiere participar, o para saber más sobre esta campaña, escríbanos a revolution.reports@yahoo.com o ponerse en contacto con la librería Libros Revolución o el distribuidor de Revolución cerca de usted.

» Pasaje en español de: "Introducción y orientación" y "La revolución cultural al interior del PCR"
» Para leer la obra completa en inglés, haga clic aquí.

 

¡DONAR a la Campaña BA en Todas Partes!

Haga clic aquí

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/hagamos-que-las-cenas-de-ba-en-todas-partes-sean-una-gran-oportunidad-para-recaudar-grandes-fondos-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Hagamos que las cenas de BA en Todas Partes sean una gran oportunidad para recaudar grandes fondos para difundir el mensaje de BA y forjar la comunidad

13 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

El próximo fin de semana en ciudades alrededor de Estados Unidos la gente se reunirá para compartir el pan, entrarle a Bob Avakian (BA) y lo que representa y forcejear con la revolución. Queremos ofrecer algunas ideas sobre cómo hacer que estas cenas sean verdaderos éxitos, avances concretos para la revolución.

En primer lugar, volvemos a imprimir un extracto de la charla de BA El enfoque estratégico de la revolución y su relación a las cuestiones básicas de epistemología y método que trata la relación de BA en Todas Partes con hacer la revolución. Aquí, en este artículo, queremos llamar la atención a este pasaje del extracto en particular:

BA en Todas Partes es una forma de establecer una punta de lanza para todo nuestro trabajo —para el conjunto, y para nuestro trabajo revolucionario en general— y establecer una base comunista revolucionaria para ese trabajo, al mismo tiempo que, como he venido enfatizando, tiene que haber lucha a continuo para forjar el trabajo de la misma campaña BA en Todas Partes sobre la base concreta de la revolución y el comunismo, y no convertirla en otra cosa. He aquí otra contradicción que tenemos que tratar correctamente. El mero hecho de que es objetivamente cierto que lo que se concentra en la nueva síntesis del comunismo y en la dirección de BA es, de hecho, la base científica y el enfoque estratégico de la revolución y el comunismo, no significa que no sea posible su transformación en otra cosa en su implementación y enfoque. Todo en este mundo es contradicción, y es posible convertir todo en su contrario, por medio de lucha. Y eso lo hemos visto: fue posible convertir la dictadura del proletariado en la dictadura de la burguesía sin abandonar el nombre “dictadura del proletariado”; o es posible convertir el socialismo en el capitalismo abandonando el nombre del “socialismo” o sin —y a menudo sin— abandonarlo. Y es posible convertir el comunismo en su opuesto sin abandonar el nombre del “comunismo”. Por lo que se trata del contenido concreto. Se trata del método y enfoque. Se trata de la ciencia. Se trata de promover o no, al llevar a cabo BA en Todas Partes, lo que esta campaña representa y encarna concretamente —es decir, la nueva síntesis del comunismo y la dirección hacia el objetivo de la revolución y el comunismo— o hacer que sea otra cosa, transformarla o no en su contrario, en efecto.

Al mismo tiempo —como el otro lado de otra contradicción importante— la campaña BA en Todas Partes no es y no se debe entender ni tratar como algo plano y lineal de simplemente conectarnos con las personas y activar su participación de cualquier manera en que quieran participar, a cualquier nivel de unidad que ellas encuentren y de cualquier manera en que sea posible ganarlas a contribuir a BA en Todas Partes. Se trata de manejar correctamente esta contradicción muy importante entre el aspecto principal —y sí debe ser el aspecto principal— de lo que representa la dirección de BA y la nueva síntesis del comunismo, por un lado, y por otro lado, el hecho de que objetivamente existe la base para que muchas personas participen en esta campaña quienes no están de acuerdo ni siquiera con el objetivo del comunismo, ni hablar de lo que representan la nueva síntesis del comunismo y la dirección de BA.

Así que, por un lado, esta contradicción se expresa o podría expresarse en que BA en Todas Partes no es simplemente una campaña en un sentido general, no es algo lineal y plano, sino que de hecho constituye una forma de lucha de clases en la esfera ideológica — no entendido, repito, de una manera economista, limitada y reificada, sino entendido como lucha en la esfera ideológica sobre qué es el problema y qué es la solución en el mundo, por así decirlo, y qué papel tiene la nueva síntesis del comunismo y la dirección de BA en relación a eso. Todo eso es una forma de lucha ideológica, no simplemente se trata de presentarlo a ver qué piensan las personas al respecto, sino de llevar con ellas una lucha ideológica activa sobre lo que es cierto al respecto — todo ello por un lado, y por otro lado, concretamente aplicar la orientación y buscar activamente los medios para activar la participación de muchas personas, de un creciente número de personas, que en un momento dado no están convencidas, o no están convencidas por completo, de todo lo anterior pero sí creen que es muy importante que las cuestiones que BA en Todas Partes concentra — de que a dónde va la humanidad, digamos: qué es el problema, qué es la solución, qué pasa en el mundo, por qué pasa, que si tiene que seguir pasando, si hay una solución, qué es la solución, cómo llevar a cabo esa solución — todas esas grandes cuestiones que efectivamente ocupan el corazón de la nueva síntesis del comunismo y la dirección de BA, es necesario que se propaguen todas esas cuestiones en la sociedad con un fuerte impacto. En el caso de todas las personas que reconozcan eso, con los desacuerdos que tengan, tenemos que trabajar para encontrar las formas, y trabajar con ellas de modo que participen en el desarrollo de las formas, para que contribuyan a esta campaña, al mismo tiempo que desarrollemos y llevemos lucha ideológica sobre todo eso con ellas, así como en la sociedad más ampliamente.

Anteriormente, hablé sobre las iniciativas de masas, y aludí a algo que escribí hace poco sobre quiénes deben participar en estas iniciativas de masas, y por otro lado qué es nuestro enfoque respectivo, a base de lo que debe ser nuestro enfoque básico. Bueno, lo mismo se aplica a BA en Todas Partes. ¿Quién debe participar en BA en Todas Partes? Todo aquel que reconozca (o, repito, sea posible ganar a reconocer, por medio de lucha, permítame recalcar) que las cuestiones las que presenta la nueva síntesis del comunismo y lo que BA representa como una concentración de la dirección relacionada con esa nueva síntesis, que todo eso tiene que propagarse de manera muy amplia y tener un impacto importante en la sociedad, que se discuta y se debata activamente, aunque muchas personas así tal vez no concuerden con todo o ni siquiera quizás buena parte del contenido concreto de esa nueva síntesis del comunismo y lo que representa la dirección de BA. Pero todas las personas que crean que sea importante que las cuestiones que la nueva síntesis presenta, los grandes interrogantes que suscita, bullan en la sociedad —impacten fuertemente la sociedad y el discurso en la sociedad, el debate y la lucha en la sociedad— son personas que tienen el potencial de participar y deben participar en BA en Todas Partes. Al igual que las dos iniciativas de masas, debe participar y potencialmente puede participar toda persona que entienda, o que es posible ganar a entender, que son intolerables los ultrajes que impulsan esas iniciativas de masas, y que hay que luchar en su contra, al mismo tiempo que nosotros presentamos nuestro entendimiento completo de lo que representa lo que estas iniciativas de masas hacen, y además el contexto general en el cual estas surgen e impactan la sociedad y el mundo en general.

Vea el extracto completo:El conjunto de trabajo revolucionario ahora”"

Lo anterior es importante y bastante claro. Merece la reflexión seria, y que uno regrese al pasaje repetidamente. Una cosa: no hay necesidad, no hay lugar para trucos. Basta con difundir a BA, a las amplias masas. Sin duda hay un montón de material para hacerlo empezando con las Seis Resoluciones que el Comité Central del Partido aprobó recientemente (cuales resoluciones les ofrecen a las personas una introducción muy concentrada sobre la importancia de la dirección de BA), las obras clave que él ha creado, los varios afiches y tarjetas de mano de sus citas, etc.

Aquellos encargados de dirigir esto tienen que formular buenos planes, o revisar y dar seguimiento a los que ya han hecho. Si ya han hecho planes, deben regresar a estos, revisar y “actualizar” esos planes. Deben preguntarse a sí mismos: ¿Qué estamos aprendiendo acerca de los “ecosistemas” sociales y políticos clave dentro de los cuales debemos trabajar de manera sistemática, y cuáles son los eslabones clave dentro de esos sistemas? ¿Cuáles son las fuerzas sociales y quiénes son los individuos a que hemos llegado, y los a que tenemos que contactar? ¿Qué estamos aprendiendo en el proceso de hacer esto?

Para tomar un ejemplo que da una idea de lo que queremos decir: en el trabajo para organizar el diálogo entre Bob Avakian y Cornel West sobre “Revolución y Religión: La lucha por la emancipación y el papel de la religión” en la Ciudad de Nueva York en 2014, los camaradas se centraron en varios “ ecosistemas” clave — la comunidad de Harlem, siendo un eslabón clave algunos de los proyectos de vivienda multifamiliares; la comunidad religiosa con el Seminario Teológico Unión como un eslabón clave; y la Universidad de Columbia así como el estrato progresista en Nueva York en general. Hacían el análisis, hacían los planes, resumían la experiencia y registraban el progreso cada día. Aprendimos más acerca de la dinámica de estos “ecosistemas” al mismo tiempo que los cambiábamos. Cuando fuera necesario, y a menudo lo era, se hacían modificaciones sobre la base de evaluar la experiencia. Si todavía no se han hecho tales planes, o, más probablemente, si se han hecho pero hay que concretar y desarrollarlos mucho más, ha de hacerlo, ya.

En segundo lugar, los planes dependen de LAS PERSONAS. Y hay un montón de personas, con un montón de lazos e ideas y creatividad, ahora mismo, con que unirse y desatarlas. Las personas que asistieron a las reuniones de masas sobre el proceso de las resoluciones; las personas que asistieron a los eventos de la gira de escuelas de Carl Dix y Sunsara Taylor (“Si tienes seriedad respecto a cambiar el mundo y quieres saber qué es una VERDADERA revolución: Una invitación... a conocer la revolución”) o que toman parte en organizarlos en las escuelas todavía por visitar; las personas que participaron en De Pie en Octubre o en el movimiento contra el patriarcado, especialmente como se concentra en la lucha por el derecho al aborto y el control de nacimiento; y desde luego las personas que han mostrado interés en emprender el estudio de la nueva obra de BA, La ciencia, la estrategia, la dirección para una revolución concreta, y una sociedad radicalmente nueva en el camino a la verdadera emancipación. Asimismo las muchas personas que asistieron al Diálogo entre BA y Cornel West, o que han asistido a presentaciones de la película. Hay personas que ahora están entrando en la vida política de otras formas a quienes deberíamos contactar. Y, para repetir, debemos reunir un núcleo, o unos núcleos, de personas mientras hacemos esto, y llegar a otros movimientos y sectores de la población.

En tercer lugar, y muy importante, tenemos que guiar a otros a resumir continuamente el proceso de luchar con la gente para asistir a la cena: ¿cuáles son las cuestiones clave que surgen?, ¿qué aprendemos de la gente?, ¿cómo están estas cuestiones enraizadas en la realidad material y qué es lo que nos dicen al respecto?, ¿cómo podemos hacer avanzar adelante esta lucha?. A la luz de esto, vale la pena regresar a parte de lo que hemos citado arriba:

[BA en Todas Partes] constituye una forma de lucha de clases en la esfera ideológica — no entendido, repito, de una manera economista, limitada y reificada, sino entendido como lucha en la esfera ideológica sobre qué es el problema y qué es la solución en el mundo, por así decirlo, y qué papel tiene la nueva síntesis del comunismo y la dirección de BA en relación a eso. Todo eso es una forma de lucha ideológica, no simplemente se trata de presentarlo a ver qué piensan las personas al respecto, sino de llevar con ellas una lucha ideológica activa sobre lo que es cierto al respecto — todo ello por un lado, y por otro lado, concretamente aplicar la orientación y buscar activamente los medios para activar la participación de muchas personas, de un creciente número de personas, que en un momento dado no están convencidas, o no están convencidas por completo, de todo lo anterior pero sí creen que es muy importante que las cuestiones que BA en Todas Partes concentra — de que a dónde va la humanidad, digamos: qué es el problema, qué es la solución, qué pasa en el mundo, por qué pasa, que si tiene que seguir pasando, si hay una solución, qué es la solución, cómo llevar a cabo esa solución — todas esas grandes cuestiones que efectivamente ocupan el corazón de la nueva síntesis del comunismo y la dirección de BA, es necesario que se propaguen todas esas cuestiones en la sociedad con un fuerte impacto.

Entonces se seguiría que deberíamos resumir cómo nos van las cosas en esa lucha a lo largo del camino. Este es un proceso de lucha ideológica, polarización, más lucha ideológica, repolarización... y así sucesivamente. ¡Y cuando nos esforzamos por algo crucial, se exige una evaluación cada día y a veces aún más a menudo!

En cuarto lugar, mientras que hacemos esto, tenemos que animar a las personas a tomar parte en las tareas concretas de construir la cena y hacerla algo que realmente corresponda a BA y lo que representa, algo muy genial, muy acogedor, pero que al mismo tiempo realmente proyecta lo que BA representa y lo que este movimiento representa. Estos tipos de tareas no sólo son esenciales, sino que son buenas formas en que las personas entran en las cosas.

En quinto lugar, BA en Todas Partes es una campaña de recaudación de fondos, y debemos recaudar un montón de fondos mientras organizar esto. BA y lo que representa tienen que difundirse en la sociedad en general, pero sin duda en este momento, en medio de la agitación y el cuestionamiento sobre el futuro, se subraya la necesidad de esto aún más. ¿No deberían las personas comprar entradas de primera y no sólo para ellas mismas sino para los amigos? ¿No deberíamos pedir a las personas sus ideas sobre a quién más acudir? Deberíamos animar a la gente a escribir cheques a The Bob Avakian Institute [el Instituto Bob Avakian]. En este momento mucha gente da dinero, mucho dinero, a los candidatos presidenciales quienes en el mejor de los casos promueven ilusiones letales y retocan un status quo de una sociedad en la que se trituran y se oprimen a millones de personas todos los días, cual status quo tiene sus raíces en el horror de la dominación estadounidense del mundo y todo lo que significa para las siete mil millones de personas en el planeta. ¿No deberían donar a algo que promete la VERDADERA esperanza, sobre una sólida base científica? ¿Y no deberíamos luchar con ellos para hacerlo?

En sexto lugar, hay que planear ahora lo que vaya a pasar en las cenas, y lo que resulte de las cenas. ¿Cómo encarnarán las propias cenas el tipo de comunidad que queremos construir, prefigurando la revolución y la nueva sociedad que luchamos para realizar? ¿Cómo van a “invitar” a las personas a participar en BA en Todas Partes? ¿Qué formas habrá para que muchos distintos tipos de personas no sólo “se enchufen en” actividades ya organizadas, las que sí deben haber, sino que traigan sus propias ideas y conocimiento?

Por último, la dirección es todo. Durante la próxima semana, la dirección tiene que estar activa en el trabajo con la gente, utilizar y promover continuamente la línea de este editorial, encarnar un modelo en cómo llevar a cabo este trabajo e insistir en que la gente represente el mensaje de modo consecuente.

Y luego, el próximo fin de semana, ¡¡que vayamos a toda máquina y nos divirtamos de verdad!!

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/en-memoria-de-will-reese-en.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

 

Will Reese

Will Reese (1950-2016)

Will era un comunista revolucionario, una persona orgullosa de llamarse a sí mismo un seguidor de Bob Avakian (BA), y listo en todo momento para utilizar la ciencia para decir por qué él era y además por qué deberías ser un seguidor. Will era miembro del Partido que se dedicó toda la vida al comunismo y fue a cualquier lugar que la gente estuviera en movimiento y la lucha estuviera más intensa, donde quiera que el Partido pidiera que fuera, para difundir esta revolución. Will luchó lo mejor que pudiera en el Partido y lo más duro que pudiera para comprender y luchar por el entendimiento que BA ha desarrollado y por aplicarlo a los problemas de la revolución. Tomó iniciativa para desarrollar ideas y planes creativos, y para contribuir lo mejor que pudiera a la lucha colectiva para transformar el mundo hacia el comunismo.

Will pasó una muchísimo tiempo en la población de la sociedad, especial (pero no solamente) los más oprimidos, y miles de personas en la Ciudad de Nueva York y en todo Estados Unidos lo conocieron, amaron y respetaron como revolucionario impenitente, férreo luchador contra los muchos crímenes del sistema capitalista-imperialista y defensor apasionado y científico de la dirección de Bob Avakian y de la nueva síntesis del comunismo que BA ha desarrollado, la que Will entendía que era el eslabón clave para alcanzar un mundo libre de toda la crueldad y horror innecesarios que él vio llover sobre las masas populares cada día de su vida.

Will se encontraba en las primeras filas de muchas luchas cruciales durante los últimos 35 años, en Atlanta, Miami, San Francisco, Los Ángeles y finalmente en Nueva York. Fue a Atlanta en la década de 1980 cuando “fuerzas desconocidas” habían secuestrado y asesinado al menos 20 niños y jóvenes negros. Fue a Miami a raíz de dos grandes rebeliones contra el asesinato policial de hombres negros no armados y a Los Ángeles después del levantamiento de masas provocado por la absolución de cuatro de los policías captados en video golpeando salvajemente a Rodney King.

Su férreo ardor e ira al denunciar a estos crímenes contra el pueblo, su voluntad de dar voz a su propio dolor profundo y al de la gente, especialmente por lo que les pasaba a los jóvenes, inspiró a las personas y podría conmoverlas hasta las lágrimas y hasta la acción. (Vea el vídeo de su discurso [en inglés] en una reunión de cientos de personas en una iglesia de Harlem en agosto de 2015 para organizar las protestas de De Pie en Octubre contra el terror y asesinato policial.) Repetidas veces dirigió a la gente a enfrentar a los opresores en las calles, y también trabajó en amplios sectores de profesores, profesionales e intelectuales, lo que incluyó reunirse con gente como los autores James Baldwin y Tony Cade Bambara para granjear su apoyo para luchas importantes. Al mismo tiempo, Will nunca dejó de centrarse en la necesidad de atraer a incorporar en el movimiento para la revolución a aquellos que más necesitan la revolución, los que viven las más duras formas de este infierno todos los días bajo este sistema, en especial los jóvenes.

Will Reese, del Club Revolución, pide al público hacer donaciones para enviar a cien familias a las actividades “De Pie en Octubre”, durante una reunión del 27 de agosto de 2015, Iglesia 1 Corintios, Ciudad de Nueva York.

Pero lo más llamativo de Will era su determinación de repetidamente volver al hecho de que a menos que la gente se levantara para hacer una revolución, estos horrores seguirían sucediendo, una y otra vez, y además que para que la revolución se dé en el futuro, las personas tienen que empezar a dar un paso al frente ahora y entrar en Bob Avakian y la ciencia revolucionaria que BA ha forjado.

Will podía entrar, algo que sí lo hizo, a una sala de cientos de estudiantes que protestaban con furor contra la brutalidad policial pero que estaban completamente empantanados en las falsas soluciones mezquinas e ilusorias y cambiar completamente el ambiente al explicar la necesidad y la base para la revolución y al retarlos a dedicarse la vida a eso y nada menos. Podía dirigir y sí dirigía al Club Revolución de Harlem, que entró en los grandes multifamiliares con una misión y un plan para hablar con cada inquilino al menos una vez, acerca de por qué el estreno de la película de Habla BA: ¡Revolución, y nada menos! era algo a que tenían que asistir si se preocupaban por la gente y por el futuro. Podía salir y sí salía a amplios sectores de la gente para organizarlos a asistir al Diálogo sobre la revolución y la religión entre BA y el cristiano revolucionario Cornel West en 2014. Y cuando las personas respondieron de que querían asistir porque les gustaba Cornel (quien tiene un bien merecido respeto en muchísimos negros), Will no dudaba al decirles: “Genial, pero ¿usted sabe de Bob Avakian? He aquí a un líder de que es preciso que usted sepa”. Will vio la importancia y actuó a partir de la necesidad de activar a la gente en torno a estas actividades y siempre trabajaba para obtener declaraciones de las masas acerca de POR QUÉ iban a asistir al estreno de Habla BA: ¡Revolución, y nada menos! y por qué otros deberían asistir y retaba y trabajaba para que se responsabilizaran de organizar a otros a asistir al Diálogo sobre la revolución y la religión.

Will no sólo promovió y popularizó a BA, sino que apreció enormemente y trabajó para aplicar el método y enfoque científicos de BA, lo que incluyó una confianza inquebrantable en la capacidad de las masas de hacer suya la revolución y una perseverancia increíble de realizarlo frente a todo obstáculo. Aun cuando padecía problemas de salud, Will pasaría la noche en vela leyendo, pensando y hablando de problemas de este tipo, planteándolos ante otros camaradas y las masas mismas, saliendo con perseverancia a hablar con los jóvenes y retándolos y resumiendo esa experiencia, manteniendo cuadernos de lo que la gente había dicho y de ahí desarrollando planes nuevos con metas específicas para hacer avances.

Will comprendió la importancia de capacitar a las personas para ser comunistas y puso gran énfasis en esta tarea, lo que incluyó su ingreso al Club Revolución y al Partido, lo que a menudo implicaba superar el problema de que tanta gente de los de abajo de la sociedad ha sido privada de los rudimentos de una educación y quienes son analfabetos o semi-analfabetos. Sobre la base de su propia experiencia como maestro de estudiantes que habían abandonado o habían sido expulsados de la escuela, Will trabajó con las personas leyendo en voz alta los escritos u otras obras de BA y de ahí discutían las ideas con profundidad. De esta manera, en Los Ángeles reclutó a Willie “Mobile” Shaw quien por su parte era, hasta su muerte en 2005, una fuerza poderosa para conectar a las personas con BA y la revolución en Los Ángeles. (Vea “Declaración de Bob Avakian, presidente del Partido Comunista Revolucionario, con motivo de la muerte de Willie ‘Mobile’ Shaw”.)

Will fue también un agitador muy capaz que perseguía y se burlaba implacablemente del enemigo, ¡en sus narices! En Atlanta esto le ganó un apodo amargo por parte de los cerdos policiales que le llamaban el “Mouth of the South” [el Bocón del Sur]. Solía pasar en las calles de Atlanta que decenas de personas se reunían alrededor de Will quienes escuchaban con atención mientras él denunciaba los crímenes de este sistema. Pero Will también les “escuchaba con atención”. No hablaba “a” las personas; siempre estaba muy al tanto de su público, en busca de señales, en los ojos, una sonrisa, el lenguaje corporal, de lo que podía tener una idea de lo que pensaban y lo que vivían, y que llamara a la gente aunque simplemente caminaban por ahí: “Vamos, hermana, ya sabe que lo que digo es la verdad. ¿Qué piensa al respecto?” Y atraían a las personas, forjando en el acto una comunidad de gente que oponía resistencia a la opresión, bregaba sobre por qué las cosas son como son y cómo pudieran ser diferentes.

Harlem, NYC. Reaching out to—and drawing in—the youth.
Harlem. Conectándose, y organizando, a los jóvenes.
(Especial para www.revcom.us/Revolución)

Como parte de todo esto, Will era una persona increíblemente cálida, juguetona y cariñosa que vio y procuraba conectarse con lo mejor de cada persona que iba conociendo, con los brazos abiertos alentando a las personas a jugar el mayor papel que pudieran en el movimiento para la revolución, si fueran de los veteranos de ese movimiento o empezaran a conocer el movimiento en ese momento. Al aprender conscientemente de BA, Will puso el ejemplo de un espíritu comunista de amar y apreciar a las masas populares a la vez que siempre luchaba para darles dirección. Con buen humor, con firmeza y en ocasiones con gran valor, Will desafió las manifestaciones de machismo, racismo, nacionalismo, servilismo o sumisión a los opresores y demás ideas que mantenían a las personas esclavizadas por el sistema.

Aunque tuvo mucho conocimiento de las muchas barreras que impiden que las personas se pongan de pie en contra del sistema de y las presiones para renunciar a esa lucha, tales como la sola dificultad de sobrevivir, el temor al poder que el sistema puede hacer caer sobre uno mismo, la presión de una sociedad de “preocuparse solamente de uno mismo” y de las “ideas tradicionales” atrasadas, Will estaba aún más consciente de la necesidad y del potencial de que las personas rompieran esas barreras y se convirtieran en parte de la fuerza que lucha por la emancipación de toda la humanidad.

Todo esto ejercía un gran impacto sobre todos los que estaban a su alrededor; muchas personas que se encontraron con Will hace 20 o 30 años nunca lo olvidaron, y además Will mantenía a un gran número de personas en su corazón.

La vida temprana de Will Reese

Will era uno de aquellos que, desde muy temprano en la vida, fue impulsada por el amor por el pueblo y el odio por la opresión que el pueblo sufría, y buscaba sin tregua una comprensión y una salida, un camino hacia un mundo digno del ser humano.

Will creció en la parte rural del suroeste de Virginia bajo el reino sofocante de la abierta supremacía blanca en la que las reglas para la gente negra estaban manifiestas, escritas en las leyes de Jim Crow y las costumbres reaccionarias... y con sangre. Y todas esas reglas se reducían a una sola regla: “reconozca su lugar” y, sobre todo, que siempre se someta a la autoridad blanca. Cada persona negra comprendía que violar esas reglas podría implicar una detención, una paliza o un linchamiento sanguinario.

Pero Will ya se sentía el redoble de otro ritmo a medida que el movimiento de derechos civiles se extendía por el Sur, dando ánimo a los corazones y el espíritu rebelde de los jóvenes, hasta en los lugares rurales atrasados. A una edad temprana, Will era uno de los desafiantes que se negaban a someterse. Él y sus amigos audazmente trataron de integrar una peluquería que sólo servía a gente blanca, pero tenían que retirarse cuando el dueño sacó una escopeta. Lograron integrar una pista de patinaje sobre ruedas que había negado entrada a su hermanita. Se presentaron en un club campestre vestiditos muy a su moda e insistieron en jugar al golf. Pero hasta entre estos desafiantes, Will se destacaba por su arrojo: en una ocasión cuando apenas dejaba de ser niño, Will y sus amigos se enfrentaron a un gran grupo de jóvenes blancos; los amigos de Will se largaron corriendo pero Will se plantó e hizo frente a los contrincantes.

Unos años más tarde, Will vio una imagen del Partido Pantera Negra, en la que estaban vestidos de boinas y chaquetas de cuero negro, y reconoció la militancia la que quería emular. Por lo que se puso a buscar una boina. ¡Pero no había boinas en su ciudad! Sin disuadirse, confeccionó una boina a partir de un sombrero viejo y consiguió una chaqueta de cuero como pieza acompañante.

Después de la secundaria, Will recibió una beca para jugar fútbol americano y asistir a Emory y Henry, una pequeña universidad de artes liberales que sólo unos pocos años antes había aceptado a sus primeros estudiantes negros desde su fundación en 1839. La universidad le abrió nuevos mundos y nuevas posibilidades para Will. Se sintió atraído por el espíritu rebelde y magnanimidad intelectual que encontró entre los estudiantes y profesores de arte, todos los que eran blancos. Tenía una pasión por la pintura al óleo, y hasta la fecha una de sus pinturas está colgada en una universidad comunitaria del rumbo. Se metió en el jazz. Estudió la historia.

Sin embargo, en medio de todos sus intereses, talentos y pasiones, Will vio sobre todo la necesidad de cambiar radicalmente las cosas, y eso es lo que fijó la pauta para su vida. En los auges de lucha de la década de 1960 y 70, cobraban cada vez más influencia las ideas revolucionarias, pero todavía no existía una dirección revolucionaria clara ni una estrategia clara para la revolución en Estados Unidos. En esas condiciones, miles de estudiantes y ex estudiantes se reunían en pequeños colectivos e iniciaban varios proyectos, a menudo con el fin de conectar las ideas radicales que florecían en las universidades con la gente oprimida en muchas comunidades.

Will participó en eso: al terminar sus estudios en la universidad, formó un colectivo para publicar una revista con sede en la región de los montes Apalaches cerca de su escuela. The Plow [El arado] publicó ensayos, escritura creativa y arte que reflejaban la cultura singular de la gente profundamente oprimida de los Apalaches, en su gran mayoría gente blanca. Will lo vio como un vehículo para difundir las ideas radicales e iniciar resistencia, pero otros en el colectivo la veían simplemente como una revista cultural, y cuando esa línea logró dominar, Will se salió en busca de algo nuevo.

Unos amigos lo invitaron a Hawai’i a mediados de la década de los 70, donde se conectó con la lucha de los indígenas hawaianos oprimidos por recuperar su cultura como parte de la lucha por su liberación. A Will le gustaba ir a su campamento en la playa y cotorrear con ellos. Consiguió un trabajo en una planta de procesamiento de piña y se unió a las huelgas y luchas laborales que se daban mucho en ese entonces.

Mediante todo esto, Will siguió ampliando su perspectiva, al aprender que el problema era más que simplemente la supremacía blanca; su perspectiva se abrió cada vez más a ver un sistema mundial del imperialismo que asolaba la vida de miles de millones de personas, aunque en líneas generales todavía estaba basado en un punto de vista nacionalista revolucionario.

Dar el salto al comunismo

Pero hacia 1978 conoció a unos camaradas del recién formado Partido Comunista Revolucionario (PCR) que luchaban férreamente contra los opresores, pero con una perspectiva diferente, la del internacionalismo proletario y del comunismo. En ese momento, Bob Avakian estaba bajo un fuerte ataque de parte de los gobernantes de este sistema, por su papel como líder de la lucha revolucionaria en Estados Unidos así como por su papel como líder en el movimiento comunista internacional quien denunciaba al nuevo liderazgo de China, mismo que tomó el poder por medio de un golpe de estado militar a la muerte del gran líder revolucionario, Mao Tsetung; eran unos traidores revisionistas de la revolución que iban restaurando el capitalismo en China1. BA enfrentó cargos que representaban el potencial de 241 años de cárcel que resultaron de un brutal ataque policial contra una manifestación que él había dirigido contra Deng Xiaoping (el líder del golpe de estado) cuando Deng fue a Washington D.C. en 1979, donde los gobernantes de Estados Unidos le dieron la bienvenida como héroe.

Will, quien aún bregaba con la necesidad de romper con el nacionalismo revolucionario, decidió unirse a los 170 voluntarios que iban a Washington, D.C. por seis semanas para librar una intensa batalla política para liberar a Bob Avakian y las otras 17 personas que enfrentaban cargos graves por la manifestación. En esa batalla trabajaban entre amplios sectores de la gente de Washington, D.C., de los ghettos más oprimidos a los artistas, intelectuales y activistas y las personas relativamente privilegiados y profesionales, y denunciaban los escandalosos cargos falsos y también explicaban la necesidad de una revolución y el papel de los auténticos líderes comunistas como BA.

En el transcurso de eso, Will empezó a reconocer que este movimiento comunista, esta ciencia y la dirección de BA eran lo que él había venido buscando, el camino hacia la verdadera liberación de toda la gente. Y una vez hecho eso, su enorme desafío, amor por el pueblo y odio por la opresión se fundieron con la ciencia y la dirección que efectivamente podían forjar un camino hacia un futuro totalmente diferente.

De ese momento en adelante, Will estuvo cien por ciento metido: a aquellos que trabajaban con él Will les parecía totalmente intrépido y de una energía completamente inagotable en su dirección de las personas a oponer resistencia a la opresión y difundir el comunismo revolucionario y luchar con las personas para hacerlo suyo, desencadenadas como una verdadera fuerza de la naturaleza, intrépidas, férreas, centradas en la realización de una revolución tan pronto que sea posible.

Will le decía a la gente que una de sus obras favoritas de Bob Avakian era el último ensayo de Lo BAsico, “El potencial revolucionario de las masas y la responsabilidad de la vanguardia”, lo que es muy apropiado dado que la perspectiva y la orientación de este ensayo caracterizaban muy bien a Will. En esencia, Will tenía un profundo sentido de la opresión de las masas y una inquebrantable confianza en su capacidad de hacer suyas la lucha y la ciencia del comunismo revolucionario.

En encuentros personales, Will presentaba el paquete entero, aunque fuera una persona nueva. Antes de las protestas del 14 de abril de 2015 contra el asesinato policial, unos jóvenes de edad universitaria llegaron para ayudar a hacer mantas para la marcha, pero luego se ponían a volver a casa en lugar de asistir a la protesta. Will les preguntó por qué, y en esencia le dijeron que si bien apoyaban la protesta (por lo que participaron en hacer las mantas), no querían correr el riesgo de poner en peligro su educación universitaria, y se preocupaban de que fuera a abrir una brecha entre sí mismos y sus padres. Will no hizo caso omiso de tal posibilidad, pero se adentró en lo que el mundo necesita de su parte en estos momentos, y habló de su propia experiencia y la de cientos de miles de personas en los años 1960 cuando los jóvenes que formaban la columna vertebral del auge de lucha revolucionaria a menudo tenían que ir en contra de sus familias y enajenarse de las mismas. Y dijo que, en realidad, el cambio revolucionario no es posible si los jóvenes no están dispuestos a hacerlo y que es importante poner al futuro de la humanidad y de la gente, la que incluye a las personas como sus padres, por encima del dolor real que eso podría causar a corto plazo. Tal lucha era por lo que es real; Will no simplemente ponía unos puntos sobre los que esos jóvenes debían “reflexionar”, sino que les ponía un reto concreto de hacer un gran cambio en su vida porque eso es lo que se necesitaba.

Estando en el hospital, muy enfermo, Will aplicó todas las energías que tuviera a difundir la revolución, repartiendo el periódico Revolución entre los médicos y el personal del hospital, entrando en conversaciones con cualquiera que lo transportara y trabajando para profundizar su propia comprensión para poder desempeñar un papel mayor. Cuando se publicaron las Seis Resoluciones del Partido Comunista Revolucionario, Estados Unidos de enero de 2016, Will tenía varias oportunidades de discutirlas con los camaradas.

La muerte de Will Reese le parte el corazón a aquellos que lo conocieron y amaron y constituye una gran pérdida para todo el movimiento revolucionario. Pero también lanza un reto. A todos los que conocieron, admiraron y amaron a Will, lo que incluye a aquellos que empezaban a conocerlo: urge mucho que ustedes sigan su ejemplo: de poner los intereses de la gente o de poner más plenamente los intereses del pueblo al centro de su vida y de conectarse con esto, de conectarse más plena y profundamente con esto, como seguidor de BA, estudiando su método y enfoque científicos, popularizando y difundiendo su dirección de la manera que Will lo hizo, en la forma que lo hizo un líder y luchador tan valioso por el futuro de la humanidad. Se lanza este reto a los revolucionarios de larga trayectoria y a las personas nuevas; a hacer lo más importante que una persona pueda hacer con la vida, y a hacerlo bien, e importará muchísimo el que todos y cada uno de aquellos recogen este reto entren a la lucha por un mundo libre de toda opresión al que Will Reese dedicó su vida entera, de cuerpo y alma.

 

1. Hoy es mucho más fácil ver que el golpe de estado de 1976 signó una revocación de la revolución porque la China de hoy es un “modelo” grotesco de la explotación capitalista fuera de control, que destruye la vida de la gente y el medio ambiente al servicio de las ganancias. Pero en 1978 ni la mayoría de los comunistas entendían bien esta situación, y tal confusión desorientaba a la lucha revolucionaria en su conjunto por todo el mundo. El papel de BA de analizar a fondo y muy científicamente lo que había sucedido y sobre esa base, de oponérsele y de luchar por mantener el movimiento comunista internacional en el camino de la verdadera revolución amenazó profundamente al sistema mundial del imperialismo. [regresa]

 

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/429/sobre-el-ascenso-de-donald-trump-y-la-necesidad-y-posibilidad-de-una-revolucion-concreta-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Sobre el ascenso de Donald Trump... y la necesidad y posibilidad de una revolución concreta

9 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Donald Trump es tres cosas.

¡A tuitear esto!

Uno: Trump es el representante idóneo de los elementos más feos, más podridos, más parásitos y más corruptos del ya muy feo, brutal y opresivo imperio estadounidense y los valores sociales que lo encarnan. Aparte de sus posiciones políticas, todo su comportamiento en la vida, es decir, la intimidación, la sordidez, la adoración y glorificación del dinero, el orgullo de la ignorancia, el burdo chovinismo de “Estados Unidos Número Uno”, el desprecio lascivo hacia las mujeres: todo eso es exactamente adónde conduce el llamado Sueño Estadounidense. Él encarna la explotación y saqueo que representa el capitalismo, y la mentalidad del “yo primero” que engendra. Él es una extrema manifestación de eso, pero al fin y al cabo una manifestación. Esta sociedad condiciona a la gente para que quiera y siga eso. Y esto es lo que produce una reacción positiva en el núcleo duro de seguidores de este imbécil terco y sus gruñidos.

Dos: Trump ha reunido a un sector del movimiento fascista en Estados Unidos de modo mucho más visible y agresivo. Organiza a aquellos que se sienten objeto de exclusión y “falta de respeto”, a los que les han enseñado que su piel blanca y la identidad estadounidense los hacen especiales, pero quienes ahora “no se sienten especiales”, y quienes les echan la culpa a los que les han enseñado a despreciar como “inferiores” en la sociedad. Este sentido de “derechos y privilegios del hombre blanco” frustrados cunde profundamente en la médula del Estados Unidos blanco; los republicanos lo trafican abiertamente y los demócratas lo “respetan cortésmente” (mientras lo trafican a su manera), y ahora Trump lo ha llevado a nuevas alturas. Dirige a estas personas iracundas contra los inmigrantes, contra el pueblo negro, en una palabra, contra los más oprimidos; las dirige contra los “extranjeros” y “los diferentes” y en particular contra todos los musulmanes; y las dirige contra cualquiera que se niegue a aceptar los crímenes de este sistema o que siquiera se atreva a discrepar con Trump. Mueve a “su gente” con una visión de Estados Unidos que merodea, saquea, asesina y tortura abiertamente por todo el mundo: el gangsterilismo abierto, bruto, sin disculpas en comparación con el gangsterilismo “refinado” de Obama. En sus mítines algunos subordinados suyos siempre rodean y golpean a aquellos que se atrevan a levantar una voz en su contra, ante ovaciones de cacareos de la turba que Trump ha convocado. Y si alguien criticara a Trump en línea, éste cuenta con millones de seguidores que, como pirañas, se erigirían en una “chusma virtual” para atacarlo.

Al hacerlo, Trump ha atraído a muchas personas que quizá no sean reaccionarios de hueso colorado, pero cuya insatisfacción y anhelos, junto con su ingenuidad y mucho más que eso, la ventaja histórica y estatus que les da como “personas blancas” en Estados Unidos, hacen que sean susceptibles al atractivo de Trump, algo que lo hace aún más peligroso.

Aunque no hubiera otra cosa (y sí hay muchas otras cosas), todo esto y sus implicaciones para la sociedad en general concentran la necesidad de una verdadera revolución.

Ver también:

Un enfoque científico serio de lo que dio lugar a Donald Trump:
Unas obras de Bob Avakian sobre cómo hemos llegado a esta situación — y la posibilidad de algo mucho mejor

 

El engendro de una crisis de legitimidad

Pero sigue la lista. Tres: Trump ha agravado fuertemente la crisis de legitimidad en la manera en que se gobierna el imperio estadounidense. La “legitimidad” se refiere a la manera en que la población en general, en tiempos normales, percibe como “legítimas” las reglas según las el sistema funciona y la fuerza armada que utiliza para hacer cumplir dichas reglas. Puede que objeten y protesten cuando al parecer los de arriba tergiversen o violen dichas reglas, pero en tiempos normales la mayoría de la población acepta las reglas en sí. A su vez, cuando los de arriba empiecen a cuestionar y violar estas reglas, cuando los de arriba tengan divergencias sobre cómo deben ser las reglas, cuando al parecer las reglas no funcionen, cuando el funcionamiento de las reglas resulte tan odioso que impulsa a las personas a oponer resistencia, o cuando los actos de resistencia en sí pongan en duda las reglas... es posible que la gente empiece a cuestionar, a una escala en masa, las reglas mismas. En primer lugar, ¿de dónde provinieron estas reglas, y a quiénes y a qué sirven? Cuando millones de personas se pregunten al respecto, sus preguntas resultan muy peligrosas para la clase dominante.

Habla BA: ¡REVOLUCIÓN — NADA MENOS! Bob Avakian en vivo.
Una película de un discurso dado en 2012 en inglés.

Durante un tiempo ya, se ha dado una aguda contienda entre dos agrupamientos en la clase dominante, aproximadamente centrada en los partidos Republicano y Demócrata, específicamente sobre la elaboración de nuevas “normas que legitiman” o reglas. Esta contienda ya llevan dos décadas en marcha y asume distintas formas: en este mero momento, como botón de muestra, la lucha muy aguda sin precedentes sobre el que vayan a permitir que Obama ejerza su deber constitucional de poner a nominación otro magistrado de la Suprema Corte. En su esencia es una lucha sobre lo que serán las “reglas que legitiman”, el consenso que cohesiona las “reglas” de la sociedad, en un tiempo de gran cambio y trastorno.

El sistema entero se encuentra a múltiples crisis en diversos frentes: la globalización y el “turbo-impulso” de la economía mundial, que ha causado el vaciamiento de la base industrial estadounidense y la degradación del nivel de vida de decenas de millones de personas, de la mano con una desigualdad salarial extraordinariamente marcada... las fracturas de la situación internacional, con un desafío directo a Estados Unidos (y Europa occidental) de parte de fuerzas jihadíes islámicas fundamentalistas pero además de parte de otros rivales... los tumultuosos cambios del papel de la mujer en los frentes económico y cultural, sobre todo respecto a la familia... y los cambios de la composición “racial” de Estados Unidos, con la creciente necesidad de hacer uso de la mano de obra de los inmigrantes de la mano con la efectiva expulsión de millones de afroamericanos de la fuerza de trabajo, y la instauración de un sistema genocida de encarcelación en masa... y la intensificación de la crisis ecológica. En amplios y diversos sectores de la población pululan una extensa enajenación y sentir de que el sistema no funciona y que no se aplican las reglas de manera justa.

La cohesión del centro: ¿podrá aguantar?

Aquí son muy relevantes las observaciones y el análisis del artículo “¿Podrán conservar la cohesión?... Una pirámide o dos escaleras” del folleto La guerra civil que se perfila y la repolarización para la revolución en la época actual de Bob Avakian (BA). BA escribe: “cuando se dé una crisis de legitimidad, cuando lo que mantiene la cohesión de la sociedad empiece a deshilacharse y en tal caso se presenten esfuerzos de forjar un nuevo consenso gobernante, se plantea de manera aguda si dichos esfuerzos de forjar un nuevo consenso gobernante (digamos, un nuevo ‘aglutinante social’) aguantará y servirá...”.

Ante esta situación, los demócratas principalmente han aplicado una orientación de tinte “multicultural”.  Apoyan de labios para fuera las luchas de diversas nacionalidades oprimidas que históricamente han estado en la mira de una fuerte discriminación y las reconfiguran y encausan de modo que dejen avanzar algunos sectores pequeños, y a la vez encierran a la mayoría en condiciones aún más desesperadas (por ejemplo, los recortes de la “reforma de ayuda pública” y la encarcelación en masa que ejecutó el primer régimen de Bill Clinton). En general, prefieren presentar su agresión militar con un manto de “poder blando” y alianzas de ultramar a la vez que siguen cometiendo viles crímenes de guerra mediante aviones no tripulados y librando a guerras muy sanguinarias mediante sustitutos como Arabia Saudita.  Reforman tantito la “red de prestaciones sociales” de manera “favorable para los negocios”, a la vez que en general presiden recortes draconianos.

Aquellos que están agrupados en torno a los republicanos han elegido usar poderío militar abierto y agresivo Y ADEMÁS impulsar una base fascista en Estados Unidos en torno a la imposición de creencias y valores cristianos fundamentalistas sobre la sociedad, una adoración a las fuerzas militares y un capitalismo mucho más desenfrenado, lo que ha incluido el mayor destripamiento de los sindicatos. En esta dinámica, los republicanos llevan décadas con un comportamiento mucho más agresivo, y los demócratas una y otra vez se han puesto a conciliarse con ellos, a la vez que los republicanos han rechazado la legitimidad misma de los últimos dos presidentes demócratas.

Léalo aquí

En estos momentos, cada uno de estos grupos se ha topado con problemas en la actual campaña electoral, los cuales se manifiestan entre los demócratas en la forma del candidatura de Bernie Sanders, con una plataforma de revolución del pueblo, y como “socialista democrático” quien predica su meta de integrar a la gente en el proceso electoral en la forma del Partido Demócrata. Olvídense que su candidatura NO es una “revolución del pueblo”, que no es un socialista y que al hacer que la gente se ponga la camisa de fuerza del Partido Demócrata (para colmo, una camisa de fuerza supuestamente más holgada), eso hará que sea imposible hacerle frente y solucionar en concreto los problemas ante la humanidad.

Pero en el Partido Republicano estos problemas son mucho más fuertes. Las principales fuerzas de este partido se encuentran ante la persona que encabeza la lucha por la candidatura presidencial de una manera que no se ha dado en la historia reciente. Que quede claro: Trump, desde el comienzo, ha contado con el apoyo de fuerzas más grandes; no es tanto el “actor independiente” que da a entender. Las “encuestas” en sí no explican la extensísima cobertura con la que ha contado desde el verano de 2015, hasta hace poco cobertura muy respetuosa. Pero en estos momentos las principales fuerzas en el Partido Republicano efectivamente se han agrupado en contra de Trump de manera que casi no tiene precedentes.

Durante años, los republicanos han utilizado los mismísimos temas con las mismísimas personas que Trump ahora predica con tanto éxito. De hecho, el principal rival de Trump, Ted Cruz, en sí es un fascista extremo y muchas posiciones suyas son aún más reaccionarias que las de Trump. Además, Cruz rivaliza con Trump por el apoyo de los fascistas cristianos: Trump ya cuente en su redil a una buena parte de los mismos pero además ha expandido esta base a otros sectores de la población y ha venido forjando toda esta base bajo su mando, lo que es parte de la amenaza específica que represente en general, y una parte de la amenaza a los republicanos y también una parte de lo que atrae hacia Trump al gobernador y ex candidato presidencial Christie.

Pero dado que todos estos republicanos, y el partido en su conjunto, se han basado en estos temas, una vez que percibieron a Trump como una posible amenaza, no tenían una forma concreta para contrarrestarlo (al menos al comienzo). Cuando lo atacan por ser un apologista racista por el Ku Klux Klan... cuando lo atacan por ser un enemigo de las mujeres (un misógino)... pues, suena falso porque su partido entero ha dependido de esto, esto ha estado al centro su atracción. Cuanto más siga así, y entre más las dinámicas subyacentes se vean impulsadas a salir a la luz, más personas pueden preguntarse por qué este partido machista, racista y fascista era considerado legítimo en primer lugar. Pueden preguntarse por qué los demócratas no sólo han tratado de cooperar con los republicanos, sino que se han esforzado para conciliar con ellos. ¿A quién y qué sirve esto? ¿Qué clase y cuáles intereses de clase?

Por otro lado, si el establecimiento republicano echara abajo a Trump, ¿cómo sería que su base respondiera a eso? El movimiento de milicias y grupos similares ya están todos metidos con lo de Trump, y ni siquiera consideran como legítimo al actual gobierno. Por lo que, ¿qué pasa si los responsables republicanos violan sus propias reglas a fin para impedir que Trump consiga la nominación? Es posible, claro, que lo hagan de una manera que desacredite a Trump ante la gente que él ha movilizado, y que lo hagan sin perjudicarse a sí mismos. Pero por otro lado, es posible que no puedan hacerlo.

Como BA también dice en la misma serie (“El peligro de los fascistas cristianos y los retos que plantea”): “no es posible cumplir con promesas a estas fuerza, como lo hace el Partido Republicano... y no es posible seguir haciendo promesas y luego no cumplirlas”. Trump ha puesto al descubierto y aprovechado el hecho de que por décadas, el sector de la clase dominante agrupado en torno a los republicanos no ha “cumplido” con esta base. En el frente militar, enemigos mucho más débiles han derrotado y empantanado al tan cacareado ejército estadounidense alrededor del mundo. El pueblo negro no solo NO ha aceptado que lo “pongan en su lugar” sino que en los últimos años ha encabezado un enorme cuestionamiento del racismo estadounidense, y en diversas ocasiones se han llenado las calles en que personas de diversos sectores sociales se han unido y se han colocado en las primeras filas en valiente lucha contra el asesinato policial racista.

Y a pesar de que Obama en realidad no es más que un instrumento de este mismo imperio, de hecho el comandante en jefe del mismo, para la gente en el núcleo duro de esta base republicana la propia idea de un hombre negro en una posición de autoridad, ni hablar de la presidencia, es completamente intolerable e ilegítima. Además: las personas gay, en lugar de ser condenados al ostracismo y desechados, han llegado a ser mucho más aceptados, hasta la Corte Suprema les ha concedido el derecho de igualdad en el matrimonio. Y si bien han seguido atacando a las mujeres y les han quitado el derecho al aborto a millones de ellas, eso no basta para estos seguidores del patriarcado; además, si la Corte Suprema dicta un fallo en contra de las nuevas restricciones brutales y odiamujer al aborto en Texas y otros estados que la Corte ve en estos momentos, esa base se enardecerá mucho. Por último, se han venido operando los fuertes recortes del nivel de vida de las decenas de miles de personas que ya mencionamos, que representa un trasfondo y apuntalamiento respectivo.

El ascenso de un aspirante a Hitler en Estados Unidos

Y ahí viene Trump y dice redimir dichas promesas frustradas. Se propone aglutinar a un sector de los fascistas cristianos de larga trayectoria con gente nueva que comparte buena parte de los mismos sentimientos de resentimiento y furia, de fondo sobre la base de derechos y privilegios del Estados Unidos blanco.

¡A tuitear esto!

Las implicaciones auguran cosas muy grandes, si bien en la situación sigue habiendo muchísimo cambio y transición. Si Trump ganara la candidatura, eso se desencadenaría aún más a este movimiento, y habría consecuencias muy feas e impredecibles en cada parte de la sociedad. Si Trump llegara a ser presidente, se manifestaría una dimensión completamente distinta, a medida que Trump ejecute el programa con se postuló.

¿Y qué tal si los elementos de la clase dominante que perciben a Trump como una amenaza y que ahora lo atacan, después de dejarlo cobrar fuerzas durante meses, después de promoverlo durante esos mismos meses... qué tal si logren desbaratar su campaña para la nominación republicana? Bueno, tendrían un problema: ¿qué harían con el movimiento que ya se ha cohesionado en torno a él? No está claro en este caso lo que haría Trump, o las personas que él ha atraído.

Además, la situación también podría presentar cada vez más problemas para los demócratas. Por ejemplo, ¿qué pasaría si un sector de la población que ha azuzada Trump resultara decepcionado porque la situación le prive a Trump de la candidatura o de otro lado, se envalentone por su triunfo y aumenta su violencia contra las personas que los demócratas consideran “su base”? Los demócratas se concilian a continuo con los fascistas, pero ¿qué tal si lo vuelvan a hacer y se nieguen a dirigir a la gente a hacerle frente... cuando hay personas que estén del humor para hacerlo?

Aquellos que toman las decisiones en el imperio estadounidense podrían tener que hacerle frente a cosas así: ¿qué causaría más inestabilidad y daños para sus intereses, tales como los perciben?

¿Qué hacer y cómo avanzar frente a esta amenaza fascista?

Pase lo que pase en lo inmediato, los tiempos vienen volviéndose más gruesos. Habrá represión. La polarización actual, en la que decenas de millones de personas buscan una salida pero las únicas opciones son los fascistas como Trump o Cruz, y los demócratas (incluyendo la supuesta “alternativa radical” de Sanders), NO tiene nada de bueno, y si se dejara así, llevaría al desastre. Hace falta una RE-polarización para la revolución, y hay que arrancarla de la situación actual. NO habrá un camino fácil hacia algo mejor.

Hay resistencia, y debe haber más, a esto, pero no en la forma de votar por un demócrata, pero sobre la base de las cosas que ya hemos visto cuando las personas vayan a los mítines de Trump y lo denuncian. Pero lo más importante que tenemos que entender es lo siguiente: el tumulto en la cima de la sociedad en este momento... la llegada de figuras políticas que pretenden cambiar la forma de gobernar a la población, quizá de maneras dramáticas y extremadamente desordenadas... las riñas intestinas entre los gobernantes sobre qué hacer al respecto... abre nuevas posibilidades, y nueva necesidad, para denunciar al sistema que engendró todo esto y para forjar un polo de atracción en torno a una fuerza organizada que representa una alternativa concreta: la verdadera esperanza revolucionaria sobre una sólida base científica. Todo esto en su conjunto es parte de un proceso que podría crear una oportunidad en que una fuerza que tenga como meta hacer una revolución, y que esté dispuesta y capaz de dirigir a la gente para hacerla, pueda dar grandes avances con el potencial de abrir la oportunidad de acometerlo todo. Es decir, dirigir a millones de personas a acometer la revolución, a toda máquina, con una posibilidad concreta de ganar.

Eso no es el único resultado posible, ni es necesariamente un camino que resultaría uno, dos, tres de la situación. Pero la revolución NO se hará en una situación fácil ya preparada; necesariamente implicará tumulto, trastorno y avance en medio de represión fuerte. Lo importante es analizar, comprender y trabajar en torno a esas posibilidades ahora.

Las complejidades de eso... todos los retos que plantearía... todo eso va más allá de lo que trataremos en este artículo o en este número. Pero SÍ tenemos un artículo que sirve de guía para explorar las obras de Bob Avakian, quien ha desarrollado todo un método de entender científicamente una agitación social de este tipo y la forma en que se puede aprovechar situaciones sumamente peligrosas, con una dirección correcta, para hacer grandes avances. En los meses por venir, nuestro sitio web y nuestras páginas prestarán mucha atención a cómo aplicar estos principios, en la medida de que esto se desarrolle. Y las y los lectores tienen un papel concreto que jugar en la exploración de estas obras, y con sus cartas con sus ideas suscitadas por las mismas.

Pero ahora mismo, es POSIBLE y NECESARIO decir algunas cosas sobre lo que el ascenso de Trump, en este momento inclusive, implica para aquellos que trabajamos por la revolución:

Implica, sobre todo, hacerle saber a la gente que existe una alternativa CONCRETA y NECESARIA a todo esto: la revolución. Esto implica, ahora mismo y en los próximos meses, aprovechar el ambiente muy cargado para hacer que lo de BA se conecte con millones de personas: su manera de conocer el mundo, la visión de una nueva sociedad que él ha desarrollado (concretada en la Constitución para la Nueva República Socialista en América del Norte) y la estrategia para alcanzarla. Además, este trabajo abarca ir a aquellos que el mensaje de Sanders ha atraído y convencerlos de que no se puede hacerle frente a lo que enfrentamos en los términos que propone Sanders, los que son, como dijimos recientemente, una “ilusión del camino indoloro”.

Implica prepararnos a nosotros mismos, al movimiento para la revolución, y al pueblo para hacerle frente a un ambiente mucho más represivo que lo que ya se viene desatando, y las mayores medidas y acciones represivas que ya se ciernen con el ascenso de Trump (y pase lo que pase con Trump, su candidatura va creando opinión pública y organización a favor de esa represión). Esto implica como elemento muy importante construir un muro de apoyo en torno a BA, sobre la base de que las personas comprenden lo que BA representa y llegan a respetar y amarlo sobre esa base.

Esto es sumamente importante. Sin una alternativa CONCRETA, la gente permanecerá encerrada en el mismo círculo vicioso en que ya se encuentra.

Implica hacer trabajo de difusión en la población y explicar muy vívidamente que Trump en realidad encarna lo que representa Estados Unidos y no significa de ninguna manera fundamental ir en contra de Estados Unidos, y que la solución no es volver a la ilusión de “las tradiciones democráticas de Estados Unidos” ni dedicar nuestras energías a la elección de un demócrata como alguna forma de defensa, sino que luchar de verás para deshacernos de una vez por todas de un sistema que produce un sinfín de Trump, de Reagan y, sí, de Clinton. Lo que implica salir a las personas que se oponen a Trump así como a las personas que actualmente se dejan seducir por él pero cuyos intereses y aspiraciones más fundamentales sólo se pueden satisfacer por medio de la revolución comunista y a quienes, mediante lucha, es posible convencer para que lo vean. La base para hacerlo y tener éxito radica en las contradicciones de este sistema social y lo que engendra, de tantas maneras diferentes, y en el hecho de que Trump no es una anomalía o alguna excepción rara, sino una concentración de este sistema social en un momento de crisis.

Implica hacer que revcom.us y el periódico REVOLUCIÓN tengan mucha más presencia en la sociedad. En momentos como éste, cuando las personas tengan más ganas que de costumbre de conocer lo que pasa y qué hacer al respecto, que este sitio web y periódico sean en lo concreto, como BA ha planteado, “la guía, eje y herramienta esencial para activar, orientar, formar y organizar a miles, e influenciar a millones de personas, en la lucha contra el poder, y la transformación del pueblo, para la revolución... acelerando y haciendo los preparativos para el momento cuando sea posible jugársela el todo por el todo, con una posibilidad concreta de ganar”. Y lo implica en un nivel completamente distinto.

El Club Revolución en De Pie en Octubre

Únase con el
Club Revolución
 aquí

¡Afíliese al CLUB REVOLUCIÓN!

Además, el movimiento para la revolución tiene que tener una forma mucho más poderosa, lo que implica que los Clubes Revolución tienen que ser fuerzas mucho más vitales en los barrios y las escuelas, reclutando a las personas sobre la base de sus dos consignas: La humanidad necesita la revolución y el comunismo, y Luchar contra el poder, y transformar al pueblo, para la revolución. Implica que los centros de la revolución, las librerías, han de convertirse en sitios dinámicos donde la nueva síntesis del comunismo de BA interactúe y contiende con las tendencias importantes en la sociedad y aglutina la tendencia del comunismo revolucionario. Y, por último, el propio Partido, la vanguardia, tiene que crecer y desarrollarse más, de modo cuantitativo y, sí, cualitativo, en su rigurosidad científica y orientación revolucionaria.

Implica seguir movilizando a la gente para luchar contra el poder, para conectarse con la justa ira y desafío que las personas se sienten hacia Trump, llegando y uniéndose a aquellos que interrumpen sus mítines y además, al mismo tiempo y de aún más importancia, seguir luchando, y atrayendo a más personas a la lucha, contra el terror policial y otras formas de opresión de la gente negra, latina y de color... contra la opresión de las mujeres y, en este momento, los viles intentos de privar a decenas de millones de mujeres del derecho al aborto... contra la satanización de los inmigrantes... las guerras... y el saqueo del medio ambiente.

En resumen, éstos son tiempos de peligro... y son tiempos de gran oportunidad. Prepárense para ponerse a la altura del desafío que está ante nosotros.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/429/un-enfoque-cientifico-serio-de-lo-que-dio-lugar-a-donald-trump-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Un enfoque científico serio de lo que dio lugar a Donald Trump

Unas obras de Bob Avakian sobre cómo hemos llegado a esta situación — y la posibilidad de algo mucho mejor

9 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Revolution--Nothing Less
Habla BA: ¡REVOLUCIÓN — NADA MENOS! Bob Avakian en vivo.

Una película de un discurso dado en 2012 en inglés.

Si usted quiere en serio entender la situación que dio origen a Donald Trump, un lugar clave para comenzar es la obra que Bob Avakian (BA) ha hecho sobre la crisis de décadas de duración en la clase dominante de Estados Unidos y sus posibles implicaciones para la revolución. Bob Avakian es el líder del Partido Comunista Revolucionario, Estados Unidos, y el arquitecto de una nueva síntesis del comunismo más sistemáticamente científica. Se puede encontrar más información y otros discursos y escritos de BA aquí.

Además de explorar lo que BA revela acerca de esta crisis en particular, lo más importante es aprender del método y enfoque que él aplica.

Éntrale a esto, y éntrale a BA. Existe un camino adelante.

Donde empezar:

Consigan todas estas obras y más aquí.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/429/carl-dix-y-sunsara-taylor-invitan-y-reclutan-a-estudiantes-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Esto es lo más importante que puede hacer con su vida.

Carl Dix y Sunsara Taylor invitan y reclutan a estudiantes en California a la verdadera revolución

9 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Desde principios de febrero, cientos de estudiantes se han reunido en siete campus en California para escuchar a Carl Dix y Sunsara Taylor hablar de la necesidad de hacer la revolución comunista y por qué deberían dedicar sus vidas a hacer esta revolución y a la emancipación de la humanidad.


Carl Dix y Sunsara Taylor en la escuela secundaria Berkeley High School.

En una forma viva y convincente, Dix y Taylor desafiaron a los estudiantes a hacer frente a los horrores del mundo a su alrededor: el asesinato policial de gente negra, latina y de color; la violencia sin cesar y la degradación impuestas sobre las mujeres; las feas guerras por el imperio; la deportación en masa de los inmigrantes; y la catastrófica destrucción del medio ambiente. Revelaron las raíces de estos horrores en el sistema de capitalismo-imperialismo. Expusieron vivamente cómo Bob Avakian (BA), mediante décadas de trabajo, ha elaborado una nueva síntesis del comunismo que funda el proceso de hacer la revolución y emancipar a la humanidad en una base sistemáticamente científica, y cómo esto cambia todo en cuanto a la capacidad de la humanidad para finalmente ponerle fin a la noche larga y oscura en la que la humanidad se ha dividido en amos y esclavos. Y explicaron de modo inspirador cómo Bob Avakian dirige activamente ahora mismo el proceso de hacer la revolución como presidente del Partido Comunista Revolucionario, Estados Unidos.

Dix y Taylor también hablaron cada uno de su propia vida y evolución política, compartiendo su primer encuentro con la revolución, y cómo el liderazgo de BA —y, a veces el mismo BA— influyó en su decisión de dedicar la vida a la revolución y en su evolución como líderes comunistas ellos mismos. Retaron creencias, le sacaron a la gente de su zona de confort, le levantaron la visión, dieron la bienvenida a las preguntas de todos los ángulos, e invitaron a muchos a participar en el proceso de aprender más mientras se unan con otros ahora mismo para cambiar el mundo hacia la revolución.

Tan pronto como terminaron las presentaciones, las manos se alzaron. ¿Cómo podrá esta revolución lidiar con la creciente crisis ambiental, es siquiera posible —bajo cualquier sistema— satisfacer las necesidades de toda la humanidad sin destruir los ecosistemas de la Tierra? Incluso si se hiciera una revolución, ¿cómo realmente van ustedes a eliminar el racismo y el sexismo, no es el caso que están profundamente arraigados en las personas? ¿Cómo se puede hablar de la ciencia si gran parte de ella depende de una sola persona? Parece que ustedes promuevan a BA como un “culto”, ¿no? En su nueva sociedad socialista, quiénes van a decidir cuales políticas se lleven a cabo y cuales voces se escuchen? ¿Tendrá la gente la libertad de practicar su propia religión? Bernie Sanders es mejor que los demás por lo que deberíamos apoyarlo, ¿no es así? ¿Por qué no lo apoyan ustedes? ¿Tienen miedo a la muerte? ¿Es realmente cierto que todo el porno es sexista? ¿Qué hacen ustedes hoy, y qué debemos hacer acerca de todas estas cosas que están mal ahora? ¿Es realmente posible derrotar a los ejércitos de un imperio tan poderoso? ¿Y qué de la no violencia? ¿Y qué de todas las personas reaccionarias y fundamentalistas de raza blanca con sus armas? ¿Qué, exactamente, es la nueva síntesis de Bob Avakian? ¿Qué quieren decir ustedes con eso de la ciencia? ¿No necesitamos una mejor democracia? ¿Y qué de las personas que no están de acuerdo con el comunismo — ustedes van a desplazarlas después de la revolución? ¿No se necesita el mercado para motivar a la gente a promover la innovación? Estos y otros interrogantes importantes se exploraron, y se promovieron las obras de BA y la página web revcom.us cómo materiales para ahondarse aún más.

Six Resolutions

Los estudiantes mencionaron las mentiras que se les han enseñado de que los líderes comunistas han supuestamente “matado a millones de personas”. Taylor y Dix dejaron las cosas en claro no sólo sobre los específicos incidentes mencionados, sino que explicaron la deshonestidad en la manera en que la historia de las revoluciones comunistas se enseña en esta sociedad. Desafiaron a los estudiantes a profundizarse en la verdad ellos mismos, ir a la página web ThisIsCommunism.org y a estudiar las lecciones y el enfoque que BA ha elaborado a través de forcejear a fondo con la verdadera historia del comunismo —tanto de los tremendos logros como las deficiencias y errores muy reales— precisamente para que podamos hacerlo mejor y llegar más lejos en la nueva etapa de la revolución comunista que se necesita con urgencia ahora.

En la escuela secundaria Berkeley, “Berkeley High”, había un interés especial por parte de los estudiantes en las lecturas que Dix y Taylor compartieron de la autobiografía de Bob Avakian. BA llegó a la mayoría de edad durante la era del Movimiento de Derechos Civiles cuando era un estudiante en Berkeley High. Aunque la mayoría de las preguntas de los estudiantes de Berkeley High en gran parte se centraron en la revolución comunista, en conversaciones informales casi todos los estudiantes dijeron que lo que más se les destacó eran las historias personales de BA acerca de sus años en Berkeley High. Varios estudiantes negros señalaron, de modo serio, que todavía experimentan la clase de segregación social de hace 50 años que BA describió, la que dirige a los estudiantes negros en diferentes trayectorias académicas que los estudiantes blancos. Ellos se sienten atraídos por la manera en que BA tomó en serio la vida y experiencias de sus amigos negros, y su sincero reconocimiento de lo mucho que aprendió de ellos y cómo eso impactó profundamente en su vida.

En la Universidad de Stanford, una de las universidades elitistas de Estados Unidos, así como a estudiantes de maestría y doctorado que asistieron a la gira en otras universidades, Taylor y Dix repetidamente se refirieron y animaron a ellos a explorar la nueva obra de BA, La ciencia, la estrategia, la dirección para una revolución concreta, y una sociedad radicalmente nueva en el camino a la verdadera emancipación así como la Constitución para la Nueva República Socialista en América del Norte (Proyecto de texto) para abordar con mayor profundidad las grandes cuestiones tratadas. El enfoque de la nueva síntesis de las relaciones entre un estado socialista y toda la revolución mundial, el funcionamiento y contradicciones económicos, las cuestiones de comercio internacional, las cuestiones de cómo las ideas de los científicos o pensadores fuera de lo normal serán exploradas y debatidas, por qué el Partido Comunista Revolucionario debe seguir liderando la nueva sociedad pero también por qué el Partido tendrá que ser retado y toda la sociedad imbuido de grandes debates, fermento y disidencia para que todo siga avanzando por el amplio camino hacia el comunismo, y se exploró mucho más. Algunos de estos estudiantes de alto nivel intelectual sugirieron que el liderazgo por parte de tal Partido es “elitista”. Otros argumentaron que en el mundo real sólo una élite intelectual podría realmente gobernar y que es “utópico” intentar superar la división entre aquellos entrenados para trabajar con las ideas y la gran mayoría de este planeta que ha estado impedida de hacerlo.

Taylor y Dix dieron vida a los “5 Altos”, las cinco concentraciones horrorosas de este sistema en torno a las cuales hay que movilizar a las personas a PARAR: el asesinato policial de negros, latinos y otros de color; la opresión de la mujer; los ataques a los inmigrantes; la destrucción capitalista del medio ambiente; y las guerras por imperio. Lo que está en juego para millones de personas hoy en día en cada una de estas grietas sociales, así como las conexiones entre la lucha contra ellas ahora y los preparativos para una revolución, se presentaron a los estudiantes. Se discutieron los planes —y hay que organizar y movilizar mucho más— para una huelga nacional de estudiantes contra el asesinato y terror policial en abril.

Lo BAsico, de los discursos y escritos de Bob Avakian

El manual para la revolución

Después de cada programa, Taylor, Dix y militantes de los Clubes Revolución locales y de las escuelas se quedaron durante horas forcejeando con las aspiraciones más altas y los mayores retos en el pensamiento de los estudiantes. En dos escuelas, grupos se reunieron en cuestión de días para leer juntos y discutir el primer ensayo en Lo BAsico, “Reforma o revolución — Cuestiones de orientación, Cuestiones de moral”. En otras escuelas, se organizaron reuniones en las que nuevos reclutas en el Club Revolución se unieron a los miembros más experimentados para ir a la escuela de inmediato para difundir la dirección de Bob Avakian y estudiarla más profundamente ellos mismos. Donde quiera que la gira estuviera, impactó y transformó profundamente la atmósfera y a un sector de la gente de maneras significantes, aunque iniciales. Le introdujo a revcom.us y el periódico Revolución como un medio clave para seguir aprendiendo y actuando junto con otros para hacer la revolución.

Hay mucho más que se debe aprender de esto, muchos nuevos interrogantes a explorar a fondo, y más gente a quien organizar y con quien trabajar para entender mucho más profundamente la dirección de BA y para participar en llevar esto al mundo y al mismo tiempo luchar para poner fin a los muchos crímenes grandes de este sistema. Vamos a cubrir más acerca de estas primeras paradas —y las paradas futuras de esta gira— en las páginas de revcom.us y el periódico.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/el-dirigente-revolucionario-mas-radical-y-cientifico-del-planeta-hoy-salio-de-berkeley-high-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

“El dirigente revolucionario más radical y científico del planeta hoy salió de Berkeley High!”

Sunsara Taylor | 16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Una parte muy emocionante de la gira nacional de reclutamiento en los planteles escolares que estamos llevando a cabo en estos momentos Carl Dix, yo y los demás consiste en llevar la dirección de Bob Avakian y la nueva síntesis del comunismo a los estudiantes y profesores de Berkeley High. Lo que tiene de tan especial es que esta es la escuela secundaria a la que asistió BA y que le influyó a un grado muy alto. Si usted lee su autobiografía, verá que Berkeley no siempre fue el bastión de las ideas y acciones radicales que llegó a ser después. BA describe de manera muy conmovedora como era ir a la escuela secundaria, ya que la habían desegregado recientemente, para formar profundas amistades con estudiantes negros, hacer deportes, salir, y formar grupos de canto con ellos, y cómo esto lo cambió e influyó en el de una manera profunda y duradera.

Otra cosa especial en relación a Berkeley High es que tiene una mezcla muy positiva de los diferentes tipos de estudiantes. Hijos de profesores y otros intelectuales de alto grado se mezclan con los estudiantes que vienen de los sectores más oprimidos del pueblo, una mezcla de ideas y tradiciones radicales y progresistas con una gran diversidad de nacionalidades y experiencias en la vida. Todo esto pone de relieve por qué estos estudiantes necesitan saber de la vida y el ejemplo, y el liderazgo continuo para una revolución concreta, que Bob Avakian ha vivido y está proporcionando, y entrarle a  la revolución que él dirige.

Como parte de traer la gira de Carl Dix y Sunsara Taylor a Berkeley High, decidimos hacer un gran cartel con una ampliación de la imagen de BA y las palabras “Bob Avakian, el líder revolucionario más radical y científico del planeta hoy asistió a Berkeley High! Más información en RevCom.us”. Planeamos llevar esta fuera de la escuela para hablar con los estudiantes al final del día, informarles acerca de Bob Avakian y hacer que se interesen en la revolución concreta.

Un día, incluso antes de que hiciéramos el gran cartel, fuimos a la escuela, ya que estaba en la hora de fin de clases. Un miembro del Club Revolución agita fuertemente mientras cientos de estudiantes pasaban por ahí. “¿Saben ustedes que el líder revolucionario más radical y científico del planeta hoy salió de Berkeley High? Su nombre es Bob Avakian, y él ha forjado una nueva síntesis del comunismo para emancipar a la humanidad. Berkeley High influyó mucho en él, y si quieres un mundo sin terror policial, sin guerras, sin violencia contra las mujeres, es necesario conocer y entrarle a Bob Avakian”.

Berkeley High School Walkout November 5, 2015

Más de 1.000 estudiantes de prepa Berkeley High abandonaron sus clases el 5 de noviembre de 2015 para protestar contra las amenazas racistas publicadas en computadoras de la biblioteca escolar. Foto: Especial para revcom.us/Revolución

Muchos quedaron intrigados. En general, hay dos tipos de grupos de estudiantes que se detuvieron. Las agrupaciones de estudiantes negros que estaban en general favorable a la idea de la revolución y estaban especialmente preocupados por el racismo y la brutalidad de la policía, así como otras injusticias. Y grupos de estudiantes blancos que tendían a hacer interrogantes en cuanto a una revolución de manera más teórica y abstracta, siendo más escépticos e incluso a veces en oposición en sus actitudes.

Nos acercamos a varios grupos de amigos negros que podíamos ver asintiendo con aprobación de la agitación, entrando más profundamente en el significado de BA y lo especial de que él salió de la misma escuela que ahora están asistiendo. Entramos en que muchos de los problemas que aún enfrentan las personas oprimidas hoy, como el racismo y el terror y el asesinato policiales, eran las mismas cosas que le influyeron a él mientras crecía y con las que ha llegado a dedicar su vida de acabar. Y cómo, cuando se fijó en esto llegó a ver su relación con el poner fin a todas las demás formas de opresión y explotación que afectan a las mujeres, inmigrantes y personas de todo el mundo que el ejército de Estados Unidos asesina y saquea, así como la forma en que el capitalismo destruye nuestro planeta.

El Club Revolución en De Pie en Octubre

Únase con el
Club Revolución
 aquí

¡Afíliese al CLUB REVOLUCIÓN!

Una mujer joven negra dijo: “Estoy de acuerdo con todo eso, y me gusta que ustedes parecen estar hablando de realmente hacer algo al respecto, no sólo hablar de ello”. Ella había aprendido de muchas de las cosas que estábamos hablando en la escuela, pero no veía a mucha gente realmente luchando para poner fin a ellas totalmente. Su amiga añadió: “Sí, todo lo que realmente hemos hecho es una huelga, pero ahora ya ha pasado”. Ella se refería a un paro de unos 800 estudiantes hace un par de meses, por motivo de un incidente racista en el campus. BA Muchas veces BA ha señalado que las masas de personas a menudo no entienden lo que han logrado cuando ellos se levantan, e hice hincapié en esto con estas dos mujeres jóvenes, diciendo: “¡Fue muy importante lo que ustedes hicieron cuando hicieron el paro! Se cambió la forma en que mucha gente piensa y puso en una luz la opresión y la inspiró a mucha gente mucho más allá de los estudiantes de esta escuela. ¡Deberían estar muy orgullosas! Pero, entonces también tienen que asumir la responsabilidad de averiguar lo que hace falta para seguir adelante, para hacer que forme parte de una lucha que puede poner fin a TODAS las formas de opresión no sólo aquí sino en todo el mundo “.

Se sonrieron ampliamente y hablamos un poco más acerca de cómo Bob Avakian nunca renunció a la revolución porque los problemas en este mundo que claman por la revolución no han mejorado, y porque él ha hecho el trabajo científico para identificar la base en el mundo real para acabar con ellos, y qué tanto pudiera importar para ellos el aprender más de esto. Otra estudiante negra tomó volantes adicionales para llevar a sus amigos y dijo que había aprendido de y siempre se ha interesado en el Partido Pantera Negra y la revolución, pero realmente no sabía lo que significaba y pensó que esto podría ser una manera de aprender más. Varios de estos estudiantes dieron sus números de teléfono y direcciones de correo electrónico para mantenerse en contacto y expresaron interés en explorar la creación de un Club Revolución en el campus.

En cuanto a los grupos de estudiantes blancos intelectuales, algunos de ellos se veían claramente preocupados por el mundo y las injusticias que ven a su alrededor, pero un buen número, obviamente, sentía mucha distancia entre ellos y lo que la gente de todo el mundo se enfrentan y si es realmente “su problema” o no. Un grupo de aproximadamente 15 de ellos se quedaban por ahí después de que la mayoría de los estudiantes habían dispersado, a la espera para los paseos, coqueteándose entre sí, y colectivamente alterándose para ver quien mejor podría refutar y / o desestimar a los comunistas y el desafío que se estaban poniendo delante de ellos.

No sabes lo que crees que 'sabes' sobre... La revolución comunista y el VERDADERO camino a la emancipación: Su historia y nuestro futuro Una entrevista a Raymond Lotta

La gente necesita la verdad sobre la revolución comunista. La PURA verdad. En un momento en que las personas se levantan en muchos lugares en todo el mundo y buscan formas de avanzar, se descarta totalmente ESTA alternativa. En un momento en que aún más personas se preguntan urgentemente y plantean grandes interrogantes en relación al futuro, se calumnia y se difama y se miente sobre ESTA alternativa constantemente mientras que no se les da ninguna oportunidad de responder a los que defienden esta alternativa.

Se incluyen la entrevista a Raymond Lotta, una cronología de la VERDADERA historia de la revolución comunista, y mucho más...

Lea más...

Dos miembros del Club Revolución contendían con un grupo de estos muchachos y algunos puntos captaban el interés de uno u otro, pero entonces uno de los estudiantes proclamó en voz alta, “¡Lo que se está hablando es completamente irreal! Nunca va a pasar... La gente no va de acuerdo con eso... ¡El gobierno nunca les va a dejar que salgan con la suya! No se puede hacer lo que está hablando, todo suena muy bien, pero nunca va a funcionar.” Cada vez que decía algo, los miembros del Club tuvieron una buena respuesta, pero la dinámica era difícil de cambiar. Me había perdido la mayor parte de la conversación inicial, pero después de escuchar una y otra vez al intento de refutar, lancé el desafió al estudiante principal “¿Sabes a lo que pareces?” Sus amigos se pusieron atentos y escucharon. “Pareces a alguien que nunca ha estudiado física, nunca estudió ingeniería, la aerodinámica o la teoría de la gravedad que tiene delante de él un enorme tubo de metal lleno con cientos de personas diciendo: ‘¡No hay manera de que ustedes puedan alzar esa cosa al aire! Es obvio que es imposible.’ En otras palabras, no tienes absolutamente ninguna base para decir las cosas que estás diciendo”.

La gente se rió y él se quedó desconcertado. Durante un minuto, él y sus amigos trataron de presionar, rechazando el comunismo, pero sus argumentos se hacían con menos certeza y empezó a estancar. Después de otro minuto, me incliné a él que había desafiado más directamente y dije en voz baja, “Tú estás un poco de acuerdo con lo que estoy diciendo, ¿verdad?” Él asintió con timidez y admitió: “Sí”.

Esto no ganó los estudiantes al comunismo, pero comenzó a cambiar la dinámica de la discusión. Reconocieron que tendrían que entrarle en el contenido de la obra de BA y medirlo en contra de la realidad concreta del mundo antes de tener ninguna base para evaluarlo. Y algunos reconocieron que tenían la responsabilidad de pensar en el contenido de lo que su trabajo se trata — la emancipación de toda la humanidad.

Aun así, esto no impidió, ni debe impedir, que ellos no dejaran de lanzar todo tipo de preguntas y retos a nosotros. Se hizo evidente que al menos un maestro en la escuela había estado enseñando acerca de cómo Mao Zedong había supuestamente “matado a millones” porque este tema, específicamente el gran salto adelante en China, se tocó de forma independiente entre diferentes estudiantes. Un estudiante tocó esto y todo el grupo se confió de nuevo y prácticamente nos acusaron de negar y hacer disculpas por una masacre humana consciente. Una vez más, tuvimos que decirle al estudiante que estaba planteando esto que él no tenía ninguna idea de lo que estaba hablando. Antes de que pudiéramos decir más, él se enojó y empezó a gritar: “¿Cómo se atreven a decirme esto a mí? ¿Por qué debería siquiera hablar con ustedes si me califican idiota? Hace un minuto, yo estaba hablando con ella [señalando a un miembro del club] y realmente interesado, pero si ustedes van a insultarme entonces yo no quiero tener nada que ver con ustedes”. Con paciencia, pero con firmeza, le explicamos que no estábamos diciendo nada en cuanto a su carácter general, sino que nosotros estábamos respondiendo específicamente a su afirmación de que “Mao mató a millones” y si él quería saber por qué, debía calmarse y escuchar, ya que realmente importa. Para darle su mérito, se calmó y preguntó, “OK, ¿qué ocurrió durante el Gran Salto Adelante?”

Un miembro del Club Revolución y yo entramos en el hecho de que las hambrunas habían sido muy frecuentes en la historia de China y fueron una de las muchas razones por que era necesaria una revolución en el primer lugar. El Gran Salto Adelante fue un plan desarrollado por Mao para reorganizar la agricultura para satisfacer las necesidades de la población de China por primera vez para dar una alimentación adecuada y hacerlo de una manera que transformara las relaciones entre las personas de manera más cooperativa y libertadora. Sin embargo, varias cosas se juntaron durante ese esfuerzo y se presentó una situación en que millones murieron de hambre. Entramos en el hecho de que la Unión Soviética había prestado planos, expertos, técnicos, tractores y otras herramientas en el esfuerzo de reorganizar la agricultura, pero en el medio de la Gran Salto Adelante la Unión Soviética, que ya había restaurado el capitalismo, luego sacó a sus expertos, planos, piezas de repuesto, y así sucesivamente, lo cual fue muy perjudicial para la producción agrícola.

» Pasaje en español de: "Introducción y orientación" y "La revolución cultural al interior del PCR"
» Para leer la obra completa en inglés, haga clic aquí.

En otro nivel, se produjo una de las mayores sequías que habían sucedido en 100 años y esto redujo drásticamente la cantidad de comida que se producía. Y, en un tercer nivel, hubo problemas y deficiencias en el plan concreto y el enfoque dirigido por Mao y los revolucionarios, en gran parte debido al hecho de que lo que estaban haciendo era radicalmente nuevo. Sin embargo, la única cosa que no era en absoluto un factor era una especie de intención viciosa por parte de Mao de “matar a millones” y, de hecho, una vez que quedó claro que la gente se moría de hambre, Mao dirigió el nuevo estado socialista para desviar recursos para la primera vez en la historia de china para reducir lo más posible la escasez de alimentos. Además, los mismos cambios que se llevaron a cabo a través del Gran Salto Adelante contribuyeron significativamente a una situación en que, por primera vez en la historia, China se hizo capaz de superar el problema de la escasez de alimentos y poner un FIN al hambre. Explicamos que esto era una parte importante en incrementar la esperanza de vida en China de 32 años en 1949, cuando se hizo la revolución, a 65 años de edad en 1976, cuando fue derrocada la revolución. Todo esto NO es lo que se enseña y es extremadamente importante entender, argumentamos, así como nosotros queremos ir más allá y hacerlo aún mejor la próxima vez de hacer la revolución.

En el momento en que estábamos pasando por todo esto, algunos de los amigos se había ido, pero un núcleo de ellos se quedaba y el que había estado gritando apasionadamente a sólo unos minutos antes se puso particularmente serio e intrigado. Así que respondió, “Por lo tanto, según entiendo yo el socialismo es una etapa en el camino hacia el comunismo, pero luego en el comunismo no hay estado. ¿Cómo funciona? ¿Cómo se puede hacer las cosas sin ningún tipo de coordinación general? “Le dijimos que esto era un gran interrogante y pasamos un poco de tiempo trabajando con él para hacerle entender que es posible, cuando las divisiones de clase y la opresión se han superado, haber un gobierno y administración sin estado. Un miembro del Club Revolución dio el ejemplo de un juego casual de baloncesto y cómo las personas juegan todos juntos y no necesitan a alguien para hacer cumplir las normas o sanciones. Todos saben cómo funciona el juego y que tienen que seguir las reglas y todos juegan juntos y se divierten. El estudiante quedó positivamente impresionado por este ejemplo, pero entonces un amigo intervino y dijo: “¡Pero todo el mundo quiere ganar! ¿Qué motivará a la gente si no se puede salir adelante?”

Nos quedamos un rato más con varios de estos estudiantes, mientras que sus amigos entraron y salieron y pusieron objeciones, pero luego entrando en un estudio más serio. Claro que algunos no quisieron profundizar más, pero otros tuvieron una mentalidad más abierta, y no pocos se vieron atraídos e interesados a pesar de sus preconcepciones. Todo esto fue vigorizante para nosotros los revolucionarios, así como para los estudiantes.

Recogemos varios más números de teléfono y correos electrónicos e hicimos planes de mantenernos en contacto. A medida que caminaba de vuelta a Libros Revolución de Berkeley y hablamos de los planes para una participación más organizada con estos estudiantes, reflexionamos sobre la mezcla muy positiva de los estudiantes en esa escuela y cómo estratégica será perseverar en ir y forjar un Club Revolución de verdad en esta escuela secundaria muy especial de la cual salió BA. Hablamos sobre lo que se señala en el nuevo trabajo de BA, La ciencia, la estrategia, la dirección para una revolución concreta y una sociedad radicalmente nueva en el camino a a la verdadera emancipación, de cómo el pensamiento crítico, incluso cuando se dirige en contra nosotros, es estratégicamente favorable y es una cosa que debemos desear y acoger con alegría entre los estudiantes, pero también tenemos la responsabilidad de participar y llevar a las personas a transformar su forma de pensar para que lleven sus habilidades intelectuales al servicio de la revolución concreta que hace falta y es posible para emancipar a toda la humanidad. Y reflexionamos sobre la mezcla positiva que BA describe en su autobiografía de un ambiente muy intelectual, así como una mezcla muy diversa de estudiantes que se compone de Berkeley High hace años cuando estuvo allí y que todavía caracteriza mucho el lugar. Estamos esperando con anticipación regresar, y tenemos grandes planes para volver allí varias veces más durante esta gira y en las semanas y meses en adelante.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/la-gira-de-carl-dix-y-sunsara-taylor-en-una-universidad-estatal-en-california-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

La gira de Carl Dix y Sunsara Taylor en una universidad estatal en California genera unos interrogantes grandes, un intercambio profundo y una organización inicial

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Recientemente Sunsara Taylor y Carl Dix hablaron en una universidad estatal en California. A continuación un militante del Club Revolución informa sobre el trabajo para preparar el evento y da sus impresiones sobre el diálogo que tuvo lugar.

Habíamos organizado por unas semanas, incluido repartiendo volantes y poniendo afiches. Varias personas expresaron interés en ​​asistir pero no estaban comprometiéndose con hacerlo. Días antes del evento, se anunció que iban a recortar por 40% el presupuesto del departamento de Estudios Étnicos, lo que constituía un duro golpe para los estudiantes y profesores y provocó una protesta. Entre la gente, creó una nueva actitud y perspectiva sobre el verdadero cambio y progreso.

En la protesta repartimos volantes. Un participante en la huelga en la batalla original por los estudios étnicos en 1968 habló en el mitin y dijo que muchas personas protestaron en los años 60 pero no hicieron una revolución y que la revolución es la que se necesita, y invitó a los estudiantes a asistir al evento y escuchar a Carl Dix y Sunsara Taylor. El día del evento ocurrió una presentación de hip hop y breakdance en la plaza en apoyo de la batalla por los Estudios Étnicos. El huelguista de la lucha original de 1968 volvió a llamar a los estudiantes a asistir al event con Sunsara Taylor y Carl Dix. Entonces Carl llegó. Una persona que participaba en la presentación de hip hop le preguntó a Carl, “Usted va a hablar en el evento, ¿no? ¿Quisiera decir algo?” Carl habló de librar estas mismas luchas en los años 60 (y que no se debería tener que luchar para saber esta historia, que debería ser parte de la educación). Dijo que no quiere vivir en un mundo donde estas mismas batallas continúen, sino un mundo completamente diferente, y habló de la necesidad de la revolución y que hay un líder para esa revolución, Bob Avakian. Invitó a la gente a explorar esto por medio de asistir al evento.

Minutos antes del evento, en uno de los salones comedores de la universidad, unos militantes del Club Revolución hicimos un anuncio sobre el evento. Hablamos de las guerras por imperio y de que una de cada tres mujeres será violada en el curso de su vida,  diciendo “Eso quiere decir mil millones de mujeres”. Tres mujeres musulmanes asistieron al evento debido a eso. Alrededor de 80 personas asistieron al evento, unas 60 de ellas estudiantes, un grupo diverso que incluía a gente del Movimiento de Liberación Negra, estudiantes de matemática, un estudiante de Etiopía, un bailarín del break-dance y una mujer recién llegada de China.

No voy a tratar todo lo que se dijo, pero he aquí algunos de los puntos clave del intercambio tales como los recuerdo.

» Pasaje en español de: "Introducción y orientación" y "La revolución cultural al interior del PCR"
» Para leer la obra completa en inglés, haga clic aquí.

Sunsara y Carl plantearon agudamente unos interrogantes, “¿Quiénes somos nosotros para hablar de un cierto tipo de opresión si nosotros mismos no lo hemos experimentado?” Sunsara señaló que es importante saber donde se inició. Carl señaló que es importante basarnos en nuestra meta independientemente de dónde estamos en cualquier momento (y que eso era el marco de BA cuando Carl lo conocí). Algo de esto se planteó durante la sesión de preguntas y respuestas, cuando los estudiantes les preguntaron, “¿Tienen miedo a la muerte?” “He visto la pornografía violenta antes y mis amigos siguen viéndola, pero todo el porno no es así, entonces ¿creen que todo el porno es sexista?” “¿Qué quiere decir que BA ve las cosas desde la perspectiva de dónde vamos?” “¿No es verdad que las revoluciones anteriores se corrompieron, y que el poder corrompe? ¿Es eso la naturaleza humana?” “¿No deberíamos votar por Sanders; en lo que respecta a las deportaciones, no puede él ser mejor que Obama?”

Carl y Sunsara respondieron con profundidad. Cuando se le preguntó, “¿Tiene miedo a la muerte?”, Carl dijo que él pensaba en esto cuando el gobierno lo seleccionó y intentó obligarlo a ir a Vietnam. Tenía más miedo de transformarse en una ciega máquina de combate por este imperio que de la muerte. Sunsara dijo que sí, todas las formas de pornografía son sexistas porque siempre ha promovido imágenes de la mujer que la deshumaniza y degrada. Dijo que en ninguna parte del porno, cuando una mujer dice ¡NO!, se respete esa respuesta. También explicó que en Bangladesh a chicas jóvenes les dan hormonas para desarrollarse, y aunque eso no es lo que se ve en el porno todos los días, eso es lo que está pasando, y esto es lo que la pornografía tan generalizada causa. En cuanto a ver las cosas a partir de nuestra metas, Sunsara dijo que en China, el socialismo no fue derrotado porque “el poder corrompe” aunque eso es lo se les enseña a la mayoría de las personas. Hubo un golpe militar que regresó a la gente por la fuerza al capitalismo. Además, hubo errores por parte de los comunistas como por ejemplo no enseñar suficientemente la teoría marxista ni suficiente trabajo hacia un camino revolucionario, y algunos en posiciones de poder creyeron que era buena idea trabajar con gobernantes imperialistas. La persona que había preguntado “¿Tienen miedo a la muerte?” participó en responder a “¿Es eso la naturaleza humana?”, diciendo que el ser humano nace sabiendo sólo cómo chupar y agarrar, y lo demás le enseña la sociedad. Sunsara dijo que esa respuesta fue una contribución importante, pero que hay más que explicar. Habló de las ideas de los seres humanos sobre cómo organizarse, y que este sistema instruye a las personas a preocuparse solamente por sí mismas, pero que en una sociedad socialista la perspectiva de la gente cambia y se adopta un espíritu de “servir al pueblo”.

En cuanto al argumento sobre votar por Sanders, Carl dijo sin pelos en la lengua que no deben ser engañados, que el sistema no necesita su voto para decidir qué hacer, sino que van a hacer lo que el sistema requiere. Dio el ejemplo de la guerra de Vietnam. Los imperialistas estadounidenses fueron obligados a retirarse de esa guerra porque muchos soldados rechazaban las órdenes e incluso a veces mataban a los oficiales que trataban de forzarlos a participar en una batalla perdida, y porque tantas personas dentro de Estados Unidos estaban en protesta, promoviendo la necesidad y la justicia de rebelarse y oponerse a seguir con lo de siempre. En lo que respecta a Obama como el comandante en jefe de deportaciones, Carl comentó que Obama iba a ser el presidente del cambio positivo para los inmigrantes pero que había deportado a más personas que cualquier otro presidente. No se trata de por quién uno vota, sino lo que este sistema quiere. Respecto al último punto, por qué no se debe votar por Sanders y no votar en primer lugar, explicaron a los estudiantes que Sanders votó en apoyo del bombardeo de Gaza en 2014 por parte del ejército israelí respaldado por Estados Unidos, y que votar por él no sólo daría apoyo a esa clase de horrores, sino que también daría legitimidad a este sistema ilegítimo.

Algunas personas se quedaron por 3 1/2 horas. Unos comentarios de los que salieron antes del fin del evento: me gustó que los oradores hablaran de distintas culturas; estoy de acuerdo con todo lo que dijeron; una persona dijo que no le gustó que cuando una persona en una camisa revcom comenzaría aplaudiendo los demás la seguirían, lo que le parecía como un “culto”; y la pregunta más necesaria en este momento, “Me gustó todo lo que se dijo, pero ¿cómo vamos a hacer que más personas tomen parte?”

Después del programa, unos estudiantes, principalmente negros con algunos asiáticos, se quedaron para conversar informalmente. Temas de la discusión: la industria del sexo en varios países y que la mujer tiene un valor distinto en lugares distintos; porque tener unos puntos válidos no es lo mismo que tener la comprensión general más precisa; se planteó la analogía de Ébola para demostrar que se necesita la solución que más se corresponda con lo que realmente tratará la enfermedad o problema; la comparación que hizo BA entre las imágenes de linchamientos y la representación de la mujer en la pornografía; imaginar un mundo sin Estados Unidos (Lo BAsico 3:1); todos las bases militares alrededor del mundo; la militarización de la frontera; la necesidad de un Club Revolución en esta universidad; tomar parte en organizar la gira de Vidas Robadas; hasta organizar un evento para pisar la bandera cuando se inicie el Club Revolución porque como dijo Carl durante la gira, “¡Necesitamos una revuelta radical contra esta cultura que revuelve el estómago!”

A continuación se presentan algunos de los comentarios escritos en el formulario para dejar datos de contacto:

Estudiante de 23 años de edad: Creo que nosotros, personas de diferentes colores, diferentes géneros, diferentes maneras de ver el mundo tenemos que unirnos con el fin de mostrar a la gente que el mundo no es blanco y negro — que consta de muchos colores. La única manera en que podemos unirnos como grupo es por la comunicación, la cooperación y la actitud positiva.

Estudiante de 20 años: ¡Realmente interesante! Realmente aprecio los diferentes problemas y perspectivas que se trataron.

Estudiante de 18 años: ¡¡Muy conmovedor!!

Estudiante de 18 años: ¡Gracias!

Estudiante de 47 años: Estoy con Todos o Ninguno y el Proyecto sobre Injusticia Transgénera

Estudiante de 18 años: He sido una feminista y tal vez un socialista desde que estaba en la escuela secundaria en China. Esta reunión me animó.

Estudiante de 35 años: Quiero saber más. Estoy de acuerdo con la mayor parte de la presentación.

Trabajador de 30 años: Tengo ganas de saber más sobre B.A.

Estudiante de 20 años: Se debería elaborar la parte sobre el Comunismo y el socialismo porque es nuevo que las personas estudien los conceptos desde un punto de vista tan favorable.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/429/el-super-tazon-de-2016-y-los-premios-grammy-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Súper Tazón 50
Los premios Grammy
Los premios de la Academia, los "Oscar"

Actualizado 16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

El racismo de Estados Unidos... la encarcelación en masa de gente negra... y una celebración de la lucha por la libertad del pueblo negro que incluyó ecos del Partido Pantera Negra —  todo eso estalló en el escenario.

En 2016, las ceremonias de premios de Estados Unidos, vistas por cientos de millones de personas en todo el mundo, no eran el pútrido, aburrido y habitual vomitar del espectáculo y valores culturales oficiales de Estados Unidos, sino un señal de los tiempos.

Todos los que quieren ver terminado los horrores que infligen a la humanidad; todos los que quieren un mundo radicalmente diferente y mucho mejor; todos los que trabajan para una auténtica revolución, presten atención: ¡Esto es importante; reconozcan y aprehendan el momento!

El Súper Tazón de 2016 y los premios Grammy
Los Panteras Negras y los “blues” de prisión:
Aproveche el momento... aprehenda la hora para la VERDADERA emancipación

De un/a lector/a:

La batalla para reconocer la humanidad del pueblo negro en Estados Unidos, quienes enfrentan siglos de opresión y degradación y, en estos momentos, un genocidio lento, se está librando en todas esferas de la sociedad. En enero y febrero, dos grandes artistas negros sacudieron los medios con espectáculos que colocaron esta herida abierta ante la vista del mundo.   

En el Supertazón 50, el acontecimiento televisado más visto en Estados Unidos, Beyoncé interpretó una parte de su nueva canción Formation (Formación). Durante la actuación, ella lució bandoleras y 50 bailarines la acompañaron con una vestimenta que evocaba las boinas negras, el peinado afro y los puños levantados del Partido Pantera Negra; en un momento se alinearon para formar un “X” (una aparente referencia a Malcolm X). 

En los Premios Grammy de 2016, la celebración de la industria de la música y coronación de la música pop estadounidense que es vista por casi 30 millones de personas, Kendrick Lamar interpretó pasajes de tres canciones en una dramatización sombría pero bella de las vidas invisibles de los millones que están tras las rejas en Estados Unidos. Entró al escenario en uniforme de preso, marchando en una cadena de presos, con los músicos en jaulas mientras tocaban parte de la canción The Blacker the Berry (Cuanto más negra la mora).Después Kendrick cambió a una celebración frenéticamente jubilosa con fogatas y bailarines africanos para interpretar Alright (Estaremos bien), y al final cambió una vez más a una canción llena de ira y angustia, la cual todavía no tiene título.

Las fuerzas organizadas del fascismo y de la supremacía blanca se enloquecieron.  Rudy Giuliani, ex-alcalde de la Ciudad de Nueva York y perro fascista de tiempo completo, dijo que la actuación de Beyoncé “se usó como plataforma para atacar a los agentes de la policía...”  El director ejecutivo de la Asociación Nacional de Sheriffs afirmó que la interpretación “incitaba a la mala conducta”.  Varias asociaciones de policía han llamado a que se hagan protestas y últimamente una ola de boicots contra Beyoncé (la policía dice que no proporcionará seguridad para su gira).  Esos ataques y amenazas de parte de la policía y las fuerzas fascistas son serios; éstas quieren usar la fuerza del estado para silenciar a la gente frente a un genocidio... quieren amedrentar a figuras prominentes para que no aprovechen su plataforma para denunciar los crímenes contra los negros o siquiera reivindicar la humanidad de los negros.

Particularmente cuando estamos frente a esa clase de perradas, hay que defender a los artistas y a cualquier persona que denuncie y se ponga de pie en contra del terror policial y la encarcelación en masa.  Este sistema lleva una larga trayectoria de aterrorizar a las voces prominentes que usan su plataforma para alzar la voz contra la opresión y, cuando esto ocurra, hay que tomarlo en serio y enfrentárselo de voz en cuello

Al mismo tiempo, desde el punto de vista de emancipar a TODA la humanidad, ambas interpretaciones requieren ciertas críticas.  El espectáculo y la canción de Beyoncé sí dan una voz para que los negros sientan orgullo de quiénes son, y refuta los estereotipos racistas sobre la belleza.  Ella y sus bailarines evocaron la lucha por la liberación que los negros libraron en los años 1960.  El problema, y es un problema grande, es que ella envuelve todo esto en un paquete increíblemente venenoso: una celebración y un deseo de ser el pez grande en este sistema de pez grande que se come los pequeños, el cual sigue destruyendo y asesinando a los negros y oprimidos en Estados Unidos y por todo el mundo.  Un sistema que ha empotrado, y no puede sino empotrar, la supremacía blanca en sus estructuras.

En la interpretación de su nueva canción Formation en el Supertazón, Beyoncé rima: “Es posible que yo sea una Bill Gates negra en ciernes”. Ésta no es más que una aspiración burguesa: el punto de vista de la clase dominante de un sistema capitalista que tiene como regla de oro sacar ganancias a expensas de cualquier gente y cualquier cosa, aplastando todo lo que obstaculiza esa búsqueda.

En lugar de expresar una esperanza, un sueño, una visión de poner fin a la explotación, Beyoncé expresa su deseo de meterse de pleno en eso, de sacar tajada y ser parte del imperio estadounidense, lo que sólo puede implicar destruir vidas y quebrantar espíritus.   Estados Unidos es un imperio que funciona, y solo puede sobrevivir, pisoteando a la gente del mundo. 

La versión completa de la canción termina así: “la mejor venganza es tu papel” (es decir, tu dinero).  Dicho papel es la riqueza robada a la gente dentro de Estados Unidos y en todo el mundo, todo reforzado con una brutalidad indecible.  Celebrar a un gran explotador como Bill Gates es defender la explotación horrorosa de las miserables fábricas y talleres de superexplotación, los trabajadores envenenados por los mismos aparatos que fabrican, y el sistema de que Gates es parte que saca ganancias del trabajo infantil... de ahí proviene la riqueza de Bill Gates y no existe otra fuente.  No olvidemos que cuando el presidente Obama y los “Seals” de la Marina asesinaron al fundamentalista reaccionario Osama Bin Laden, Beyoncé se apresuró a sacar su versión de “Tengo orgullo de ser estadounidense”, una canción de patriotismo ignorante del tipo que Donald Trump hace alarde todos los días.  Con esa canción Beyoncé quería unir a los más oprimidos en vitorear y ser parte de la máquina de muerte que son las fuerzas armadas estadounidenses y, al mismo tiempo, por lo menos objetivamente, hacer saber a los que gobiernan Estados Unidos que ella aspira a ser una de ellos.  El hecho de que ella sale ahora con protestas contra el trato de los negros no es tanta la hipocresía, ya que refleja la posición de clase de la burguesía negra, mantenida en una posición inferior por Estados Unidos e impulsada a veces y en diferentes formas a oponerse a eso, pero cuyo propósito como una clase no va más allá de convertirse también en gran burgués...  y, en estos tiempos, convertirse en socio menor de los imperialistas. Los revolucionarios pueden y deben unirse y defender a las personas que asumen este punto de vista cuando se resisten la opresión, pero este punto de vista burgués no puede dirigir la lucha — es decir, si va a llegar a la revolución para emancipar a toda la humanidad.

Volvamos a la línea que dice: “la mejor venganza es tu papel”.  El deseo de vengarse sólo puede cumplirse de acuerdo a los términos del sistema existente: en convertir el objetivo de la lucha en poder joder a otros en lugar de ser el jodido.  Y, para repetir, ese “papel” viene empapado de la sangre de la gente a la que este sistema explota brutalmente.  Aunque es comprensible tener tanto odio por la manera en que este sistema obliga a la gente a vivir que usted quiera descargar contra algo, actuar motivado por la venganza no es más que hacerle daño a otro porque eso le hace sentir bien o porque posibilita que usted salga adelante.  Si usted trata de derrocar al enemigo convirtiéndose en uno de ellos, el enemigo sale ganando. En efecto, usted terminará por utilizar la lucha de la gente, sus aspiraciones y sus deseos de librarse de todo eso, para sacar tajada... eso es peligroso y no tiene lugar en la lucha por la emancipación.  Se ve demasiado de eso en la obra de Beyoncé, y en realidad eso mina y se contrapone a lo que es justo en su actuación.  El daño que hace es real.

Blues de la prisión y presos encadenados

Kendrick Lamar en los Premios Grammy. Foto: AP

Kendrick Lamar presentó una actuación impresionante y visceral que puso al descubierto una realidad apremiante y representó un profundo sentimiento por la brutalidad que este sistema impone al pueblo negro. Mira el video: El sonido metálico de las cadenas... el saxo emotivo y triste... Kendrick condena el odio de la supremacía blanca hacia el pueblo negro y argumenta: “Ustedes pueden atrapar nuestros cuerpos pero no pueden encerrar nuestras mentes”. En su nueva canción, habló del dolor por la muerte de Trayvon Martin: “El 26 de febrero yo también perdí mi vida”. El 26 de febrero es el día en que George Zimmerman asesinó a Trayvon.

Kendrick Lamar forcejea con cuestiones grandes, y a menudo mezcla todo lo que pasa en sus canciones. Musicalmente sus combinaciones y opciones son desenfrenadas e inesperadas, y a menudo magistrales. Al mismo tiempo, sus letras y puntos de vista sobre muchas cosas son contradictorias y a veces parece que simplemente plantea contradicciones (incluyendo las feas). Su celebrado álbum, To Pimp a Butterfly, es arte de alto nivel y, como tal, no analizamos de modo literal cada línea, cada canción. Hay varios personajes y personas en su obra. Su obra también está en proceso. Sin embargo, hay aspectos negativos dentro de todo esto que hay que analizar e interrogar y de que hay que hacer ruptura.

Su actuación en los Grammy reflejó el dolor y el desafío, la criminalización y la degradación, la ira y la enajenación impuestos sobre el pueblo negro por este sistema y la forma en que esto se realiza en la vida de la gente. Cada estrofa de The Blacker the Berry comienza con “Soy un hipócrita”: Mira lo que dice:

Soy el mayor hipócrita de 2015
Una vez que termine esto, testigos transmitirán lo que quiero decir
Es decir, es evidente que soy irrelevante para la sociedad
Eso es lo que me estás diciendo, que solo en la cárcel me contrataría
Maldíceme hasta que me muera yo
Predícame con su falsa profecía de que solo seré otro esclavo en mi cabeza
La manipulación y las mentiras institucionalizadas
Devolver la libertad sólo vive en tus ojos

La canción concluye:

Entonces, ¿por qué lloré cuando Trayvon Martin estaba en la calle cuando la vida pandillera me hace matar a un negro más negro que yo?

¡Hipócrita!

Algunos han dicho que se puede interpretar la canción The Blacker The Berry de tal manera de culpa al pueblo negro por la violencia entre la gente, violencia cuya causa principal es el callejón sin salida en el que este sistema pone a la gente, especialmente a los jóvenes. Otra interpretación será que es un reflejo de la manera en que el sistema obliga a menudo a la gente a hacer cosas horribles y luego culparse a sí mismos por ello, así interiorizando su opresión. En cualquier caso, a las masas populares les hace falta una salida — la que sólo puede ser luchar: en las esferas del arte e ideas, al oponer resistencia contra el poder, y en última instancia al hacer una verdadera revolución, la única manera de poner fin a un sistema que no es más que una máquina para matar.

No sabemos si obligaron a Kendrick a quitar una línea de la canción Alright en su actuación en los Grammy, o si lo hizo por su propia cuenta, pero nos perdimos de la línea poderosa en el coro de la canción: “y odiamos a la policía que nos quiere matar en las calles, sin duda”. Esta omisión se destaca sobre todo porque si bien hay varias imágenes que evoca Kendrick sobre por qué vamos a estar “alright” [bien]; el primer verso concluye con, “Pero si Dios nos tiene pues vamos a estar bien”, lo cual es una ilusión / desilusión en el mejor de los casos y en lo peor deja a las personas ciegas para comprender la fuente del problema al que nos enfrentamos y el camino hacia la solución.

La obra que representó Kendrick en los Grammy también tiene el problema de elementos de la perspectiva de la venganza, y este tema se aplica a algunos de sus otras obras también. Si bien querer vengarse podría hacer que uno se sienta radical, no nos va a liberar. Tenemos que luchar... pero con una perspectiva que va mucho más allá de la venganza, que tiene como objetivo la emancipación, no sólo el de poner fin a la opresión que uno mismo enfrenta, o no simplemente el de convertirse en los nuevos opresores, sino el objetivo de eliminar toda opresión de una vez por todas.1

Tanto Beyoncé como Kendrick están dolorosamente equivocados en cuanto a otra verdad esencial: no habrá ninguna emancipación verdadera que no incorpore la idea de que la mujer —la mitad de la humanidad— es un pleno ser humano. No un objeto sexual o un juguete. Hay que liberarse de todos los aspectos de la dominación y degradación patriarcal: ya sea convertirse a sí misma en un objeto o saturar tu música con la palabra “perra” como lo hace Beyoncé, o considerar a la mujer como un vicio y tentación sexual sin humanidad, tal como lo hace Kendrick.

No presento estas críticas para restar la importancia a los elementos positivos de Kendrick Lamar. Kendrick, desde su música inventiva hasta los temas de sus letras, es un buscador. Estaría muy incorrecto decir o sugerir que haya echado su suerte con el sistema. Pero él tiene que buscar más profundamente... a las causas profundas del problema, y ​​la solución real. No es demasiado pedir esto de aquellos que quieren dar voz a la humanidad de la gente... de hecho, se requiere nada menos.

 

1. Este artículo no trata toda la obra de Kendrick Lamar ni todo el album To Pimp a Butterfly. Su enfoque es la actuación y las canciones que presentó de modo conmovedor durante los Grammys 2016. [regresa]

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/429/notas-de-nuestro-corresponsal-en-flint-primera-parte-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Notas de nuestro corresponsal en Flint, primera parte

Cómo el ghetto del Lado Norte se convirtió en el epicentro del envenenamiento por plomo

Alan Goodman | Actualizado 27 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

29 de febrero 2016. En los pocos días que pude estar en Flint, Michigan, recientemente, me encontré con personas de diversos sectores sociales para quienes la vida se había vuelto patas arriba al enterarse de que el agua que tomaban, servían a sus clientes y mezclaban con la fórmula de sus bebes estaba envenenada por el plomo en el sistema de suministro de agua.

En muchas manzanas del barrio pobre del Lado Norte de Flint, hay más casas abandonadas que las habitadas. He aquí una casa con “RIP” (descanse en paz) en homenaje a tres personas cuyas vidas fueron robadas cuando eran demasiado jóvenes. A los ojos de este sistema eran “personas desechables”. Foto: Especial para Revolución/revcom.us

Existe una indignación generalizada ante el hecho de que las autoridades tomaron una decisión tras otra sin considerar el bienestar de la población. Los funcionarios del gobierno negaron que hubiera peligro, marginaron y se burlaron de los que denunciaron lo que estaba pasando, hasta el momento en que fue imposible ocultar la crisis. Dejados sin ayuda, los que tenían recursos se apresuraron a comprar filtros que según los manufactureros sacan el plomo del agua. Unos pequeños negocios luchan por convencer a una burocracia imposible para que les dé ayuda de emergencia. Otras personas, si pueden, se han mudado de la ciudad hasta lugares donde el agua no esté contaminada.

Y luego está la situación en el Lado Norte de Flint, el sector más oprimido, donde vive gente negra pobre. Este ghetto está al norte del alcantarillado tóxico que se conoce como el río Flint, que corre del este al oeste por toda la ciudad. Cuando recorrí el Lado Norte, de casa en casa, acompañado de un integrante del Club Revolución, nos sorprendió la cantidad de viviendas abandonadas, de las cuales se habían arrancado las puertas y cualquier cosa que se podía vender. Vimos una casa con las letras RIP [en paz descanse] en honor de tres diferentes personas — vidas robadas demasiado temprano, personas empujadas a tomar medidas desesperadas para sobrevivir. Para el sistema éstos son los “desechables”, a quienes hay que aislar y temer.

Los habitantes del Lado Norte estaban entre los últimos en saber del agua contaminada. Aquí no tienen los recursos para lidiar con ello. En una entrevista que le hice a Michael Pitt, un abogado que representa a las víctimas del envenenamiento por plomo en una demanda colectiva, me contó de una abuela que, para conseguir que sus nietos tomaran cantidades saludables de agua, le echaba azúcar extra y Kool-Aid al agua desagradable que salía del grifo, sólo para enterarse después, horrorizada, que era venenosa.

Informaron muy tarde a la gente del Lado Norte acerca del envenenamiento por plomo de su agua. Ellos no tienen casi ningunos recursos para lidiar con la situación. Foto: Revolución/revcom.us

En este momento, han suministrado filtros de agua a las personas en el Lado Norte con quienes hablamos. Pero sin capacitación en cómo usarlos, sin medidas para monitorearlos con frecuencia, para hacer pruebas de la efectividad del elemento del filtro y reemplazarlos regularmente, estos filtros serán inútiles. Y aparte de un rótulo solitario que aconseja a la ciudadanía a no hervir el agua, no existen tales recursos. En el Lado Norte, el agua venenosa entró y sigue entrando en sus viviendas.

Muchos de los que conocimos no tenían acceso, o tenían mínimo acceso, a las medidas para hacer pruebas del agua. Y tienen mucho menos acceso al tipo de alimentos ricos en vitaminas que se recomienda para combatir los efectos en el cerebro de niños contaminados por el plomo. Un señor con que hablamos viajó a una estación de bomberos para hacerse la prueba de envenenamiento por plomo, pero después de 10 días no le habían dado los resultados. Muchos dijeron que la asquerosa agua había agravado su diabetes, una epidemia entre los afroamericanos.

La gente del Lado Norte tampoco tiene acceso a la educación para los que tienen necesidades especiales ni la ayuda que ellos y sus hijos requieren para lidiar con los efectos desgarradores del envenenamiento por plomo.

A los que manejan este sistema “no les importamos”... y aunque quisieran no podrían hacer nada diferente

Una señora cuyo esposo había trabajado por décadas para General Motors (GM) me dijo: “Los negros pusimos en ruedas a este país, y ahora que nos han exprimido la vida, ya no les importamos”. Es verdad. Y de hecho los que manejan el sistema no podrían hacer nada diferente aunque lo quisieran.

Bajo este sistema capitalista, todos los capitalistas (como las grandes compañías automotrices) compiten con otros capitalistas de otras partes del mundo. Todos son impulsados por la ley de “expandir o morir” para ganarle a la competencia — o naufragar. Para lograr eso, para sobrevivir, siempre buscan la manera más barata de hacer las cosas. Eso requiere hacer recortes de los gastos donde sea posible. Requiere saquear el medioambiente, abandonar en ruinas las fábricas, trasladar la producción a otras partes del mundo. Requiere buscar los salarios más bajos, de mayor explotación. Requiere abandonar a millones de personas sin medios para sobrevivir. Esas son las reglas del sistema.

Y los valores y puntos de vista que surgen del sistema, y a la vez lo sirven, se vuelven dominantes en la sociedad, infectando todo, con consecuencias devastadoras para la gente. Eso es lo que se expresó cuando una enfermera le dijo a la mamá de una criatura con daños al cerebro por el plomo: “Son sólo unos cuantos puntos de CI... no es el fin del mundo”.

Considérese cómo sucedió eso en Flint, una ciudad que en un momento fue un pueblo fabril de la compañía GM con una población de 200.000 personas. Hoy es una ciudad en ruinas con una población reducida a la mitad, una base tributaria casi inexistente, y sin futuro para la mayoría de los residentes.

Hace unas pocas generaciones, a lo largo de los Grandes Lagos surgió un enorme complejo industrial, interconectado desde las minas de hierro en Minnesota hasta las fábricas de hule en Akron y las acererías en Chicago y Cleveland, desde las minas de carbón del valle del Río Ohio hasta Buffalo en la costa del este. Un elemento clave fue la industria automotriz con sede en Detroit. Flint —97 kilómetros al norte de Detroit— fue sede de General Motors que en cierta época tuvo 80.000 empleados en esa ciudad.

Pero todo eso no resultó de acuerdo a ningún plan maestro. Nadie dijo: “¡Construyamos esta gran industria de una manera lógica para la gente del mundo, que conserve el medio ambiente, que construya lo que la gente necesita y les dé oportunidad a todos, en particular a los sectores de la sociedad que históricamente han sufrido la discriminación, y que sirva para eliminar toda la explotación y opresión en el mundo!” De hecho, la evolución de la industria automotriz de Estados Unidos no fue, en el sentido más fundamental, producto de ningún plan. El capitalismo simplemente no funciona así.

Sí, hubo planeadores y “visionarios” del desarrollo capitalista, como los dueños de GM que construyeron Flint para ser su base manufacturera. Pero sus planes y visiones se elaboraron fundamentalmente en el marco de la anarquía del desarrollo capitalista. Les convenía a las diferentes unidades de capital rivales (en la forma de compañías automotrices) ubicarse en la zona de Detroit, debido a factores como la existencia de recursos naturales y enlaces de transporte que posibilitaron esta forma eficaz y muy competitiva de fabricar carros para los mercados estadounidenses e internacionales.

Visto a través de la lente distorsionada y corta de miras del capitalismo, hacer las cosas así “funcionó”. En 1950, aproximadamente el 90 por ciento de todos los automóviles del mundo se fabricaron en Estados Unidos, la inmensa mayoría de ellos en Detroit y los alrededores. Pero incluso durante ese período, la industria automotriz estadounidense se caracterizó por una tremenda anarquía y caos. Durante el auge de la industria automotriz estadounidense, nacieron y después se desvanecieron más de cien compañías automotrices o sus divisiones y marcas, incluidos American Motors, Kaiser, Nash, y Studebaker. Los “sobrevivientes” eran los que podían fabricar vehículos a precios más baratos, pero cuyo valor superaba el valor atribuido a la competencia. Absorbieron a sus rivales o los obligaron a cerrar, dejando en pie a las “Tres grandes” (GM, Ford y Chrysler).

Hoy, las mismas fuerzas anárquicas del capitalismo que crearon la industria automotriz con su centro en Detroit, han dejado a vastas regiones de Estados Unidos como yermos urbanos de fábricas abandonadas y herrumbradas.

¿Cómo sucedió eso? Se debió a una combinación de factores —repito, nada fue planificado— en el mundo cada vez más globalizado del capitalismo-imperialismo. La ironía, y esto ilustra una vez más la anarquía y la falta de planificación del capitalismo, es que la victoria del imperio estadounidense en la Segunda Guerra Mundial tuvo mucho que ver con el fin de la dominación estadounidense de la industria automotriz.

¿Cómo es eso? Cuando Estados Unidos salió de los horrores de la Segunda Guerra Mundial como el dominante país capitalista imperialista del mundo, también se enfrentó a una rebelión global contra el imperialismo. Como parte de eso, la Unión Soviética y China, ambos países socialistas, representaban la posibilidad de una sociedad totalmente distinta. En esas circunstancias, los gobernantes de Estados Unidos animaron y facilitaron la reactivación económica de los perdedores de la Segunda Guerra Mundial, Alemania (Occidental) y Japón, para que sirvieran de contrapeso y fuerza de oposición a los estados socialistas y la revolución.

La devastación horrenda de la Segunda Guerra Mundial en esencia destruyó la base industrial de Alemania y Japón. Al reconstruir su industria automotriz desde cero, estos dos países estaban en posición de invertir en tecnología más de punta y eficaz, incluidas cadenas de montaje automatizadas. Podían fabricar más carros con menos trabajadores y venderlos a precios más bajos que las compañías estadounidenses, y aún conseguir utilidades. El resultado fue que los Toyotas, los Datsuns, y los “Escarabajos” de VW socavaron la dominación estadounidense del mercado de autos más económicos, y luego el mercado automovilístico en general.

La intensidad de la competencia por dominar el mercado automovilístico mundial subió a un nivel totalmente nuevo tras la restauración del capitalismo en China en 1976, y después con el derrumbe de la Unión Soviética (la cual dejó de ser una sociedad socialista a mediados de los años 1950). Los rápidos cambios dramáticos en la integración de la economía mundial, en transporte, comunicaciones y tecnología, suscitaron una aceleración vertiginosa de los cambios anárquicos en la industria automotriz mundial.

¿Sabe de alguien más —que sea persona u organización— que ha podido desarrollar un verdadero plan para una sociedad radicalmente diferente, en todas sus dimensiones, y una CONSTITUCION para codificar todo esto? — Un mundo diferente ES posible — Lea o pida en línea la Constitución para la Nueva República Socialista en América del Norte (Proyecto de texto).

Literalmente se abandonó gran parte de la capacidad de la industria automotriz estadounidense y se la dejó a herrumbrarse, mientras las compañías automotrices estadounidenses trasladaron su producción al Sur de Estados Unidos y a países donde se podía pagar menos a los trabajadores y explotarlos más despiadadamente. Construyeron nuevas fábricas con tecnología más de punta, lo que redujo radicalmente el número de trabajadores necesarios para producir un auto. Actualmente, muchos trabajadores automotrices, particularmente en el Sur donde no hay sindicatos, reciben sólo $15 por hora. Incluso con esos cambios traumáticos, Estados Unidos ocupa actualmente una posición muy por debajo de China, Japón, Alemania, y hasta por debajo de Corea del Sur y la India en la producción de autos. Hoy, las compañías automotrices estadounidenses, racionalizadas, eficientes y más automatizadas, fabrican aproximadamente el 15 por ciento de los carros del mundo. Mientras tanto, sigue aumentando el ritmo y la intensidad de la competencia mundial para fabricar autos más eficazmente y con menos costos.

¿Y qué pasó con los trabajadores de la industria automotriz o de industrias relacionadas que quedaron sin trabajo debido a todos esos cambios? ¿Les capacitaron para nuevos trabajos? ¿Les dieron un trabajo satisfaciendo las muchas necesidades de la sociedad? No, en esencia porque hacerlo no resultaría en ganancias. En el capitalismo, cada innovación en tecnología, comunicaciones y transporte, en lugar de facilitar y mejorar la vida de la gente, deja a millones de personas reales “obsoletas.” Para el sistema, la vida de esta gente no vale nada. Las grandes contribuciones que muchas personas podrían hacer al mundo quedan estranguladas por el funcionamiento de un sistema inservible.

¿Cómo llegó a ser el Lado Norte de Flint la zona cero del envenenamiento por plomo?

En ese contexto, ¿cómo es que el Lado Norte de Flint, donde viven los negros pobres, llegó a ser el lugar donde el agua contaminada por plomo ha tenido, y sigue teniendo, el mayor impacto? ¿Por qué la cobertura mediática no ha dicho nada sobre la severidad y la concentración de la crisis ahí? Aquí vemos una convergencia de la anarquía que es un distintivo del capitalismo y de las políticas conscientes que en general provienen de ésta y la sirven, específicamente la supremacía blanca.

Cuando General Motors desarrolló la ciudad de Flint, atrajo a trabajadores de Europa del Este y Europa del Sur, de los Apalaches y Alabama. Pero todo eso ocurrió en una sociedad que tenía, y tiene, un sistema de castas como base. Este sistema de castas, que define sistemáticamente al pueblo negro como menos de seres humanos, tenía y tiene sus raíces en el papel distintivo que la esclavitud desempeñó en convertir Estados Unidos en el imperio rico y poderoso que es actualmente.

Al terminar la esclavitud formal, no se integró al pueblo negro como iguales en la sociedad estadounidense. Durante el corto período de la Reconstrucción y las siguientes décadas de explotación despiadada en trabajar la tierra, con el terror de las chusmas de linchamiento del Jim Crow, el pueblo negro se forjó como una nación oprimida dentro del territorio de Estados Unidos, principalmente como aparceros en las regiones del Sur que anteriormente eran las regiones de plantaciones esclavistas.

Durante décadas, se aseguraba por la fuerza que los negros siguieran trabajando la tierra... hasta que las necesidades del capital —la creciente industria que “despegó” en los años 1890— creó una demanda por la mano de obra negra. Pero debido a su condición de nación oprimida sin derechos democráticos, se les “integró” a la fuerza laboral como un sector súper explotado, que tenía los trabajos más peligrosos y de menos pago. Fueron los últimos en ser empleados y los primeros en ser despedidos. Eran víctimas de arrendadores despiadados y pequeños comerciantes en los ghettos segregados donde se les obligaba a vivir. Todo eso se reforzaba mediante leyes, políticas del gobierno y violencia policial.

Esta súper explotación del pueblo negro, particularmente durante el período de la “gran migración” de seis millones de negros del Sur rural a las fábricas del Norte y del Sur (de aproximadamente 1910 a comienzos de los años 1970) era un factor importante en el éxito de la industria automotriz estadounidense. Contribuyó a que GM y las demás compañías fabricaran autos de forma más barata, que los vendieran a precios menores de los de la competencia, y que maximizaran las ganancias.

Algo igualmente crítico para el funcionamiento de este sistema: El “pegamento” de la supremacía blanca ha sido, y es, central a la cohesión social de Estados Unidos. Los trabajadores, en particular los de Europa, llegaron a Estados Unidos con sus propios prejuicios nacionalistas, y muchas veces influenciados por una política radical anti-capitalista. Pero al llegar a Estados Unidos, se les alentaba y se les condicionaba a identificarse no como polacos o italianos, irlandeses o judíos, alemanes o ucranios, y mucho menos como parte de una “clase obrera”, según se los veía abiertamente en Europa. Al contrario, se les alentaba y se les condicionaba a verse como estadounidenses blancos, y a identificar sus intereses, en gran medida, con los intereses del sistema, debido a los privilegios que su condición de “estadounidenses blancos” les confería.

Flint era emblemático de eso. El Instituto General Motors en Flint capacitó a hombres blancos para ser ingenieros industriales y administradores, lo que creó una cultura de “movilidad social ascendente”... para los blancos. De hecho, hasta la actualidad, casi el 90 por ciento del estudiantado del instituto (que ahora lleva el nombre Universidad Kettering en honor a un ex ejecutivo de GM), es blanco (y el 85 por ciento es masculino) en Flint, una ciudad con una mayoría negra.

GM construyó casas de tres recámaras para los trabajadores blancos de Flint, con una condición, estipulada en contratos legales formales: que no las vendieran a nadie que no fuera “caucásico” (blanco). Mientras tanto, justo al norte del río Flint, un río que GM utilizaba como vertedero de desechos tóxicos, se construyeron “viviendas chapuzas”, como las describió un activista, para los negros. La construcción de esas casas fue cualitativamente peor, y la gente que vivía en ellas tenía muy poco acceso a los recursos para modernizarlas con el transcurso de las décadas, si es que lograran no perderlas.

Un activista a quien conocí en Flint, un hombre sesentón, me dijo que durante su niñez en Flint no tuvo interacción alguna con los negros del Lado Norte: “Nadie cruzaba el río Flint”. Mientras la expansión del sistema nacional de carreteras aceleró el tránsito del comercio y de las personas que iban al trabajo, la lógica del sistema, incluido el papel clave que la supremacía blanca desempeña en la vida ideológica y en el toma y daca político cotidiano del sistema, exigió la “remoción urbana” y la construcción de carreteras que aislaron más al Lado Norte.  Junto con el creciente aislamiento y desesperación, se satanizaba a los habitantes del Lado Norte como criminales violentos. Si se busca las palabras “Flint” y “North Side” (Lado Norte) en línea, casi sólo aparecerán reportajes sobre delitos.

¡Naturalmente, podría escribir algo similar acerca de casi toda ciudad grande o mediana de Estados Unidos hoy! Y muchas de ellas tienen agua contaminada por plomo que ha tenido terribles consecuencias para los negros y los latinos.

Por todas las razones que he tratado de indicar, este sistema no puede desenredar y deshacer la supremacía blanca que está profundamente arraigada en el tejido de Estados Unidos. Ejemplo: A pesar de toda la indignación, protestas y revelaciones, ¡el Congreso ha estado poco dispuesto a financiar el reemplazo de la tóxica tubería de plomo en Flint!

Abordar en serio la crisis de los barrios pobres requería que toda la manera en que se planea la producción y la distribución —lo que incluye cuáles cosas se producirían, dónde, cómo y para quiénes— tome en cuenta en serio arrancar de raíz esa opresión como una parte de la economía socialista.1 Considerémos sólo una dimensión: para apenas aliviar un tanto de la opresión del pueblo negro se requeriría una enorme inversión de toda clase de recursos destinados a las zonas urbanas, y eso de ninguna manera concuerda con las anárquicas fuerzas impulsoras que determinan la inversión bajo el capitalismo, el que, para repitir, es la incansable búsqueda de ganancias en una sanguinaria contienda internacional con rivales.

Y, desde el punto de vista de la clase dominante capitalista, desarraigar la mentalidad de la supremacía blanca que siempre le ha servido para mantener el orden social sería traumático, casi suicida. Considere, por ejemplo, cuánta cuerda le ha dado la clase dominante a Donald Trump para azuzar la supremacía blanca en tiempos de polarización social y enajenamiento generalizado. Como se indicó arriba, el sistema ha inculcado este veneno en la mente de los estadounidenses blancos, y para cambiar todo eso se exigiría enormes trastornos sociales — lo que incluye la necesidad de ganar a grandes sectores de los jóvenes blancos a rechazar esa mierda repugnante.

Estas dos cosas —la transformación de la base económica de la sociedad y la lucha política e ideológica que estallaría en toda la sociedad— son absolutamente necesarias. No es posible hacer eso bajo el capitalismo. Sólo es posible y sólo se llevará a cabo en realidad como una dinámica central en una sociedad socialista. En una sociedad revolucionaria socialista, arrancar de raíz esta opresión no requerirá pasar primero por el criterio de cómo va a afectar las ganancias — o sea, la posibilidad de acumular el capital. Y eso marcará toda la diferencia. La Constitución para la Nueva República Socialista en América del Norte, escrita por Bob Avakian, es un plan y marco para esa sociedad revolucionaria, y es algo que todos los que rehúsan aceptar que este es el mejor de todos los mundos posibles deben estudiar y dar a conocer.

Un genocidio lento...

Los negros pobres, incluidos los jóvenes de los ghettos —con sus comportamientos frecuentementes rebeldes, su energía, creatividad y capacidad de transformarse a sí mismos y al mundo—, tienen mucho que contribuir a la humanidad. Pero cómo ha evolucionado el capitalismo —para repetir, a través de políticas conscientes, pero más fundamentalmente debido a su naturaleza anárquica— no tiene lugar para millones y millones de personas atrapadas en los ghettos, barrios como el Lado Norte de Flint. Para la clase dominante de este Estados Unidos, esa gente es superflua.

Los que manejan este sistema y los que elaboran sus políticas recuerdan muy bien los años 1960 y los levantamientos poderosos en masa del pueblo negro contra su opresión que desataron agitación, protestas y rebeliones por toda la sociedad. Como resultado privan a los jóvenes negros de acceso a empleos y educación, les canalizan hacia la encarcelación en masa, les sometan a una epidemia de terror y asesinato policial, y para el colmo les demonizan y culpan de las condiciones desesperadas en las que les ha puesto el funcionamiento de este sistema.

Al mismo tiempo, los gobernantes de Estados Unidos se hacen pasar como los mayores paladines de los derechos humanos. Por tanto lo que tenemos es un genocidio lento... uno que no “lleva el nombre” pero que no deja de ser el genocidio... un genocidio lento que podría convertirse en un genocidio rápido.

Todo esto —las maneras en que este sistema hace lo que hace— se ha cuajado para hacer que el impacto del envenenamiento por plomo sea más extremo en el Lado Norte de Flint, entre personas que este sistema preferiría ver muertas.

¡No se lo puede permitir... esto no puede y NO TIENE que seguir así!

¡Hay que mandar ayuda a la gente en Flint YA! ¡No podemos permitir que las autoridades responsables por envenenar el agua en Flint encubran esta crisis! Y se debe abordar en serio las graves necesidades específicas de los vecinos del Lado Norte. Necesitan agua potable, verdadero cuidado médico y ayuda permanente y a largo plazo para lidiar con el doloroso y terrible impacto del envenenamiento por plomo. Y según todos los expertos y activistas informados, lo que está pasando en Flint con el agua es apenas la punta del iceberg.

El crimen de agua envenenada en curso en Flint no se debe a que el sistema no esté funcionando como debería. El problema es que el capitalismo es un modo de producción que no tiene nada que ofrecerle a la humanidad y no debemos tolerarlo ni un minuto más de lo necesario.

 

1. La Constitución para la Nueva República Socialista en América del Norte analiza los tres criterios globales para una economía socialista: 1) Avanzar la revolución mundial a fin de arrancar de raíz toda explotación y opresión y emancipar a toda la humanidad; 2. Satisfacer las necesidades sociales, crear una riqueza material común que contribuya al desarrollo general de la sociedad y de los individuos que la conforman, y superar las grandes divisiones entre el trabajo intelectual y el trabajo manual, la ciudad y el campo, las diferentes regiones y nacionalidades, y el hombre y la mujer; y 3) Proteger, conservar y mejorar los ecosistemas y la biodiversidad del planeta para las actuales y futuras generaciones. [regresa]

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/424/anunciamos-la-gira-de-carl-dix-y-sunsara-taylor-a-las-universidades-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Un llamamiento de Carl Dix y Sunsara Taylor:

Si tienes seriedad respecto a cambiar el mundo y quieres saber qué es una VERDADERA revolución

La gira por las universidades, invierno y primavera de 2016

Una invitación... a conocer la revolución

Actualizado 5 de mayo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Este mundo clama por un cambio radical.

La vida es una pesadilla para miles de millones de personas en todo el mundo. Las guerras, la pobreza y la destrucción del medio ambiente han echado de sus tierras a millones de personas. Estas arriesgan la vida en busca de un futuro diferente, para sólo verse acosadas y satanizadas una vez más. Enormes sectores de la humanidad se encuentran en las garras de regímenes respaldados por el Occidente y las del fascismo islámico. Las mujeres del tercer mundo tienen que hacer frente a una decisión: trabajar como esclava en una maquiladora o prostituirse. Ser mujer o gay o simplemente “diferente” resulta con demasiada frecuencia en abusos y degradación. Ser negro o latino en esta sociedad resulta con demasiada frecuencia en el asesinato a manos de la policía lo que el sistema declara un “homicidio justificable”. Existen enormes abismos de disparidad y un futuro sombrío de catástrofe ambiental.

Es posible un mundo distinto y mucho mejor que eliminará esa locura y horror y superará este mundo de opresión, explotación y dominación. Todo eso requerirá una Revolución Concreta.

Se habla mucho de “la revolución” y “el socialismo”, promesas que se cumplirían cómodamente al acudir a las urnas o donar $10 en línea a una campaña electoral. Pero una verdadera revolución, una que se propone cambiar el mundo, es radicalmente distinta y, sí, exige más. Una verdadera revolución requiere un conocimiento científico de la sociedad y cómo cambiarla radicalmente. Esa ciencia la ha desarrollada cualitativamente el líder revolucionario, Bob Avakian. Vamos a tu universidad para adentrarnos en eso contigo.

Una verdadera revolución requiere organización. Vamos a tu universidad para invitarte a ser parte del movimiento para la revolución.

Una verdadera revolución tiene que proponerse emancipar a toda la humanidad: no simplemente reformando sino eliminando esta monstruosidad que es el sistema de capitalismo-imperialismo, reemplazándolo con un sistema radicalmente distinto en lo económico, lo político y lo social, una sociedad auténticamente socialista que vaya hacia un mundo sin divisiones sociales, explotación y opresión, un mundo auténticamente comunista.

Este es un proceso complejo. ¿Cómo identificar y conocer cuál es la verdadera fuente de los problemas que se nos presentan, y la verdadera salida? Y ¿qué relación tienen la opresión del pueblo negro, de la mujer y de los inmigrantes con la historia de Estados Unidos, con la naturaleza de este sistema, y cómo es posible superarla? ¿Qué podemos aprender de los intentos anteriores de hacer la revolución y cambiar radicalmente la sociedad, de lo positivo así como lo negativo? ¿Cómo desencadenar la iniciativa y la creatividad conscientes de millones de personas para hacer historia, en vista particularmente del hecho de que este sistema nos mantiene divididos e ignorantes de su dinámica y funcionamiento?

Esos interrogantes tienen respuestas, pero tendrás que investigar por debajo de la superficie. Vamos de gira para abordar las respuestas contigo, ahondar en la revolución concreta y reclutarte a ti.

El líder de esta revolución es Bob Avakian, BA.

BA es el arquitecto de un marco enteramente nuevo para la emancipación humana: la nueva síntesis del comunismo. Esta se basa en más de 40 años de trabajo, analizando tanto las experiencias y teoría revolucionarias del pasado, como la ciencia, la historia, la cultura y la política. BA ha hecho avances cualitativos en la ciencia del comunismo, al aplicar un método y un enfoque rigurosamente científicos a la dinámica de la sociedad y su transformación. Ha desarrollado la estrategia y la teoría de la revolución para la era actual, inclusive en un país como Estados Unidos. Ha desarrollado una visión concreta y viable para después de la revolución, en la Constitución para la Nueva República Socialista en América el Norte.

Como líder, Bob Avakian encarna una combinación poco común: una persona que ha logrado desarrollar la teoría científica a un nivel de calibre mundial, a la vez que tiene un entendimiento profundo de los más oprimidos y una conexión visceral con éstos, y una capacidad altamente desarrollada de “desmenuzar” la teoría compleja y ponerla al alcance de las masas populares.

Lo que vamos a decir te retará. Vamos a contradecir mucho de lo que te han enseñado a considerar verdad... no te hará sentir cómodo. Pero si tienes seriedad respecto a cambiar este mundo en verdad, tienes una responsabilidad de conocernos... de SER retado.

Por otro lado, al mismo tiempo que forcejeamos con estos interrogantes, queremos invitarte a participar en luchar contra el poder ahora, en luchas que llamamos los 5 Altos: ALTO a la encarcelación en masa y la brutalidad policial, ALTO a la opresión y degradación de la mujer, ALTO a las guerras que el gobierno libra, ALTO a la destrucción gratuita del medio ambiente y ALTO a los ataques despiadados contra los inmigrantes. 

Existen la ciencia, la estrategia y la dirección para una Revolución Concreta. Lo que hace falta es tú. Vamos a tu universidad para descubrir juntos las formas en que puedes ser parte del movimiento para una verdadera revolución.

Nunca se dará una revolución a menos que los estudiantes jueguen un papel crucial. Todos ustedes, de una u otra manera, están aprendiendo sobre el mundo y decidiendo a qué se dedicarán, o deberían dedicarse, la vida. Lo que aprenden y lo que hacen importan muchísimo, tanto hoy como para un futuro en que la humanidad pueda florecer en realidad.

***

¿Quiénes son Carl Dix y Sunsara Taylor?

Carl Dix

Carl Dix es un valiente luchador por la libertad de los años 1960 que se convirtió en luchador revolucionario y comunista. Dix pasó dos años en una prisión militar por negarse a combatir en la injusta guerra de Vietnam. Emergió impenitente y fue miembro fundador del Partido Comunista Revolucionario (PCR), Estados Unidos, dedicando su vida a la emancipación de toda la humanidad. Hoy en día, Carl es un seguidor y defensor de Bob Avakian, su dirección y su nueva síntesis del comunismo visionaria. Carl Dix y Cornel West son los co-fundadores de la Red Parar la Encarcelación en Masa (SMIN), y De Pie en Octubre que organizó a miles de personas a tomarse las calles en la Ciudad de Nueva York para exigir que se pusiera fin al terror policial.

Sunsara Taylor es una apasionada seguidora de Bob Avakian, una comunista revolucionaria y  luchadora por la dirección y la nueva síntesis del comunismo que BA ha desarrollado. Escribe para el periódico Revolución (www.revcom.us). Como parte de la preparación que se hace para para la revolución, ella ha dirigido una resistencia contra las guerras imperialistas de agresión de este sistema, además de contra el terror policial y la encarcelación en masa, el fundamentalismo religioso y todas las formas de la esclavización y denigración de la mujer. Taylor fue la principal iniciadora de Fin a la Pornografía y el Patriarcado: La Esclavización y la Denigración de la Mujer (StopPatriarchy.org), que une a personas de diversos puntos de vista políticos en ponerse de pie en contra de la guerra contra la mujer, como el Viaje por la Libertad Pro Derecho al Aborto que recorrió Estados Unidos.

Vea también:

La gira de Carl Dix y Sunsara Taylor en una universidad estatal en California genera unos interrogantes grandes, un intercambio profundo y una organización inicial

"El dirigente revolucionario más radical y científico del planeta hoy salió de Berkeley High!"

Esto es lo más importante que puede hacer con su vida. Carl Dix y Sunsara Taylor invitan y reclutan a estudiantes en California a la verdadera revolución

De Sunsara Taylor:
Adentrándonos en Lo BAsico: "Reforma o revolución — cuestiones de moral, cuestiones de orientación" con unos estudiantes como parte de nuestra gira de universidades

Estudiantes de Rutgers sobre la gira de Carl Dix y Sunsara Taylor

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/eramos-asesinos-de-bebes-de-parte-del-imperialismo-estadounidense-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

De un veterano de la guerra de Vietnam:

Éramos asesinos de bebés de parte del imperialismo estadounidense

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

Le escribo a revcom.us/Revolución porque este es el único lugar que siempre toma el lado del pueblo del mundo contra toda forma de opresión y por un mundo radicalmente diferente y mucho mejor. El motivo de esta carta es la ola actual de patriotismo que usa a los soldados y veteranos estadounidenses para justificar todo crimen y atrocidad imaginable que llevan a cabo las “tropas”, es decir, los militares de Estados Unidos.

Tengo mucha experiencia desde ambos lados de las batallas políticas. Comencé apoyando y defendiendo las guerras de Estados Unidos y después fui un soldado en Vietnam donde empecé a aprender la verdad sobre la sangrienta historia genocida de Estados Unidos.

En este momento, hay una gran campaña para recaudar millones de dólares en la campaña llamada Wounded Warrier [El Guerrero Herido] para la atención médica para los veteranos heridos de las guerras actuales de Estados Unidos en todo el mundo. En primer lugar, pongamos algo en claro: No son héroes sino asesinos, incluso asesinos de bebés. En ninguna parte en los medios de comunicación ni en la cultura estadounidense se ve a la gente que asesinamos, torturamos, matamos con aviones no tripulados y violamos ultrajando. No importa la gente del mundo en la marcha de Estados Unidos a través de la Tierra. No hay ningún honor en ser un soldado en el ejército estadounidense que ha invadido todos los rincones del mundo y casi todos los países del planeta. No hay ningún orgullo en torturar a las personas a través del mundo, invadir los hogares y golpear a los ocupantes en nombre de la “Guerra Contra el Terror”. Estados Unidos, en realidad, libra una “Guerra DE Terror” contra los pueblos del mundo. De hecho, se puede decir con certeza histórica que la masacre indiscriminada de decenas de millones de personas es “The American Way” [La manera estadounidense] y que, a excepción de la guerra de Secesión, nunca ha habido nada honorable en el servicio militar de Estados Unidos. Cómo les digo a los jóvenes cuando voy a las escuelas secundarias como parte de la Campaña No Somos Tus Soldados, ¡ustedes van a formar parte de un ejército cuyo propósito es matar a gente por todo el mundo con fines de lucro e imperio!

No hay duda de que cada vez que hay una intensificada campaña de patriotismo y de agitar la bandera, también hay una intensificación en las acciones militares que necesitan ser apoyadas por la gente irreflexiva y privilegiada, mientras que se supone que los demás retrocedamos y no digamos la verdad, mientras que se lleven a cabo atrocidades en nuestro nombre. En este momento, por toda África y el Medio Oriente equipos de operaciones especiales han realizado y están realizando centenares de operaciones militares secretas, secuestros, asesinatos de individuos y muchos otros asesinatos mientras que se promueve el mito de que “no hay fuerzas terrestres” en esos lugares. Estos son los “escuadrones de la muerte” estadounidenses que operan bajo el cuento de que esto es lo que se hace falta para “protegernos de los terroristas” aunque la verdad es que Estados Unidos es el mayor terrorista del planeta.

Aldeanos masacrados por tropas del ejército de Estados Unidos en My Lai en Vietnam, 16 de marzo, el 1968.


Soldados se niegan a regresar al combate, Valle AK, Vietnam, septiembre del 1969.

Lo que digo aquí no es mi opinión sino la historia y, sí, la ciencia, porque este no es un caso de la naturaleza humana, ni de la gente mala, ni siquiera de la naturaleza de estar en el ejército. No. He aprendido a través de lecciones amargas en Vietnam y de regreso aquí en el imperio estadounidense que vivimos en un sistema capitalista-imperialista que irá a cualquier extremo y cometerá cualquier crimen imaginable para defender y expandir este imperio de ganancias y explotación por todo el mundo. Desde las plantaciones bananeras en Guatemala a las fábricas miserables en Bangladesh al petróleo del Medio Oriente, Estados Unidos tiene más de 700 bases militares que rodean el mundo para defender a lo que los monstruos que dirigen este imperio llaman “nuestros intereses”. Para hacer eso, a los militares y los gobernantes les hacen falta los cuerpos y las mentes de los jóvenes, en su mayoría hombres pero también mujeres, para llevar a cabo los crímenes. Así que, ¿cómo lo hacen?

Lo hacen de muchas formas, y en especial mediante el racismo, la mentira, la manipulación y el miedo, los que forman una parte normal de la cultura y la educación en Estados Unidos. Refuerzan esto con un lavado de cerebro brutal y cruel a los jóvenes soldados, lo que llaman “el entrenamiento básico”, para inculcarles la obediencia ciega a las órdenes, una preocupación únicamente por las vidas estadounidenses, y una mentalidad de “disparar primero y matar a todos” en los cerebros jóvenes. Entonces, cuando estos soldados vuelven a casa, los usan de nuevo, y especialmente a los heridos, estos asesinos por el imperio, para fomentar la pena y la compasión por los mismos y así justificar aún más asesinato y tortura. El mensaje que resalta es que las únicas vidas que importan son las vidas estadounidenses.

Sé que algunas personas dicen que estos soldados también son víctimas de este sistema imperialista. Mi respuesta es que estos soldados y los veteranos tienen una opción: pueden cruzar hacia el lado del pueblo del mundo y decir la verdad sobre lo que vieron e hicieron, o por el resto de la vida enfrentar la condenación del mundo como los asesinos de bebés y verdugos que son.

Es cierto que la generación nacida después del 9/11 no tiene ninguna memoria de los disturbios de la década de 1960 y el hecho de que decenas de millones de personas llegaron a oponerse a la guerra en Vietnam y al imperio estadounidense de muchas formas, lo que incluyo una oposición masiva contra la guerra dentro del mismo ejército de Estados Unidos. Para esta misma generación, lo que sucedió en Vietnam hace 50 años es la historia antigua al igual que para mí como niño escuchar a los veteranos de la Segunda Guerra Mundial contar sus historias. Después de los ataques del 9/11 al World Trade Center (el asesinato de 3.000 personas inocentes por un grupo de terroristas en nombre del fundamentalismo islámico), Estados Unidos los utilizó para realizar y justificar las invasiones de Irak y Afganistán, miles de asesinatos con aviones no tripulados en muchos países de Asia, África y el Medio Oriente, y la tortura y asesinato por el ejército y la CIA en prisiones y “sitios negros”. Esta es la realidad del mundo en que vivimos hoy y las lecciones del pasado deben servir concretamente para ayudar a acabar con toda esta locura. No más “historias de guerra” estúpidas e insensatas.

El proceso en que llegué a estar en Vietnam es ilustrativo porque los soldados jóvenes de hoy y los veteranos pueden ver similitudes en cómo los han manipulado y les han mentido. Cuando yo estaba en la escuela, las únicas ideas que aprendía sobre las guerras de Estados Unidos eran de la necesidad y la maravilla y la gloria de esas guerras. Por la televisión aprendí a aplaudir a los vaqueros cuando mataban a multitudes de personas indígenas, y las películas de guerra estadounidenses presentaban a los estadounidenses como justos y justificados en defender nuestro estilo de vida. Vean la película, Purple Heart [El Corazón Púrpura es una condecoración por ser herido en combate], y la representación racista de los japoneses. En el 8º grado de la escuela gané un premio “American Legión Americanism” [un premio por patriotismo dado por una reaccionaria organización de veteranos] por un ensayo que escribí sobre el patriotismo. En la secundaria mis profesores de historia, el Sr. Gavigan y el Sr. Murphy, tenían los mapas que mostraban el comunismo como un mal que se expandía por toda Asia, especialmente Vietnam. Incluso trabajé para Barry Goldwater [candidato derechista] después de la secundaria cuando se postuló para presidente en 1964. Fui a la Ciudad de Nueva York en la primavera de 1966 durante la primera manifestación contra la guerra — para manifestar a favor de la guerra. Me uní al grupo universitario derechista Jóvenes Estadounidenses por la Libertad.

Así que, mientras que la mayor parte de los jóvenes en este país están entrenados en el patriotismo ciego y les mantienen ignorantes de la historia y la naturaleza del sistema en que vivimos, yo me integré a la política a una edad temprana, y yo creía que conocía la historia de Estados Unidos y por qué valía la pena defender. Me uní a la Fuerza Aérea de Estados Unidos y llegué a ser guardia de las armas nucleares en Estados Unidos en pequeñas bases en la Costa Este. Pero me dije a mi mismo que no podía vivir en este momento y no seguir el llamado de mi generación e ir a Vietnam. Llegué justo a tiempo para la ofensiva del Tet de 1968, una operación militar por los revolucionarios vietnamitas contra todas las principales bases de Estados Unidos en Vietnam. Después de que cuatro de mis compañeros y amigos murieron en ese ataque, toda mi visión del mundo se vino al suelo porque me di cuenta de que nada de lo que me habían enseñado o creído acerca de la naturaleza de las razones de Estados Unidos para estar en Vietnam era verdad. No sabía nada sobre los vietnamitas, ni la cultura, ni la historia. Nos referíamos a ellos con todo tipo de términos racistas y de ninguna manera les considerábamos seres humanos. Durante los próximos 11 meses llegué a oponerme a la guerra, a ver la humanidad del pueblo vietnamita y comencé a oponerme a esta mentira de que los estadounidenses son las mejores personas en el mundo. Le debo una enorme deuda de gratitud a Davis y Johnson, dos de los muchos chicos negros en mi unidad que se negaron a saludar la bandera estadounidense (cuando se presentó una película en nuestra base) y discutieron conmigo sobre la guerra y la historia de la gente negra, y hablaron de regresar a Estados Unidos para hacer la revolución.


Veteranos de Vietnam marchando en contra de la guerra, Washington, DC, 24 de abril de 1971. Foto: Leena Krohn via Wikimedia Commons

Después de Vietnam, me uní a los Veteranos de Vietnam Contra la Guerra y me convertí en uno de sus líderes nacionales. Y fue aquí, junto con otros veteranos y el creciente movimiento de soldados estadounidenses en todo el mundo, donde todos aprendimos no sólo a oponernos a la guerra sino que oponer resistencia activamente. Me enteré de la verdad sobre la historia de Estados Unidos, y no sólo Vietnam sino lo que Estados Unidos siempre ha representado. Aprendí de la Expedición de Sullivan en el verano de 1779 en que el general George Washington (sí, ese mismo, el dueño de esclavos) ordenó un ataque genocida contra más de 40 aldeas de los indígenas iroqueses, destruyendo a la gente, los edificios y los cultivos. Esto llegó a ser la práctica habitual de los militares de Estados Unidos durante los siguientes 300 años de guerras contra los pueblos indígenas del oeste de Estados Unidos, en la guerra hispano-estadounidense en las Islas Filipinas en 1898, en el uso de insecticidas y agentes químicos y biológicos en la guerra de Corea de 1950 a 1953, y en la invasión estadounidense de Vietnam y todos sus horrores. Investíguese muchos de estos crímenes en revcom.us, y también puede encontrar en el Internet varias listas que documentan las centenas de invasiones militares, ocupaciones, “acciones de unidades pequeñas,” bombardeos aéreos y marinos, casi 300 años de acciones militares alrededor del mundo.

Los veteranos y soldados que conocí y organicé estudiaban la historia de Estados Unidos, la historia de la esclavitud, los linchamientos y la opresión del pueblo negro, hablaban de este estilo de vida imperialista: asesinar a la gente por las ganancias y el imperio. Y conocí a muchos que hablaban abiertamente de por qué parecía que la revolución es necesaria para acabar con todo este horror que le infligíamos a la gente del mundo. Marchamos 70 millas a través de pequeños pueblos de Nueva Jersey en una misión simulada de ubicar y eliminar para representarle gráficamente a la gente común de Estados Unidos que lo que hacíamos en Vietnam constituía masacres y tortura. Luego, llevamos a 125 veteranos de combate a Detroit en 1971 para la Investigación del Soldado del Invierno, tres días de testimonios de veteranos acerca de la violación en masa de mujeres vietnamitas, el asesinato en masa, la destrucción de aldeas y cultivos, el napalm, el envenenamiento químico de la tierra y la gente, y sí, el asesinato deliberado de niños por parte de los soldados. Si bien hay muchos ejemplos poderosos e importantes de resistencia y oposición por parte de soldados y veteranos a las guerras imperialistas, esta fue la primera vez en la historia que se organizaron a sí mismos con dos objetivos: decir la verdad sobre lo que habían visto y hecho, y de ahí hacerle un llamado al pueblo estadounidense que pusiera fin a los crímenes.

“Durante toda una semana de la primavera de 1971, acampamos en el National Mall, la gran plaza frente al Congreso de Estados Unidos, y lo nombramos [Operación] Dewey Canyon III,  ‘una invasión del país del Congreso’”.
Arriba, veteranos devolviendo sus medallas, tirándolas sobre los escalones del Capitolio como parte de las protestas de Dewey Canyon III.

Antes de [las audiencias del] Soldado de Invierno, creí que comprendía el alcance de lo que habíamos hecho en Vietnam, pero después de tres días de audiencias quedé devastado por lo profundo que fue la traición de nuestra juventud, nuestras ambiciones y nuestras mentes, que realmente no fuimos nada más que asesinos y carne de cañón para el imperio. Después del Soldado de Invierno, sabíamos que teníamos que hacer algo que pondría a los veteranos de Vietnam en la primera plana de los periódicos, algo dramático que enviaría un mensaje a todo el mundo, que siendo asesinos de niños, estábamos empezando a entender quiénes y qué eran realmente responsables. Durante toda una semana de la primavera de 1971, acampamos en el National Mall, la gran plaza frente al Congreso de Estados Unidos, y lo nombramos [Operación] Dewey Canyon III,  “una invasión del país del Congreso”. Después de una semana entera de manifestar por todas partes, de hacer representaciones de teatro de guerrilla de cómo tratamos y asesinamos al pueblo vietnamita, en el último día, entre 800 y 1.000 veteranos se alinearon frente al capitolio para subir los escalones del capitolio y devolver sus medallas al Congreso y otros gobernantes de Estados Unidos. Algunos de los comentarios de los veteranos, al arrojar sus medallas al otro lado de una cerca marcada “basura”: un veterano negro dijo, “Este es mi oposición a las políticas de este país contra los pueblos no blancos del mundo”; “Mi nombre es Peter. Tengo una medalla del corazón púrpura aquí y espero recibir otra en la lucha contra estos hijos de puta”; “No queremos volver a pelear, pero si tenemos que hacerlo será para tomar estos escalones”.

Luego, en el verano de 1971, VVAW (Veteranos de Vietnam Contra la Guerra) me seleccionó para representar a la organización en una delegación de paz que viajó a Hanói, la capital de Vietnam del Norte, “el enemigo”. Como el primer veterano de Vietnam que visitó a Vietnam del Norte en una misión de paz, junto con otros dos activistas de Women Strike for Peace [Mujeres en Huelga por la Paz] y la War Resisters League [Liga de Resistentes a la Guerra], no tuve que pensarlo dos veces antes decidir. Pasamos ocho días en Hanói, viajamos al puerto de Hai Phong y fuimos testigos de la vida de un pueblo cuya historia y cultura están imbuidas con el espíritu de resistirse a invasores extranjeros. Durante ese viaje pasé completamente “al otro lado” y me convertí en un defensor de la victoria de los vietnamitas contra Estados Unidos

Lo digo hoy porque aunque ahora no hay ninguna nación o grupo equivalente que pueda ser apoyado contra los crímenes de Estados Unidos, toda personas, y especialmente soldados y veteranos de estas guerras, pueden y deben alzar la voz por el pueblo del mundo y en contra de los crímenes de Estados Unidos. Esto significa NO apoyar a las tropas, porque las tropas están asesinando a las personas. Odio de verdad el lema “Apoyar a las tropas, no la guerra” porque afirma que lo importante en estas guerras son las vidas estadounidenses, y la humanidad de la gente que asesinamos es de importancia secundaria o inexistente.

Por último, a los que sólo pueden ver el poder del imperio para manipular y controlar a la población y hacerla ciegas agitadores de banderas o una oposición dócil, quiero decirles lo importante que es decir la verdad, pedir a otros que hagan lo mismo y luchar por el interés de toda la humanidad. Después de todo, fui testigo de algo que muchas personas hoy en día ni pueden imaginarse: Vi a un gran segmento de los anteriores asesinos de mí era, asesinos incluso de niños, ponerse de pie contra el imperio y al lado de la humanidad.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-la-destruccion-del-lago-naivasha-en-kenia-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

La destrucción del lago Naivasha en Kenia: un estudio de caso sobre cómo "el libre comercio" desangra a África

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

25 de enero de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. Haciendo un análisis del desarrollo de la industria de exportación de flores (un importante motor de la economía keniana), de los resultados de la reunión de la Organización Mundial del Comercio (OMC) celebrada en Nairobi en noviembre de 2015, y de la vida concreta de las personas que trabajan en esa industria, los siguientes tres artículos dan claridad sobre el funcionamiento y las consecuencias de la dominación de la economía y los pueblos del mundo por parte de las clases dominantes capitalistas monopolistas que tienen su base en un puñado de países imperialistas. El primer texto es de un artículo de Yash Tandon, profesor, activista político y prominente intelectual público ugandés, aparecido en Pambazuka News (Véase el artículo completo en pambazuka.org, 15 de diciembre de 2015). Se escribió en vísperas de la X conferencia ministerial de la OMC celebrada en Nairobi. El segundo texto, del SNUMQG, analiza los resultados de esa conferencia. El tercer artículo del SNUMQG 2008-02-18, se escribió durante un periodo de extrema violencia entre los numerosos grupos étnicos kenianas, desatada por los principales candidatos presidenciales rivales en las elecciones generales de diciembre de 2007.

*****

Imperio del absurdo


Un agricultor keniata grita su oposición a la reunión ministerial de la Organización Mundial de Comercio en Nairobi, Kenia, diciembre 2015. En esencia, dicha reunión le dio el visto bueno a la posición dominante de los países imperialistas sobre el comercio mundial, que es una parte esencial de la forma en que los países capitalistas monopolistas avanzados dominan a Áfica y otros países por todo el mundo. Foto: AP

El lago Naivasha está a menos de una hora por carretera desde Nairobi. Se encuentra a 1.884 m de altitud, en una compleja combinación geológica de rocas volcánicas y yacimientos sedimentarios. Es alimentado por los ríos perennes Malewa y Gilgil en la elevación más alta del Valle del Rift. Cuando se llega allí es como el paraíso, o solía serlo. Fui por primera vez en 1957, cuando yo era joven. Quedé fascinado por su belleza —exuberantes riberas adornadas con acacias amarillas; en las aguas cristalinas se podían ver miles de diversos tipos de peces, y por supuesto, hipopótamos; mirabas al cielo y veías miles de aves, incluyendo al flamenco rosado que migra desde lago Nakuru, y mariposas multicolor. El lago proporcionaba sustento a miles de pescadores, y agua a la comunidad de agricultores.

Unos 50 años después, en 2009, volví al lago. Quedé consternado, de hecho me deprimí. El lago y sus alrededores estaban irreconocibles. Vi rosas e invernaderos gigantes por todos lados, pero no se veían mariposas, ni aves y prácticamente ningún pez. Todo ese sacrifico a nombre del “desarrollo”. El lago y sus alrededores transformados en un infierno. Claro, se necesita el desarrollo, pero ¿a qué costo?

El modelo de desarrollo del “libre comercio” se basa en la suposición de que “el mercado” promovido por el “libre comercio” es la forma más eficiente de distribuir los recursos del planeta. Cada país tiene que especializarse en la producción de bienes y servicios en los que es más competitivo.

Pero el “libre comercio” es una ficción. Nunca ha existido, ni siquiera durante el tan aclamado periodo mercantilista inglés en el siglo xix. El primer país que desafió esta ficción fue Estados Unidos, poco tiempo después de su independencia de Inglaterra en 1776. “No queremos cultivar algodón y tabaco por siempre, ni importar sus productos manufacturados”, les dijeron los estadounidenses a los ingleses. “Nosotros también queremos industrializarnos”. Entre 1820 y 1870 (en 50 años) Estados Unidos puso barreras a las importaciones de Inglaterra y llevó a cabo su propia revolución industrial.

África ha sido “independiente” desde hace casi 60 años, y todavía exporta café, algodón y flores, y prácticamente importa todo, incluyendo productos agrícolas. Se pueden comprar perniles de pollo congelados y frijoles enlatados de Europa en las grandes tiendas de Nairobi. Estos productos masivamente subsidiados compiten contra los productores keniatas a quienes las reglas de la OMC les niegan los subsidios. Esta es una guerra desigual entre las corporaciones europeas y los pequeños agricultores de Kenia. Sucede lo mismo en el resto de África. Es inmoral. Y bajo las convenciones de la ONU para los derechos humanos es también ilegal.

Hace unos 15 años las flores las producían cientos de pequeños productores, proporcionándoles el sustento a miles de personas de sus familias extensas. Hoy las producen un puñado de multinacionales. Así alardea una de ellas, Magana Flowers Kenya Ltda:

“Fundada en 1994, nos hemos convertido en la compañía más grande de la floricultura keniata. Exportamos aproximadamente 24 millones de rosas al año a importadores en Suiza, Francia, Alemania, Países Bajos, Escandinavia, Reino Unido, Rusia, Japón, Australia y el Medio Oriente. Con sede en Nairobi, Magana Flowers Kenya Limited emplea un personal altamente calificado de 600 individuos que nos facilitan todas las fases del crecimiento y desarrollo de los rosales. El personal cuida de las plántulas, desarrolla técnicas estratégicas para el mejoramiento de los cultivos, supervisa el crecimiento de las plantas y constantemente verifica la presencia de virus e insectos. La compañía utiliza las últimas técnicas de control de plagas y manejo de suelos para producir coloridas y saludables rosas que se envían a los importadores en menos de 48 horas después de su corte y recolección. Además, desarrollamos nuevas variedades de rosas por medio de la investigación. Al organizar la producción de rosas saludables, fuertes y resistentes a las enfermedades, también desarrollamos cuidadosamente programas de riego y abono para determinar qué fertilizantes producen las más bellas y duraderas flores. Por eso somos sede de las rosas de más alta calidad en África”.

En esta ya muy frágil condición socio-ecológica, la Alianza para una Revolución Verde en África (AGRA, por sus siglas en inglés) ha hecho cuestionables inversiones. AGRA es financiada por las fundaciones Rockefeller y Gates. Afirma que está ayudando a África a desarrollar cosechas y flores de alta calidad para la exportación y así contribuir al desarrollo de Kenia. Utiliza semillas híbridas certificadas, bajo patentes multi-genoma.

Los dueños de las fincas en Naivasha y las agencias intermediarias que se ocupan de comprar, vender, enviar, almacenar, asegurar y transportar las flores sacan enormes ganancias, pero los productores directos, los trabajadores asalariados, obtienen muy poco. Las multinacionales también subcontratan el cultivo de las flores con pequeños agricultores africanos, que viven fuera del predio en miserables y frágiles condiciones ecológicas. Cultivan claveles y rosas rojas para el día de San Valentín en Europa, pero ellos... a duras penas sobreviven.

La industria de las flores fue la principal razón por la que Kenia firmó el Acuerdo de Asociación Económica (EPA, por sus siglas en inglés) con la Unión Europea en septiembre de 2014... bajo presión del Consejo de Floricultores de Kenia (KFC, por sus siglas en inglés). En una entrevista, la directora ejecutiva del KFC, Jane Ngige, define así su misión: “Promover los intereses económicos, sociales y políticos de la industria de la floricultura por medio de la participación activa en la determinación e implementación de políticas”. Para octubre de 2015 el KFC tenía 94 miembros productores y 62 miembros asociados — proveedores de insumos agrícolas y servicios conexos representantes de los grandes distribuidores de flores en Reino Unido, Holanda, Suiza y Alemania.

Aunque el gobierno keniata se ha rendido ante Europa, los ciudadanos del común están luchando. En 2007, el Foro de Pequeños Agricultores de Kenia (KSSFF, por sus siglas en inglés) presentaron una demanda contra su gobierno, argumentando que el EPA pondría en riesgo el sustento de millones de agricultores del común. El 30 de octubre de 2013, el Alto Tribunal de Kenia falló a favor del KSSFF. El tribunal le ordenó al gobierno establecer un mecanismo para integrar a los inversionistas (incluyendo a los pequeños agricultores) en las actuales negociaciones del EPA, y alentar el debate público sobre este asunto.

Fue lo último que se escuchó del fallo del tribunal.


La pizca de rosas en una finca floral en Naivasha, Kenia. Hace 15 años, cientos de pequeños productores producían las flores, lo que proporcionó sustento a miles de personas y sus familias extendidas. Hoy, un puñado de empresas multinacionales las producen. Foto: AP

La industria de flores extrae un promedio diario de 20 mil metros cúbicos de agua del lago Naivasha. El lago se está muriendo. Oficialmente de 130 kilómetros cuadrados, en 2006 se redujo a un 75% del tamaño que tenía en 1982. Los circundantes pantanos de papiro que eran la zona de reproducción de los peces están casi secos. A miles de campesinos y pescadores se les ha privado de su medio de subsistencia. La gente está enfrentando severos problemas de agua e inseguridad alimentaria. En la práctica Kenia exporta agua hacia Europa cuando las flores frescas del lago Naivasha son llevadas en avión a Ámsterdam. Si esto no es el “Imperio del absurdo”, entonces ¿qué lo es?

En 2013 Kenia exportó 124.858 toneladas de flores valoradas en unos 507 millones de dólares. En 2014 alcanzó unos 600 millones. La OMC felicitó a Kenia por encontrar por fin un nicho apropiado en la “cadena global de valor”. Los apologistas de la teoría del desarrollo dicen que esto es bueno; lo único que el gobierno de Kenia tiene que hacer ahora es cobrarles impuestos a los ricos y distribuir la riqueza a los pobres. Otro teatro del absurdo. ¿Quién engaña a quién?

El índice de desigualdad, medido por el llamado coeficiente Gini (calculado que utiliza el gasto de consumo per cápita), está empeorando en Kenia. Los ricos son cada vez más ricos, los pobres cada vez más pobres. Las estadísticas no cuentan toda la historia. Hay que ir a Nairobi y ver las condiciones del “precariado”, las clases trabajadoras proletarizadas sin previsibilidad de vida ni seguridad básica.

Mientras los dignatarios del Imperio y las neocolonias se reúnen en Nairobi del 15 al 18 de diciembre para la X conferencia ministerial de la OMC, el precariado será empujado a los tugurios de la periferia de Nairobi.

*****

Notas sobre la reunión de la OMC

Según los periódicos ingleses Independent y Guardian, y autores que critican a los sumamente desiguales acuerdos internacionales de comercio, la conferencia ministerial de la OMC de diciembre de 2015 en esencia refrendó la posición abrumadoramente dominante de los países imperialistas sobre el comercio mundial. El representante estadounidense en la OMC planteó que “los tiempos han cambiado”, y los 164 países, muchos a regañadientes, siguieron los planes de Estados Unidos y la Unión Europea (UE) para ponerle fin al Programa de Doha para el Desarrollo. Conocida comúnmente como la Ronda de Doha (se inició en Doha, Qatar), fue una plataforma que se abrió en 2001 supuestamente para negociar mejores términos para el comercio agrícola de los países del sur global.

La reciente conferencia de Nairobi también acordó continuar eximiendo de impuestos y restricciones de cupo a algunas de las exportaciones de los llamados “países menos desarrollados”, pero no incluye los textiles, que constituyen más del 90% de estas exportaciones. En cuanto a la agricultura, la conferencia supuestamente eliminó los subsidios a la exportación y otras formas de “promoción a las exportaciones”, como el financiamiento de exportaciones subsidiadas y exportaciones a nombre de “ayuda alimentaria”, de lo que en especial Estados Unidos es reconocido practicante. Estos subsidios han sido atacados como una ventaja para los países ricos totalmente injusta. Los subsidios a las exportaciones distorsionan más el comercio al socavar los mercados en los países importadores mediante la compensación de algunos costos de exportación, reduciendo a su vez el precio de los productos de la UE (Unión Europea) y Estados Unidos en los mercados extranjeros. Pero también en esta cuestión crucial “los países pobres salieron con las manos vacías”, como comentó un periódico keniata. Si bien la UE ya había acordado dejar de subsidiar sus exportaciones, Estados Unidos se resistió a estas restricciones comerciales y al parecer el nuevo acuerdo solo “puso un límite a las prácticas actuales” dentro del comercio agrícola, en vez de eliminar todos los subsidios a las exportaciones de los países imperialistas.

Sin embargo, las desigualdades van más allá del control imperialista sobre el acceso al mercado de los productos agrícolas. Estos países perfeccionan constantemente su relación de dominación sobre los países más pobres sesgando la competencia a su favor de muchísimas formas, otro tema sobre la mesa en Nairobi. Considérese también la falta de adecuadas vías, instalaciones de almacenamiento e infraestructura para la exportación, junto con el creciente acaparamiento de tierras por parte de inversionistas extranjeros así como la red internacional de finanzas y deuda que estrangula a la mayoría de países africanos. Luego añádanse las interconectadas dependencias en otros sectores en los que el continente está encerrado, aunque esto varía de país a país. El llamado “comercio justo” es parte integral de los medios por los cuales los países capitalistas monopolistas avanzados y el mercado mundial imperialista dominan a África y a otros países en el resto del mundo.

*****

Las rosas keniatas para San Valentín cuestan sangre

Los medios del mundo, incluyendo el Nairobi Standard en una de sus columnas del 14 de febrero, dieron un respiro de alivio supuestamente a nombre de la nación porque las rosas keniatas llegaban a tiempo a los mercados y tiendas de flores europeos para la crucial fecha, inventada para convertir el amor en montones de dinero.

Ahora imagina que eres una trabajadora común en un cultivo de flores en una de esas lucrativas industrias hortícolas que les forran los bolsillos a los pudientes colonos blancos y empresarios keniatas que han montado un negocio alrededor del lago Naivasha, localizado a sólo dos horas de Nairobi en el Valle del Rift. Habrás notado que de 60 mil a 100 mil personas como tú, la mayoría sin tierra de otras zonas rurales, y unos cuantos de las barriadas y de los asentamientos alrededor de los pueblos, se desplazaron a la zona por la promesa de un trabajo. Son de muy diversos orígenes étnicos y áreas geográficas pero hasta el último mes esto no importó mucho, todos ustedes eran pobres y explotados por los mismos propietarios.

Los que sí son contratados en una de los muchas fincas de cultivos florales que rodean el lago tal vez son alojados en asentamientos de chozas, o en las hileras e hileras de viviendas prefabricadas de la compañía, junto al sitio de trabajo. Otros pasan todo un día en una fila que atraviesa la finca, con la esperanza de obtener algo de dinero por la temporada. Algunos instalan puestos de mercado o venden pequeñas pirámides de tomates, cebollas, papas y otros productos locales a lo largo del camino que rodea los inmensos invernaderos. No sabías que trabajarías con pesticidas y fertilizantes tóxicos todo el día y sin protección. Pero hay miles que están desempleados y sin ningún ingreso, esperando a tomar tu lugar si te vas.

Cerca del 60% de las flores de Kenia provienen del lago Naivasha, tradicionalmente un área turística para colonos blancos adinerados y sede de muchos hoteles y restaurantes, resguardados del pobre y polvoriento pueblo mediano de Naivasha. Los avisos tienen los nombres de compañías holandesas, inglesas y keniatas como Sher, Wildfire, Homegrown, y Kingfisher. El lago Naivasha es uno de los más grandes lagos de agua dulce pero rápidamente lo están convirtiendo en una cloaca de la industria floricultora. Los cultivos de flores están secando y deteriorando el lago, bombeando el agua dulce hacia los invernaderos y devolviendo aguas servidas llenas de químicos a través de una zanja. Las plantas han desaparecido por completo. Especies de peces y de pájaros están amenazadas. El público no tiene acceso al lago ni al agua porque ambos son propiedad privada. Tienen que hacer fila para los pocos grifos comunales de la zona, que nunca son suficientes para las necesidades de la población local.

Pero durante el último mes, desde las grandes manifestaciones en Nairobi, la violencia se extendió a Naivasha. Has visto que gente de diferentes grupos étnicos ataca y persigue a algunos de tus compañeros de trabajo. Has visto a dueños de fincas y a terratenientes blancos de la zona huir del peligro y la violencia en aviones y camiones privados. No podías creerlo cuando viste a gente de diversos orígenes obligada a meterse a la cárcel de Naivasha para tratar de escapar de grupos de pandillas locales (kikuyu), algunos al parecer escoltados por la policía, que disparaban a los que se aventuraran a salir de la cárcel. Has visto gente despedazada a machete. El derramamiento de sangre ha destrozado a la fuerza de trabajo y algunas personas que no han sido empujadas a otras zonas de Kenia se mantienen al margen por temor. Tú misma eres de padres mestizos y te da miedo hablar en público otra cosa que no sea el idioma principal de la región. No sabes qué sucedió con tus vecinos luo ni con la mujer kalenjin casada con un kikuyu que trabajaba a tu lado cortando rosas.

¿Pero qué ves en la semana anterior al 14 de febrero? Tus patrones blancos y administradores keniatas movilizan a todos a regresar al trabajo con el argumento de que “es seguro”. Necesitan preparar los envíos de rosas para la festividad que genera cerca de la mitad de sus ganancias de todo el año, y quieren que trabajes muchas más horas de lo habitual. Todo a tu alrededor es miedo, trauma y tragedia por los sucesos del último mes. No hay ninguna “protección”, y la situación es todo menos segura para las keniatas del común como tú. No hay transporte disponible para los refugiados, para llevar los muertos a casa a enterrarlos, ni para traer comida. Tu esposo no puede ir al funeral de su tío, asesinado en la disputa comunal. Pero hoy hay bastantes camiones estacionados afuera. Descubres que tus patrones han contratado a la policía para proteger los convoyes de camiones repletos de rosas que van hacia el aeropuerto de Nairobi. Diste en el clavo al punzarte los dedos con una de las espinas de las rosas que empacas para Europa y observar tu sangre caer por el tallo hasta la caja de San Valentín.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-europa-hacia-una-solucion-militar-a-la-crisis-migratoria-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

Europa: ¿Hacia una solución militar a la "crisis migratoria"?

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

16 de febrero de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. En un alarmante cambio que ilustra cómo Europa va adoptando soluciones policiacas y hasta militares a lo que considera su “crisis migratoria”, y que refleja las verdaderas crisis mundiales subyacentes, la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) ha enviado buques de guerra al mar Egeo, entre Grecia y Turquía.


La inmensa oleada de seres humanos que está huyendo hoy en el mundo, unos 60 millones, es mucho más el resultado de la compulsión que una cuestión de decisiones individuales. El que unos empresarios, cuya moral no difiere mucho de, digamos, los banqueros de Occidente, les vendan raídos botes inflables no va a cambiar esa situación. Si Occidente realmente quisiera ayudar a la gente, enviarían ferris para traerlos a salvo, así como Estados Unidos y Europa envían constantemente barcos para evacuar a sus ciudadanos, cuando les conviene, atrapados en zonas de guerra, como seguramente lo está la gente en Siria, Afganistán, Irak y muchos otros lugares.

Arriba: Un hombre y nina luchan por alcanzar a la orilla después de caer de un bote en el que habían atravesado una parte del mar Egeo desde Turquía a la isla griega de Lesbos, 3 de enero de 2016. Foto: AP

Esta decisión, de la que no hubo indicios públicos sino la víspera de una reunión de ministros de defensa de la OTAN el 11 de febrero de 2016, se implementó de un día para otro. En el lapso de 20 horas, Alemania, Turquía y Canadá ya tenían, cada uno, un buque de guerra en posición. Se esperaba que se les unieran unos 2 ó 3 buques más, posiblemente de Grecia, Reino Unido y Dinamarca, este último orgulloso de su herencia vikinga, cuyos navíos una vez saquearon este mar y hoy saquean las posesiones personales de los solicitantes de asilo.

Más alarmante aún que la presencia de estos buques de guerra en el Egeo es lo deliberadamente turbia que han dejado esta misión.

El secretario general de la Otan Jens Stoltenberg les dijo a los medios que “esto no busca detener o hacer retroceder los botes de refugiados”. El comandante supremo de la Otan en Europa, el general Philip Breedlove, cuya posición refleja el control estadounidense de la organización, dijo que el despliegue de navíos era una decisión política y que definir su misión seguía siendo parte del “trabajo militar” por hacer.

Para lo que estos buques no han sido enviados es para salvar a la gente de ahogarse, como murieron más de 800 personas en el Egeo en 2015, y 409 en las primeras 5 semanas de 2016, según la Organización Internacional para las Migraciones. En algunos casos los voluntarios que han ayudado a los inmigrantes a llegar a salvo a Grecia (al igual que unos bomberos de Italia) han sido arrestados.

Mare Nostrum, la operación italiana de 2013-2014 en el Mediterráneo que rescató de morir ahogados a 150.000 migrantes, fue cancelada porque consideraron que “alentaba” a la gente a dejar el Norte de África y viajar a Europa en precarios botes. Se reemplazó por la Operación Tritón, manejada por Frontex (la policía fronteriza de la Unión Europea), que usa lanchas patrulleras que no tienen espacio para pasajeros ni provisiones para emergencias médicas. Dejan en cubierta a la gente que sacan de las heladas aguas y muchas de ellas mueren de hipotermia antes de llegar a tierra. Miles más mueren en el mar sin ser rescatados porque la operación fue diseñada para alejarlos de las costas europeas y para no hacer nada si sus botes naufragan.

Ahora Alemania, cuya población se está envejeciendo y reduciendo a pesar de la absorción de medio millón de inmigrantes de la ex Yugoslavia, anunció su disposición a acoger un millón de sirios. Pero ahora están cerrando las puertas de nuevo. Culpar a la opinión pública antinmigrante, que han atizado con sumo cuidado, y a sucesos como los ataques de Nochevieja contra las mujeres en Colonia, Alemania como excusa, ha llevado a que se tome la actitud de “mejor muertos que en nuestro país” hacia muchos seres humanos que escapan de guerras y otras crisis de las que los países europeos, Estados Unidos y Canadá son en gran parte responsables, indirecta y hasta directamente, especialmente en Siria, Afganistán e Irak, países de donde huyen la mayoría de los refugiados.

Las embarcaciones que operan en el Egeo, que están anunciando como “patrullas”, esta vez no son lanchas patrulleras. Hasta ahora la flotilla consta de un gran buque (170 m) de apoyo al combate y dos navíos de combate (fragatas). Si bien funcionarios de la Otan han tratado de dar la impresión de que enviaron la flotilla para “proporcionar inteligencia a la Unión Europea”, esto no explica por qué eligieron navíos diseñados para una guerra costera en vez de utilizar vigilancia aérea, algo que de hecho están redoblando como parte de esta operación (The New York Times, 12 de febrero de 2016, fuente de todas las confusas declaraciones citadas). ¿“Inteligencia” de qué? Todos saben que la gente está llegando en grandes cantidades a Europa a través de estas aguas y que los gobiernos quieren detenerlos.

La misión en definitiva no apunta a los “traficantes de personas”, “una mafia que está explotando a esta pobre gente”, como han afirmado el secretario de defensa de Estados Unidos, Ashton Carter, la ministra alemana de defensa, Ursula Von der Leyen y los medios amigos de la Otan (Deutsche Welle, 11 de febrero de 2016). A la mayoría de la gente que entra a Europa no la están traficando para esclavizarla, ni la están traficando en ningún sentido real. Están huyendo. Es intolerable que los más grandes explotadores del mundo deliberadamente ignoren esta diferencia, potencias cuyos barcos de tráfico humano atestaron los mares y llenaron los océanos con los cadáveres de los africanos secuestrados para los que morir era la única escapatoria. Esto sucedió durante siglos, en los que comenzaron a acumular el capital que hoy les permite dominar el mundo.

Si bien la gente que cruza el Mediterráneo actúa por sí misma, sin embargo, como individuos y hasta colectivamente están reaccionando ante opciones desesperadas en gran parte impuestas por el funcionamiento del sistema capitalista imperialista mismo. En ese sentido, la inmensa oleada de seres humanos que está huyendo hoy en el mundo, unos 60 millones, es mucho más el resultado de la compulsión que una cuestión de decisiones individuales. El que unos empresarios, cuya moral no difiere mucho de, digamos, los banqueros de Occidente, les vendan raídos botes inflables no va a cambiar esa situación. Si Occidente realmente quisiera ayudar a la gente, enviarían ferris para traerlos a salvo, así como Estados Unidos y Europa envían constantemente barcos para evacuar a sus ciudadanos, cuando les conviene, atrapados en zonas de guerra, como seguramente lo está la gente en Siria, Afganistán, Irak y muchos otros lugares.

Discretos sucesos políticos que llevaron a la repentina decisión de la Otan dan claridad sobre esta turbia maniobra política. El 7 de febrero, la cancilleresa alemana Ángela Merkel y el presidente francés François Hollande cenaron juntos y propusieron una “hoja de ruta” para reducir radicalmente la cantidad de gente que entra a Europa (Le Monde, 11 de febrero de 2016). Algo de esto se presentará en una próxima reunión de la UE (Unión Europea), pero en gran medida ya se está implementando. Le han dado a Grecia 3 meses para restablecer sus fronteras marítimas, de lo contrario sacarán al país del grupo Shengen de países europeos creado supuestamente para garantizar el libre tránsito en la mayor parte del continente. Por supuesto, Alemania, Suecia y otros países hoy han cerrado en gran parte sus fronteras, ostentando el acuerdo Shengen.

La gran dificultad para salir de Grecia ahora, por el cierre de las fronteras europeas, ha convertido a ese país, especialmente las islas cerca de Turquía, en lo que un funcionario de la ONU ha llamado “el centro de detención más grande del mundo”. La UE presionó por el establecimiento de los eufemísticamente llamados “puntos calientes” en Grecia e Italia. En repetidas ocasiones han detenido a la gente a la fuerza en estadios y otras instalaciones, pero la razón principal por la que tienen que quedarse en los centros de detención que están estableciendo es que no tienen qué comer ni adonde ir, adonde escapar de la helada lluvia, donde no los golpeen las turbas de civiles antiinmigrantes. Grecia e Italia, que por tanto tiempo les dieron a otros países tantos millones de su gente, se están convirtiendo en los cancerberos de la Fortaleza Europa.

El propósito manifiesto de estos centros es identificar y registrar a todos los que llegan. Los clasifican en aquellos que pueden ser candidatos a asilo en Europa, básicamente los sirios, y los que vienen de países declarados “seguros” como Afganistán, como hace poco hizo Alemania. Esta decisión tuvo una repercusión especialmente fea entre la gente políticamente consciente en Alemania, que han condenado el papel continuo y ahora dominante del país en la ocupación de Afganistán, bajo Estados Unidos. Entre otras cosas, esta es una hipócrita violación (mejor dicho, desenmascaramiento) de la supuesta constitución “pacifista” de la Alemania de la postguerra.

Entretanto, según Le Monde, Grecia ha pactado embarcar a las víctimas de esta “clasificación” de vuelta a Turquía. Turquía ha convenido aceptarlos, quizás a todos, incluso a los afganis (Duetsche Welle, 11 de febrero de 2016). A cambio, Turquía va a obtener un desembolso más rápido de los 3.000 millones de euros que la UE le pagará por almacenar a los refugiados, hasta ahora más de mil euros por alma. También a cambio, Turquía le pidió a la Otan desplazarse al mar Egeo, una maniobra cuyas implicaciones van más allá de la cuestión migratoria.

Todo esto ayuda a entender el propósito estratégico de la flotilla de la Otan y lo acelerado de su puesta en marcha al tiempo que se juntan otros elementos en una situación sumamente volátil.

Esta volatilidad puede explicar lo turbio de la misión de la Otan, al grado que sus tácticas siguen sin definir y que los funcionarios no están solo desinformando a los cagatintas de los medios. La volatilidad no se puede entender aparte de la pugna entre Estados Unidos, Europa y Rusia sobre Siria, o de la posición sumamente agresiva e precaria de Turquía como aliado indispensable de Occidente contra Rusia y como principal canal de armas y voluntarios que nutren a las fuerzas islamistas en el campo de batalla sirio.

Diferentes guerras y contradicciones están traslapándose e interactuando, lo que incluye lo que, figurativamente y no, es una guerra concreta contra los “migrantes”, en otras palabras, las víctimas que huyen. Como mínimo, el despliegue naval pone un nuevo tono para el manejo de la “crisis” migratoria. Puede que la Otan quiera establecer una presencia física en el Egeo, un “pre-posicionamiento” como llaman a sus nuevas estaciones de armas en la frontera rusa, listas para la acción ante cambios repentinos en la situación militar en Siria, o si la intervención militar turca y de otros países, o una crisis en la misma Turquía, convierten la ola de refugiados en una marea. Lo que hay que ver es qué tanto buscarán convertir el Egeo en un muro de separación europeo.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-arabia-saudita-los-islamistas-corta-cabezas-consentidos-del-occidente-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

Arabia Saudita: Los islamistas corta-cabezas consentidos del Occidente

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

4 de enero de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. Las más recientes ejecuciones en Arabia Saudí deberían dejar muy claro que “la guerra contra el terrorismo”, de las potencias de Occidente, no tiene nada que ver con oponerse a las decapitaciones y al sectario fanatismo religioso. En vez de condenar este crimen, Estados Unidos, Reino Unido, y otras potencias occidentales continúan dándole al régimen saudita, si no su bendición política pública, por lo menos su respaldo práctico, a nombre de las alianzas necesarias que dicen se derivan de esa “guerra contra el terrorismo”.

Estos crímenes fueron parte de los denodados esfuerzos de la familia real saudita de defender su gobierno esgrimiendo la violencia estatal y la autoridad religiosa, representadas en la espada de los verdugos. El más conocido de los ejecutados era Nimr al-Nimr, un importante clérigo chiíta juzgado en secreto y acusado de apoyar al movimiento de protesta que sacudió a la población chiíta en el oriente de Arabia Saudita y el vecino Bahréin en 2011, en especial entre los jóvenes influenciados por la Primavera Árabe. Varios acusados de participar en los mítines políticos de ese momento, arrestados cuando eran adolescentes, están a punto de ser ejecutados.

La ejecución de Nimr, y la de varios chiítas más, fue una atroz respuesta a las legítimas protestas contra la discriminación en el empleo, la educación y otros campos; una prueba, si es que se necesita alguna, de que el régimen saudita, en vez de alejarse del fanatismo religioso durante el año de reinado del rey Salman y sus príncipes, sigue intensificando el uso del asesinato justificado con la religión contra cualquier desafío político.

Además, esta fue una deliberada provocación contra las fuerzas políticas chiítas a nivel internacional, especialmente contra el régimen iraní, muy probablemente con la esperanza de obligar al clero iraní gobernante, famoso por sus ejecuciones en masa, a reaccionar de tal manera que se complicaran los esfuerzos de la gente del régimen que busca generar acuerdos con Estados Unidos y con aquellos de la clase dominante estadounidense que creen que los intereses de Estados Unidos exigen hoy tales acuerdos.

También buscaban ponerles fin a los desafíos a la legitimidad de la Casa de Saud, por parte de Al Qaeda, Estado Islámico [ISIS o Daesh] y demás, dentro y fuera del reino e inclusive entre la miríada de miembros de la familia real, aprovechando el papel de líder de todos los creyentes sunitas, con insinuaciones de una confrontación religiosa.

Las ejecuciones fueron un acto brutal pero no loco, servían a objetivos políticos muy claros, los mismos objetivos tras la guerra encabezada por los sauditas en Yemen y los esfuerzos sauditas de confrontar sobre bases religiosas al régimen de Assad y sus patrocinadores iraníes, y contender con la sharia del EI imponiendo la sharia saudita. Estos son objetivos que, en algunos aspectos, convergen con las ideas de las potencias de Occidente acerca de cómo moldear a su favor el caos en el Medio Oriente.

La diferencia con el EI no es que el régimen saudita sea más “moderado” o de alguna manera menos cruel. La relación de la monarquía con Estados Unidos es compleja y potencialmente volátil; Estados Unidos ha jugado en ambos bandos de la división sunita/chiíta, lo que incluye trabajar con el régimen fundamentalista chiíta de Irán en algunos lugares en algunos momentos. Pero el hecho es que Estados Unidos y sus aliados no hubieran podido dominar al Medio Oriente sin su alianza con Arabia Saudita, por tensa que pueda ser esta alianza para ambos bandos en este momento.


Obama en persona se reunió con el rey Salman luego de su coronación hace un año, y su reinado ha sido alabado por comentaristas occidentales como el artículo del conocido liberal estadounidense Thomas Friedman (New York Times, 25 de noviembre de 2015, escrito cuando ya habían decidido las ejecuciones) como el inicio de una era de reformas. La principal "reforma" hasta ahora ha sido celebrar elecciones para los intrascendentes organismos municipales, y permitirles a las mujeres votar en estas, pero no conducir a los puestos de votación ni a ningún otro lado ni tomar decisiones sin el permiso de su guardián masculino. Durante el último año el régimen saudita aumentó las ejecuciones, en algunos casos crucificando a los decapitados y dejando descomponer sus cuerpos a la vista pública. Foto: Wikimedia Commons

Es por eso que el presidente estadounidense Barack Obama, el primer ministro inglés David Cameron y el presidente francés François Hollande han guardado silencio ante estas ejecuciones. Inicialmente pusieron a sus segundones a que se quejaran de la atmosfera general de “tensiones sectarias en la región”, como si la misma intervención de Occidente no fuera el más grande factor que atiza el voraz torbellino de conflictos religiosos en el Medio Oriente. Al aumentar la conmoción, sus gobiernos expresaron preocupación únicamente sobre los posibles inconvenientes políticos que podían surgir por los asesinatos y no por la injusticia que representan.

El editorial del 4 de enero de 2016 del periódico inglés Independent, no podía ser más explícito, aunque se distancia del descarado entusiasmo del Partido Conservador por el régimen saudita, al señalar que Cameron recientemente respaldó la exitosa candidatura saudita a la presidencia del Concejo de Derechos Humanos de la ONU, el diario concluye que “no está acorde con nuestros intereses ver, mucho menos provocar, la caída de la Casa de Saud”. Esta también es, obviamente, la política seguida por Obama, que hace un año proclamó “la importancia de la relación estadounidense-saudita, como una fuerza para la estabilidad y la seguridad en el Medio Oriente y más allá”.

Los imperialistas de Occidente siempre han sabido cómo es el régimen saudita. Siempre ha practicado la decapitación de supuestos apóstatas (acusados de abandonar el islam); tiene programada la ejecución del joven poeta y artista palestino Ashraf Fayadh por este “crimen”. Muchas de las 153 personas ejecutadas en 2015, y del total de al menos 2.200 ejecutados durante las últimas tres décadas eran trabajadores migrantes del sur de Asia y otros lugares, quienes construyeron los fastuosos palacios, centros comerciales, museos, estadios y otras maravillas arquitectónicas de la región del Golfo en condiciones de efectiva esclavitud impuesta con la espada.

Los gobernantes sauditas están en deuda por sus espadas, en el sentido más amplio, con las potencias de Occidente. En noviembre de 2015, poco antes de las ejecuciones y mucho después de que el gobierno saudita anunciara sus planes de llevarlas a cabo, el Departamento de Estado de Obama aprobó un pedido saudita para comprar 1.290 millones de dólares en bombas y misiles. La página web del Departamento de Estado muestra un escalofriante listado de las compras, el tipo de municiones que Arabia Saudita y sus aliados del Golfo han estado haciendo llover sobre el pueblo de Yemen en una guerra que ha matado al menos a 5.700 personas, la mitad de ellas civiles, desde que comenzara la invasión por aire y tierra en marzo de 2015. Esta guerra de agresión contra un país que Arabia Saudita ha considerado tradicionalmente como su legítimo “patio trasero”, no se podría realizar sin el respaldo logístico, el reabastecimiento aéreo de combustible y los equipos que definen los blancos proporcionados por Estados Unidos, este último aspecto hace a Washington responsable directo del bombardeo a escuelas y hospitales.

A pesar de lo complejo de los factores, esta guerra, así como las ejecuciones, se realizan en nombre de la autoridad religiosa de la familia real saudita contra los chiítas y otros "infieles". (Los rebeldes hutíes en Yemen, cuya bandera religiosa saidista hace que su fe sea prima del chiísmo, cuentan con el respaldo de Irán, lo cual está lejos de ser el principal factor en la rebelión de los hutíes y otros contra el régimen respaldado por los sauditas). Este es otro ejemplo de cómo lo sauditas buscan escalar la dimensión religiosa de los conflictos de la región, con apoyo concreto de Estados Unidos.

Obama en persona se reunió con el rey Salman luego de su coronación hace un año, y su reinado ha sido alabado por comentaristas occidentales como el artículo del conocido liberal estadounidense Thomas Friedman (New York Times, 25 de noviembre de 2015, escrito cuando ya habían decidido las ejecuciones) como el inicio de una era de reformas. La principal “reforma” hasta ahora ha sido celebrar elecciones para los intrascendentes organismos municipales, y permitirles a las mujeres votar en estas, pero no conducir a los puestos de votación ni a ningún otro lado ni tomar decisiones sin el permiso de su guardián masculino. Durante el último año el régimen saudita aumentó las ejecuciones, en algunos casos crucificando a los decapitados y dejando descomponer sus cuerpos a la vista pública.

Miembros de la familia real (que, gracias a la poligamia, son miles) y miembros de alto rango del mismo régimen han respaldado a Al Qaeda, y el régimen hizo frente a las más duras críticas de Al Qaeda por el emplazamiento de tropas estadounidenses en tierras santas musulmanas, con la transferencia de esas tropas a bases militares a otras partes del Golfo. En Siria, Arabia Saudita ha armado y financiado una cambiante constelación de alianzas fundamentalistas islámicas. En cuanto al EI, que comparte la ideología (fundamentalista) salafista que legitima al gobierno de la Casa de Saud e igualmente centra su sistema de relaciones opresivas en la extrema opresión de la mujer, el cambio de nombre del grupo de Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL) al de Estado Islámico, señaló una amenaza directa a la pretensión del régimen saudita de tener la autoridad sobre los musulmanes sunitas del mundo.

La monarquía absoluta saudí exige obediencia como la “protectora de la Umma” (la llamada comunidad de creyentes) en la Tierra, y no lo hace sobre la base de un gobierno religioso directo como el califato del EI, dirigido por un autoproclamado descendiente de Mahoma. Esta diferencia es una amenaza a la existencia de la dinastía de Saud, y al mismo tiempo no es que constituya una gran diferencia, especialmente en la medida en que los sauditas responden al sello particular del EI, su determinación de exterminar a los chiítas por apóstatas que son peores que infieles, entronándose como los más grandes asesinos de chiítas.

EL COMUNISMO: EL COMIENZO DE UNA NUEVA ETAPA, Un manifiesto del Partido Comunista Revolucionario, Estados Unidos

Se puede descargar en alemán, árabe (borrador) español, inglés, persa, portugués y turco.

Las potencias imperialistas de Occidente sabían muy bien qué conseguían en sus relaciones con los sauditas. Inglaterra ayudó a establecer la monarquía en 1932, luego de alentar el auge del wahabismo (la forma específica del salafismo asociada con las autoridades tribales árabes) en su campaña de hacerse con el Imperio Otomano. En un tratado de 1945 firmado por Franklin D. Roosevelt, Estados Unidos prometió mantener a la monarquía de Saud en el poder, pacto renovado por George W. Bush en 2005. Aunque Estados Unidos le arrebató el país a Inglaterra, como parte de reemplazar la dominación británica sobre el Medio Oriente, Reino Unido sigue manteniendo estrechos vínculos financieros y militares con Arabia Saudita. Francia, bajo el presidente socialista Hollande, hoy también forja nuevos lazos políticos y militares con el régimen.

Sin embargo, la conexión de Arabia Saudita con el imperialismo ha transformado profundamente al país y a su clase dominante. Como otros Estados del Golfo, se ha convertido en una importante base de acumulación de capital en sí en la globalizada economía capitalista dominada por las potencias imperialistas de Occidente. Esto se ha dado tanto a través de la explotación en el Golfo a los obreros del mundo musulmán y más allá, como debido a la inversión de capital saudita y de otros países del Golfo en países mucho más grandes como Egipto, cuya economía y vida política y religiosa están condicionadas por esta relación.

De muchas maneras, tales como la influencia política y los subsidios a regímenes como el pakistaní, la inculcación de la religión en los millones de árabes llevados a trabajar en el Golfo y el patrocino a enormes instituciones religiosas y de “caridad” y a cientos de tele-predicadores y medios de comunicación, Arabia Saudita y otras monarquías del Golfo son los principales vectores de introducción del salafismo de hoy día en el mundo musulmán sunita, al tiempo que todos estos países están más conectados que nunca al mercado internacional y al sistema capitalista global, con todas sus inevitables rivalidades entre las clases dominantes que pueden acumular capital únicamente a costa de una mortal competencia entre sí.

Es cierto, como dijo Obama, que “la relación saudita-estadounidense”, ha sido de inestimable valor para Estados Unidos y Occidente como una “fuerza para la estabilidad y la seguridad en el Medio Oriente y más allá”. Pero al mismo tiempo esa relación ha jugado un importante papel en la creación de las condiciones para la actual inestabilidad en la región, donde no está asegurada en absoluto la continuación de la dominación de Estados Unidos. Cuando hay mucho en juego se requieren medidas desesperadas.

Muchísimas personas, especialmente en el Medio Oriente, cuya población es de lejos el principal blanco y la principal víctima del EI y todas las formas de fundamentalismo islámico, piensan que Estados Unidos creó deliberadamente al EI y a los demás. Eso no es literalmente cierto. Aunque Washington, Londres y Tel Aviv alentaron el islamismo en oposición a tendencias más radicales en la región, y aunque el funcionamiento del sistema imperialista creó las condiciones para el ascenso de los islamistas, hoy varias formas de fundamentalismo islámico representan un problema irresoluble para Estados Unidos y otros imperialistas occidentales. Sin embargo, la realidad que subyace a la “guerra contra el terrorismo” no es una alineación nítida de dos bandos. Al contrario, imperialistas rivales y potencias regionales actúan para promover sus propios intereses reaccionarios en connivencia y choque entre sí en un campo de batalla muy complejo. Al mismo tiempo, de forma general, todos los monstruos en contienda están avivando el fundamentalismo religioso de diversos tipos a nivel internacional, ya sea intencionalmente o como subproducto de sus maniobras políticas y militares y de las atrasadas relaciones económicas y sociales que representan.

El capital imperialista hoy representado por gente como Obama y sus colegas “líderes occidentales” necesita del gobierno de gente como el rey saudita Salman y sus príncipes asesinos, que evocan ideologías y sistemas obsoletos, pero que no tendrían poder alguno sin el imperialismo moderno. Estados Unidos y sus socios y rivales no pueden dejar de hacer que el fundamentalismo islámico y el fundamentalismo de otra laya sean una característica cada vez más prominente del siglo 21. La “guerra contra el terrorismo” es un fraude; ésta es una contienda sobre quién puede imponer sus intereses y el mayor terror.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-el-asesinato-de-hazaras-y-el-ascenso-del-estado-islamico-en-afganistan-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

El asesinato de hazaras y el ascenso del Estado Islámico en Afganistán

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 


Marcha de mujeres, Kabul, Afganistán, 11 de noviembre de 2015, pide la dimisión del gobierno. Foto: AP

23 de noviembre de 2015. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. Las más grandes protestas políticas que haya visto Afganistán en años tuvieron lugar durante varios días a comienzos de noviembre. Una gran multitud (unas 10 mil personas según el New York Times) marchó por la capital hasta el palacio presidencial, coreando “Muerte al talibán, Muerte al Estado Islámico” (EI [también conocido como ISIS o Daesh]) y pidiendo la dimisión del gobierno.

Entre los manifestantes estaban los familiares de los 7 civiles que secuestró EI, cuando viajaban el pasado marzo por la provincia de Zabul, ubicada en el suroccidente de Afganistán. Hace poco los encontraron decapitados. Entre ellos había 3 mujeres y 2 niños.

El pueblo de Afganistán quedó atónito. Una procesión llevó los cuerpos desde Zabul hasta Gazni en el centro de Afganistán, una ciudad donde viven muchos hazaras. Se unieron miles de personas. A pesar de la oposición de las autoridades, llevaron los cuerpos a la capital. Después de toda una noche de vigilia bajo la lluvia, unos manifestantes marcharon cargando los ataúdes hasta el palacio presidencial. Muchos eran jóvenes, y también había miles de mujeres. Unas mujeres llevaban una pancarta que decía: “Es un crimen ver un crimen y callar” y culpando al gobierno por complicidad en una reciente ola de secuestros y asesinatos de gente hazara.

Cuando llegaban al palacio presidencial se toparon con guardias especiales y soldados. Los guardias dispararon e hirieron a cinco manifestantes, según el ministerio de salud. Muchos manifestantes lograron entrar a un edificio del tribunal.

La ocupación estadounidense y los gobiernos que ha impuesto en Afganistán le prometieron seguridad al pueblo. Desde que los ocupantes intervinieran el año pasado para poner como presidente a Ashraf Ghani, una de las cuestiones más importantes que le preocupa a la mayoría de la gente ha sido la seguridad — el derecho a no ser asesinados o maltratado por alguna de las desbocadas bandas armadas, incluyendo el Talibán y ahora el EI, así como los matones del gobierno. Ha habido una gran cantidad de informes sobre comandantes yihadistas incorporados al gobierno que han secuestrado a mujeres jóvenes y adolescentes y las han violado y luego han pedido rescate. En muchos casos el resultado ha sido la desaparición de la víctima.

Durante años este tipo de secuestro no ha disminuido sino que ha aumentado. Y diversos grupos y fuerzas con diferentes motivos ahora son parte de eso. El ascenso del EI ha complicado enormemente este problema. La gente siente que no es seguro salir de sus poblados, o hasta caminar en las calles. Se ha registrado la llegada a Europa de cerca de 146 mil refugiados afganis en lo que va de 2015.

La existencia del EI en Afganistán se hizo evidente a principios de este año. Aunque evitaron combatir contra las tropas del gobierno, de Estados Unidos y de otros soldados ocupantes de la OTAN, frecuentemente chocaron con el Talibán. Se dice que en los distritos de Achin y Pachiragam en la provincia de Nangarhar, les prendieron fuego a 106 viviendas de gente acusada de cooperar con el Talibán.

Finalmente, en abril, bajo el nombre de “Estado Islámico de Jorasán”, el EI se atribuyó un ataque suicida que mató a gente inocente en Jalalabad. Hoy día en Afganistán no existe ninguna provincia llamada Jorasán. En el oriente de Irán existen las provincias de Jorasán del sur y del norte. Jorasán es el nombre histórico de una región que abarca la mayor parte del Afganistán y Tayikistán de hoy, y gran parte del nororiente de Irán y cerca de la mitad de Turkmenistán y Uzbekistán. Al autocalificarse como “Estado Islámico de Jorasán” el EI anuncia la ambición de extender sus operaciones y dominio a Irán y el resto de Asia central.

Un reciente informe de un comité de la ONU indica que en este momento el EI está activo en 24 de las 34 provincias de Afganistán. Este informe también dice que por lo menos un 10% de los miembros del Talibán respaldan al EI. Esto le agrega mayores dificultades y miseria al pueblo de la región.

Hay claros indicios de que fuerzas del gobierno afgano y estadounidenses han observado la creciente influencia del EI en Afganistán pero no han hecho nada o no han podido evitar su influencia. Algunas personas piensan que el gobierno afgano y sus patrocinadores estadounidenses permitieron deliberadamente que creciera el EI porque al ser una fuerza hostil al Talibán podrían minarle a éste la capacidad de combatir al gobierno y a la ocupación. Otros piensan que las autoridades no podían predecir auténticamente que el EI sería capaz de establecerse en Afganistán, dada la existencia del Talibán y la presencia de tropas de Estados Unidos, y que simplemente han demostrado ser incapaces de detener a EI. Existe una sensación muy generalizada de que de una u otra forma Estados Unidos y su actual gobierno afgano son los culpables del auge del EI.

Sin embargo, la gente que fue hasta el palacio presidencial en busca de justicia llevó su justa rabia al lugar equivocado. El presidente y todo el gobierno no pueden ayudar porque son parte del problema. No sólo no han protegido al pueblo sino que, aún más fundamentalmente, ellos y sus patrocinadores imperialistas, que invadieron al país y todavía lo ocupan, son el factor más grande en la inseguridad del pueblo, tanto de forma directa como en términos de las consecuencias de la situación que ellos han perpetuado en el país, en la región y más ampliamente. Todo esto engendró ola tras ola de fundamentalistas religiosos.

Por ejemplo, la base más fuerte del EI en Afganistán está en Nangarhar, que limita con Pakistán. Los ataques de aviones no tripulados (drones) estadounidenses y las campañas militares paquistaníes han expulsado a los talibanes paquistaníes desde Waziristan, Pakistán hacia Afganistán, especialmente a Nangarhar. EI ha podido atraer a gente del Talibán paquistaní, como un talibán de alto rango que se incorporó en enero al EI.

Parece que EI espera usar el impulso (y las armas y el dinero) que ha adquirido en su más amplio conflicto con el imperialismo para aprovecharse del descontento que ha aumentado en las filas del Talibán durante los últimos años. El rápido avance del EI en Irak y Siria y de su influencia en Libia, Egipto y otras partes ha llamado la atención a algunos elementos del Talibán que están frustrados por la prolongación de la guerra con el gobierno y Estados Unidos. Algunos están decepcionados por las negociaciones del Talibán con el gobierno.

Las siete personas decapitadas en Zabul eran pobres. Como muchas otras, viajaban en busca de un trabajo temporal cuando fueron retenidas por el EI, encarcelados por 7 u 8 meses y luego asesinados por ser chiítas.

Este giro en los acontecimientos plantea una seria amenaza que puede dar lugar al tipo de violencia sectaria entre chiítas y sunitas que ha estado ocurriendo en Irak y Pakistán durante años. Los hazaras son la minoría étnica más oprimida de Afganistán y a la vez, por ser chiítas, una minoría religiosa. El Talibán no ha optado por acentuar el conflicto entre sunitas y chiítas, pero para el EI el odio contra el islam chiíta y sus practicantes es central a su identidad y objetivos ideológicos y políticos.

Claramente el avance del Estado Islámico en Afganistán es impulsado por la situación en el más amplio Medio Oriente. El EI ha gozado de la neutralidad o de cierto respaldo de Arabia Saudita y los Estados del Golfo, pero no hubiese logrado controlar una tercera parte de Irak sin haberse ganado a los jóvenes iraquíes indignados con la invasión estadounidense y hartos del régimen chiíta implantado bajo la ocupación. Al mismo tiempo EI aprovechó el vacío de poder en la guerra civil en Siria atizada por las potencias imperialistas y regionales. Esto le ha permitido posicionarse como el principal oponente a la dominación imperialista de toda una extensión del planeta, e imponer sus reivindicaciones religiosas como la única alternativa.

Si es cierto que el EI, al igual que otras variedades del fundamentalismo islámico, no podría existir sin el imperialismo, sus crímenes y todo lo que les hace a los otros países, pues la inevitable conclusión es que no se puede liberar al pueblo de este flagelo sin oponerse, en vez de respaldar, a las potencias imperialistas, su sistema global y sus aliados políticos y títeres regionales. Después de todo, cuando la gente protestó por el asesinato de los hazaras, el gobierno afgano respaldado por Estados Unidos y miles de tropas estadounidenses los abaleó.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-reaccion-alemana-a-los-ataques-contra-la-mujer-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

Reacción alemana a los ataques contra la mujer: No toquen nuestra propiedad

16 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

11 de enero de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. En la víspera de año nuevo la estación central de trenes de Colonia, Alemania, fue un lugar horrendo para las mujeres. Y el calificativo se queda corto. Más de 600 mujeres han detallado cómo grupos de decenas de hombres las cercaron, impidiéndoles escapar. Los hombres les arrancaron la ropa, las manosearon entre las piernas y bajo sus blusas, dejándoles moretones en pechos y nalgas. Hubo algunos casos de violación y muchos robos. Se dieron ataques similares a menor escala en Hamburgo, Stuttgart y Berlín.

Los informes señalan que fueron grupos de hombres jóvenes, principalmente del norte de África y de otros lugares de procedencia, los que cometieron los ataques. Unos días después una manifestación convocada por la ultraderecha exigía poner fin a la política de refugiados de la canciller Ángela Merkel, que ha permitido la entrada al país de más de un millón de personas que han huido de la guerra en Siria, Afganistán y otros países. En una contra-manifestación, cientos de mujeres y hombres fueron a la estación del tren con pancartas contra el sexismo y el racismo.

Estos horrendos sucesos de la víspera de año nuevo avivaron el intenso debate que arde por toda la sociedad alemana y se extiende por toda Europa. Merkel sostiene que aceptar a ciertos refugiados es una oportunidad para que Alemania aumente su población, expanda su económica nacional y fortalezca más su posición como la potencia líder de una fuerte Unión Europea (UE). Los gobiernos de Polonia, Hungría, Eslovaquia, y República Checa encantados con la atrocidad sucedida en Colonia insistieron farisaicamente en que por eso se negaron a ceder ante la presión alemana para aceptar más inmigrantes. Aseguran con frecuencia que la entrada de gente que profesa la religión islámica conducirá al colapso de la cultura y la civilización europeas.

people take to the streets demonstrating against racism and sexism in any form, January 9.

Los nefandos ataque contra las mujeres la víspera de año nuevo en Colonia, Alemania, han suscitado un escándalo y creado un lío de marca mayor para el imperialismo alemán. En esta imagen, los manifestantes se toman las calles contra el racismo y el sexismo de toda forma, 9 de enero de 2016. (Foto: AP)

La ultraderecha racista y fascista (el grupo Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente [Pegida, por sus siglas en alemán], y el partido populista de derecha Alternativa para Alemania [AfD, por sus siglas en alemán]) exigen el fin de la entrada de inmigrantes y la cabeza de Merkel. Un comentario en el blog fascista Politically Incorrect [Políticamente Incorrecto] sintetiza el rabioso carácter que este debate ha asumido: “La desquiciada canciller ha dejado entrar a Alemania a millones de ilegales masculinos, sedientos de sexo, antisociales del Medio Oriente y África. Según el Corán las rubias alemanas son ‘presas’ de las que pueden abusar y esclavizar a su antojo”. El verdadero significado de este diatriba rabiosa es que el maltrato a las mujeres alemanas debe reservarse a los hombres alemanes.

Incitados por este punto de vista, una “cacería de extranjeros” ya ha llevado a ataques de pequeños grupos contra seis paquistaníes y un hombre sirio el 10 de enero frente a la estación central del tren en Colonia.

Estos ataques contra la mujer han suscitado un escándalo, generándole un mayúsculo caos al imperialismo alemán. Todavía está por verse si pueden controlar la situación política mientras Merkel trabaja para apaciguar a la derecha alemana al tiempo que insiste en que los miembros de la UE se alineen con los intereses alemanes. Antes buscaba jugar la carta de la compasión, ahora pide la deportación de los solicitantes de asilo y de los que ya están bajo condición de refugiados si los condenan de algún crimen, sin importar si son sentenciados a prisión o no. Esto es aceptar implícitamente los argumentos de la ultraderecha.

¡A romper TODAS las cadenas!
Bob Avakian sobre la emancipación de la mujer y la revolución comunista

Edición de muestra
La obra completa

Los inmigrantes, los que acaban de llegar y otros, insisten correctamente en que estos hechos repugnantes no los representan a ellos. Están muy preocupados por cómo las acciones de unos pocos implicarán mayor destrucción de sus ya precarias vidas. Expulsados de sus países por guerras e invasiones encabezadas o engendradas por Estados Unidos y sus socios europeos, no tienen un lugar seguro a donde ir.

La deplorable declaración de la alcaldesa de Colonia de que las mujeres deben mantenerse “a un brazo de distancia” de los extraños, da a entender que las mujeres son cómplices del comportamiento sexualmente agresivo de los hombres. Algunos hombres y mujeres alemanes progresistas y valientes, indignados por estos hechos, sin embargo han vacilado en asumir una posición sobre los ataques porque entienden la reacción negativa contra los extranjeros, dado el ambiente vengativo en Alemania hoy. Quieren acercarse a los refugiados como seres humanos y al mismo tiempo quieren luchar contra la opresión de la mujer. Citan la cantidad de violencia sexual que ha existido en Alemania desde mucho antes de que llegaran los refugiados, y la hipócrita preocupación por las mujeres ahora de que la culpa apunta a los inmigrantes.

Los ataques de la víspera de año nuevo sucedieron durante horas a la vista de la policía. El informe inicial de la policía al siguiente día afirmó que la noche había pasado sin incidentes. Parece que las autoridades no vieron nada malo con que unos chicos “se diviertan un poco” en su noche, hasta que la indignación de las mujeres las puso en una situación vergonzosa.

Los ataques sexuales no solo los perpetran personas conocidas, y no solo suceden en calles solitarias, desoladas, sino también en clubes, en estadios, y en noches de mujeres, especialmente en la Oktoberfest, el bacanal anual de la cerveza en Alemania. “Tan solo caminar al baño es aguantarse el acoso: en un tramo de 15 metros seguro puedes hacer la cuenta de 3 abrazos de borrachos desconocidos, dos palmadas en el trasero, alguien mirándote pervertidamente el dindl [vestido típico] y cerveza regada adrede en tu escote”, escribieron Karoline Beisel y Beate Wild en 2011, en el periódico Süddeutsche Zeitung. Se reporta un promedio de diez casos de violaciones cada año en la Oktoberfest, mientras que el número de casos no reportados se calcula en 200.

El patriarcado: La opresión de la mujer y el vínculo entre violación y prostitución

Una declaración: Por la liberación
de la mujer y por la emancipación
de toda la humanidad

Las sociedades patriarcales a nivel mundial surgieron con la aparición de la propiedad privada y la necesidad resultante de instituir la herencia. Se estableció entonces la dominación de la mujer por parte del hombre. Con el ascenso del capitalismo, las relaciones patriarcales y la supremacía masculina, junto con otras relaciones sociales opresivas, se arraigaron profundamente en este explotador sistema económico, un sistema global en el que hoy un puñado de países se enriquece a costa de los pueblos del mundo.

Hoy la opresión de la mujer existe por todo el mundo, sea en el mundo desarrollado de Europa, Estados Unidos y Japón o en los países del sur, en África, Asia, Latinoamérica y el Medio Oriente. Lo particular a los diferentes países y regiones son las formas de opresión, sutiles y no tan sutiles, que son consecuencia de la sociedad patriarcal. En el denominado mundo moderno las mujeres están rodeadas de una pútrida cultura y sociedad que diariamente usa, maltrata y degrada a la mujer en el hogar o en la calle. Las mujeres son traficadas a Europa y Norteamérica desde todas las partes del planeta. La sociedad patriarcal supremacista masculina también existe en el Medio Oriente con sus propios métodos repugnantes de opresión a la mujer. Todas las principales religiones del mundo defienden el patriarcado y las relaciones sociales que lo acompañan.

Según el periódico inglés Telegraph: “La gente piensa que Ámsterdam es la capital de la prostitución en Europa, pero Alemania tiene más prostitutas per cápita que cualquier otro país en el continente, e incluso más que Tailandia: 400 mil en el último conteo, atienden a 1,2 millones de hombres cada día. Estas cifras se difundieron hace una década, poco después de que Alemania despenalizara la compra y venta de sexo, el proxenetismo y los burdeles en 2002. Dos años después se consideraba que la prostitución en Alemania valía 6 mil millones de euros, más o menos lo mismo que Porsche o Adidas ese año. Ahora se estima que son 15 mil millones de euros”. (Véase: http://s.telegraph.co.uk/graphics/projects/welcome-to-paradise/)

La prostitución y la pornografía están solo a un paso de la violación. Son todas pilares de una cultura rapaz en la que el hombre tiene derechos sobre el cuerpo de una mujer, el cual puede usar y maltratar, comprar y vender en la forma que considere, desde en las tiendas de sexo y el tráfico de mujeres hasta aspectos de las relaciones y matrimonios “normales” profundamente marcados por la supremacía masculina y la reclusión de las mujeres en los papeles de proveedoras de sexo y criadoras de niños.

» Pasaje en español de: "Introducción y orientación" y "La revolución cultural al interior del PCR"
» Para leer la obra completa en inglés, haga clic aquí.

En El origen de la familia, la propiedad privada y el Estado, Federico Engels escribe sobre cómo la sociedad capitalista refleja las relaciones de poder del hombre sobre la mujer, las cuales sólo se pueden deshacer con la eliminación de la sociedad capitalista y sus relaciones económicas y sociales e ideas profundamente inculcadas: “lo que podemos conjeturar hoy acerca de la regularización de las relaciones sexuales después de la inminente supresión de la producción capitalista es, más que nada, de un orden negativo, y queda limitado, principalmente, a lo que debe desaparecer. Pero, ¿qué sobrevendrá? Eso se verá cuando haya crecido una nueva generación: una generación de hombres que nunca se hayan encontrado en el caso de comprar a costa de dinero, ni con ayuda de ninguna otra fuerza social, la entrega de una mujer”.

La crisis de refugiados y la opresión de la mujer en la sociedad surgen de la insidiosa dominación, opresión, explotación y formas de pensar que están sumamente incrustadas en la sociedad capitalista-imperialista. Con el poder político revolucionario que podría ponerle fin a este sistema y su reinado de la ganancia, la mujer y el hombre podrán desempeñar un papel cada vez más consciente y activo en el proceso de erradicar las relaciones económicas y sociales de hoy y criticar las ideas tradicionales, sean “modernas” o antiguas, que ellas generan y que las refuerzan. Las violaciones de cita y ataques sexuales, los ataques antiinmigrantes y otros actos violentos contra la gente no serán tolerados y se forjará una moral nueva y liberadora, una moral que en vez de predicar la resignación y la rendición, valorará la lucha por liberar a la mujer como el motor de una mayor revolucionarización de todas las relaciones sociales en función de los intereses de toda la humanidad.

La gente que odia el mundo como es hoy tiene que dar un paso adelante y unirse a otros para hacer realidad esta nueva sociedad.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-honduras-quien-mato-a-berta-caceres-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Re-publicado el 11 de marzo de 2017 | Periódico Revolución | revcom.us

 

El 3 de marzo de 2016, la ecologista hondureña internacionalmente reconocida Berta Cáceres fue asesinada en su casa. Con motivo del aniversario de su asesinato, The Guardian ha informado que “documentos de la corte filtrados genera preocupaciones de que el asesinato de la ambientalista hondureña Berta Cáceres fuera un asesinato extrajudicial planeado por especialistas de inteligencia militar relacionados con las fuerzas especiales hondureñas entrenadas por Estados Unidos”. Tres de los ocho hombres acusados de su asesinato eran oficiales militares de las Fuerzas Especiales; uno siendo jefe de inteligencia del ejército en el momento del asesinato. Él y otro de los oficiales se habían entrenado en Estados Unidos. (“Berta Cáceres court papers show murder suspects’ links to US-trained elite troops” [Documentos de la corte sobre Berta Cáceres muestran los vínculos de los sospechados del asesinato con tropas de élite entrenadas por Estados Unidos], Nina Lakhani, 28/2/17)

Poco después del asesinato de Cáceres, el Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar escribió el artículo que sigue: “¿Quién mató a Berta Cáceres?”, que proporciona información y análisis importantes sobre su asesinato, y el posible papel de Estados Unidos en el asesinato.

* * * *

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

Honduras: ¿Quién mató a Berta Cáceres?

19 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

7 de marzo de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. El 3 de marzo de 2016, hombres armados irrumpieron en la casa de Berta Cáceres y le dispararon 4 veces mientras dormía.

Berta Cáceres
Berta Cáceres

Cofundadora del Consejo de Pueblos Indígenas de Honduras, Cáceres era una líder de una campaña contra la construcción de 4 represas en el río Gualcarque, un proyecto hidroeléctrico lanzado por el Banco Mundial para atraer en masa la inversión extranjera en la industria minera, que hoy ocupa casi un tercio de la tierra del país. Había recibido mensajes de respaldo de organizaciones internacionales  de derechos humanos y de oenegés ambientalistas y católicos del exterior, aunque no de la jerarquía católica de Honduras. Fue parte de un grupo que se reunió con el Papa. El año pasado recibió el Premio Ambiental Goldman, también conocido como el “Nobel verde”. Inclusive el embajador de Estados Unidos ha pedido una investigación por su muerte.

Pero tal investigación, de no ser más que un encubrimiento, debería empezar porque el embajador se mire en el espejo. Los estudiantes que se enfrentaron a la policía más tarde ese mismo día en Tegucigalpa, la capital hondureña, culparon al gobierno estadounidense. Todos sabían que el ejército iba a matar a Berta Cáceres, ella también lo dijo públicamente, y el ejército hondureño es entrenado, armado, financiado y respaldado hasta la cacha de sus bayonetas por Estados Unidos.


Unas mujeres honran a Berta Cáceres con motivo del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, Tegucigalpa, Honduras. (Foto: AP/Fernando Antonio)

Ella supuestamente estaba bajo protección del gobierno, pero después de su muerte, en su casa en su pueblo, los funcionarios afirmaron que no podían haberla salvado porque no sabían cómo encontrarla. Inmediatamente después de su muerte la policía anunció que consideraba este como un caso de robo y no de asesinato. Tan solo este hecho hace probable que las autoridades, y en particular el ejército, estuvieran tras el asesinato, como dice la madre de Cáceres. La policía también está financiada por Estados Unidos, país que lleva la batuta en Honduras.

Se sabe que el ejército planeaba asesinar a Cáceres, por lo menos desde 2009, cuando los militares derrocaron al presidente Manuel Zelaya por hablar de cerrar una importante base militar estadounidense en Centroamérica. En ese entonces, el gobierno de Obama y su Departamento de Estado fueron acusados de organizar el golpe de estado (véase el SNUMQG 2009-07-27). Lo que es innegable es que Estados Unidos nunca dejo de respaldar al ejército y al régimen que éste llevó al poder. La secretaria de Estado de Obama, Hillary Clinton, intervino personalmente para que los otros países de Latinoamérica no tomaran medidas diplomáticas contra el nuevo gobierno, cuyos principales ministerios fueron ocupados por militares graduados de la Escuela de las Américas [Western Hemisphere Institute for Security Cooperation] del ejército estadounidense . Los activistas católicos y otros desde hace mucho la han llamado “la Escuela de Golpes de Estado”, porque muchos de sus egresados han intervenido para derrocar los gobiernos que son una piedra en el zapato para Estados Unidos. También ha sido llamada “la Escuela de la Tortura” y “la Escuela del Terror”, por los métodos que enseñan los instructores en Fort Benning, Georgia.

Poco después del golpe de estado, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos identificó a Cáceres como una de las personas en una lista negra del ejército. El 24 de diciembre de 2013, en una entrevista televisiva, ella le dijo a Al Jazeera: “El ejército tiene una lista negra de 18 luchadores por los derechos humanos con mi nombre en primer lugar. Yo quiero vivir, hay muchas cosas que todavía quiero hacer en este mundo y nunca he considerado dejar de luchar por nuestro territorio, por una vida digna, porque nuestra lucha es legítima. Me cuido mucho, pero al final, en este país donde impera la impunidad, soy vulnerable... Cuando quieran matarme, me matarán”.

Su compañero dirigente en el Consejo de Pueblos Indígenas, Tomás García, fue asesinado por un oficial del ejército en una manifestación en 2013. Entre 2010 y 2014, fueron asesinados 101 activistas sociales hondureños.

Estos fueron asesinatos políticos, pero Honduras se ha convertido en un lugar más mortal en todo sentido. El mayor sometimiento al capital estadounidense y europeo, y la mayor integración al mercado mundial, bajo un gobierno llevado al poder y mantenido en el poder para lograr esa meta, han creado una situación en la que muchos hondureños consideran que entrar a Estados Unidos es su única salida realista

Por pequeño que sea Honduras y tan pobre como lo ha mantenido la dominación imperialista, ha jugado un papel estratégico para los militares estadounidenses en Centroamérica. Durante la década de 1980 Estados Unidos dio rienda suelta a sus asesinos “Contra” (los “contratistas civiles” de ese entonces) contra el régimen sandinista que había derrocado a un antiguo títere de Estados Unidos en Nicaragua, en una guerra financiada con negocios de drogas organizados por la CIA. Ese ejército mercenario, los militares estadounidenses y los funcionarios de civil que lo dirigieron tenían base en Honduras. El tráfico de drogas y el gansterismo que agobian a Honduras hoy tienen sus raíces en esa época.

Todos los principales políticos de Estados Unidos, en la campaña presidencial y en el Congreso, proclaman que los hondureños, al igual que los demás inmigrantes, son un gran problema para Estados Unidos. Pero en gran medida, en efecto están escapando de las armas estadounidenses. El problema es Estados Unidos.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.

 

 

Permalink: http://revcom.us/a/430/awtwns-forjar-la-lucha-por-la-liberacion-de-la-mujer-es.html

Revolución #430 16 de marzo de 2016

Del Servicio Noticioso Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar

"Forjar la lucha por la liberación de la mujer: Gloria al 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer"

19 de marzo de 2016 | Periódico Revolución | revcom.us

 

7 de marzo de 2016. Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar. Lo siguiente fue escrito por “Un grupo de comunistas revolucionarios — Afganistán”.


Unas mujeres afganis protestan por la muerte de una mujer asesinada a golpes por una turba tras falsas acusaciones en su contra de haber quemado un Corán. Foto: AP

¡En memoria de las costureras de Nueva York que, con su heroica lucha, ayudaron a sentar las bases para la lucha unificada de las mujeres a nivel mundial!

¡En memoria de todas las mujeres rebeldes, revolucionarias y comunistas que consciente e incansablemente lucharon contra el patriarcado para romper las cadenas de la explotación y opresión de género!

No es posible hablar del día de la mujer, de la lucha de las mujeres contra el patriarcado y contra el chovinismo masculino, sin hablar de la situación de millones de mujeres que han sido esclavizadas solo por ser mujeres, mujeres que han sido aplastadas bajo el peso de la explotación y opresión de sistemas explotadores y patriarcales, mujeres que han sido esclavizadas por tradiciones atrasadas, mujeres que ha sido quemadas en las llamas de las ideas supersticiosas y anticuadas, mujeres que han sido traficadas con engaños, trampas o por la fuerza. Las que han sido vendidas bajo la coacción de la pobreza y la miseria, las que han perdido la vida por la interminable opresión y no vieron más solución que ahogarse en su dolor y tristeza o prenderse fuego.

No es posible callar ante lo que hoy viven las mujeres en Siria, Irak, Bosnia, Perú, Bangladesh, África y otras partes del mundo.

Tampoco podemos callar ante lo que han padecido las mujeres de Afganistán, especialmente durante las últimas cuatro décadas.

¿Es posible olvidar el ensangrentado rostro de Farjunda y su fija mirada a los matones de la ignorancia y la superstición mientras estos destrozaban su cuerpo antes de reducirlo a cenizas?

¿Acaso podríamos olvidar cómo se veía la joven Rojshana cuando su rostro y su cabeza estaban siendo aplastados por la cruel arma del patriarcado? ¿Cómo no indignarse por esta salvajada?

La muerte de Farjunda, Rojshana y la vida destrozada de Setara y cientos de otras mujeres más en el último año y más, revelan la situación de las mujeres en Afganistán. No están seguras en el hogar, ni entre sus familiares, en la sociedad, ni con la religión y la ley. Todas estas relaciones e instituciones son una amenaza para ellas.

La historia muestra que la opresión de la mujer ha sido un importante pilar de todos los sistemas de explotación, que el interés de estos sistemas es proteger y consolidar el patriarcado y las diversas formas de opresión a la mujer.

Los imperialistas que brutalmente invadieron y ocuparon Afganistán bajo el pretexto de liberar a las mujeres, le mostraron al mundo que lo que ellos llaman liberación de la mujer no es nada más que el establecimiento de un régimen patriarcal, ya sea con ropaje tradicional o con ropas occidentales. Algunas fuerzas fueron entrenadas en el chovinismo masculino por los imperialistas a los que sirven, en Estados Unidos, Alemania y Reino Unido. Otros fueron entrenados en el odio a la mujer por los reaccionarios de Pakistán, Arabia Saudita e Irán, a cuyos intereses sirven. Todos participan en la degradación de la mujer y la opresión y explotación de la gente y, en pocas palabras, sirven a los intereses de su clase y del imperialismo mundial.

Después de 15 años, el régimen instalado por los imperialistas en Afganistán solo puede comparar sus supuestos logros para la mujer con la situación bajo el régimen talibán. Hasta la situación de la mujer en la preguerra en Afganistán en las décadas de 1960 y de 1970 están lejos de su alcance.

Debemos referirnos, sin embargo, a otra amarga realidad sobre la cuestión de la mujer en Afganistán. Por sus desviaciones y la dominante línea incorrecta, el movimiento comunista en Afganistán no ha podido lanzar una lucha científica y de principios contra la opresión de la mujer. Este movimiento no ha podido dar pasos serios y sólidos en la lucha por una liberación real de las mujeres en Afganistán. Este movimiento no puede comprender plenamente la importancia y el lugar que ocupa la opresión de la mujer en el sistema de explotación de la opresiva clase dominante, o sea, los que están en el poder y los que buscan el poder, tanto hoy como ayer.

La amarga verdad también es que los miembros y simpatizantes del movimiento comunista en Afganistán han estado enterrados de pies a cabeza en el lodo patriarcal. Este ha sido uno de los principales obstáculos para un correcto manejo de esta milenaria opresión. El movimiento tiene la obligación de zafarse de esta gruesa capa de lodo basándose en la ciencia de la revolución. Sin una profunda rectificación de la línea y la concepción sobre la opresión de género, y sin una enérgica e implacable lucha contra el patriarcado en este movimiento, no será posible organizar una lucha para movilizar y organizar a las masas de mujeres. Los gritos de Farjunda bajo los puñetazos y las patadas de los matones y los fuertes lamentos de Rojshana bajo la lluvia de piedras de las fuerzas anticuadas también nos dicen: estamos hartas del chovinismo masculino y las excusas revisionistas. ¿Cuánto tiempo más podrán justificar su falta de interés e ignorar la realidad de la cotidiana opresión a la mujer, recurriendo a argumentos como “la cuestión de la mujer está subordinada a la cuestión principal”?

Es verdad que la liberación de la mujer solo puede lograrse en una sociedad comunista. Es también verdad que la contradicción entre hombre y mujer se expresará de alguna forma hasta que se alcance el comunismo. Pero estas verdades no pueden ni deben ser justificación para la indiferencia ante las innumerables y extremas formas de opresión a la mujer hoy, que no se pueden simplemente ignorar. No se pueden utilizar para justificar un movimiento compuesto solo por hombres. No pueden ser pretexto para aliarse con criminales anti-mujer o respaldarlos de alguna forma, o restarle importancia a la contradicción bajo el pretexto de que el imperialismo es el enemigo principal. No podemos ignorar la opresión de género y pasar por alto estos crímenes, ni podemos dejar de luchar contra estos acérrimos enemigos de la humanidad, y otras fuerzas reaccionarias anticuadas.

Esta línea y método van contra las enseñanzas de nuestros grandes líderes. Lenin dijo que la respuesta a la cuestión de la mujer es el socialismo, pero también recalcó que no se puede hablar de socialismo sin la lucha y participación de la mujer. Las mujeres son una fuerza potencialmente poderosa, la mitad de la sociedad, una fuerza llena de furia hacia los enemigos de la humanidad. Solo pueden unirse a las filas de la lucha consciente contra la explotación de clase y la opresión de género si las fuerzas comunistas hacen un esfuerzo y luchan por movilizar y organizar a las masas de mujeres y trabajan para ganar a sus fuerzas más avanzadas.

Tras la crisis del movimiento comunista internacional y la ocupación rusa del país, el movimiento maoísta conformado en Afganistán durante los años sesenta liquidó su identidad comunista con la excusa de que la ocupación del país era la contradicción principal. La mayoría de los maoístas tomó parte en la resistencia contra los rusos bajo el paraguas de fuerzas islamistas y yihadistas anti-mujer. Bajo tales condiciones, ¿cómo era posible que aquellos que estaban relacionados con el movimiento comunista movilizaran y organizaran una lucha consciente contra la opresión de género? ¿Cómo era posible que este movimiento eliminara la influencia ideológica y política de estos fundamentalistas?

Las mujeres de Afganistán pueden y deben luchar contra la opresión de género, la violencia doméstica y estatal, las reaccionarias leyes y tradiciones anti-mujer, la religión y el Estado patriarcal, el imperialismo y el fundamentalismo anti-mujer organizándose en una organización de masas. En una organización que pueda trazar una línea de demarcación con el imperialismo patriarcal y los reaccionarios anti-mujer, y luchar por una revolución de las masas trabajadoras y con la meta de un mundo sin opresión y explotación. Una organización cuyos miembros avanzados estén organizados en un auténtico partido revolucionario y comunista y sea dirigida por ese partido.

Un manejo correcto y comunista de la cuestión de la mujer es una expresión de nuestra concepción sobre la sociedad del futuro. Los luchadores y comunistas revolucionarios no pueden hacer una revolución sin ganarse y organizar a las masas de mujeres trabajadoras en lucha contra la opresión de género y sin ganarse a las personas avanzadas hacia sus propias filas. Para que sea posible tal movilización, en primer lugar, debemos deshacernos de la gruesa capa del lodo chovinista masculino que ha influenciado a todos nuestros movimientos, y no debemos posponer la lucha contra la opresión de la mujer y por su liberación para “después de la toma del poder”. Ya es muy tarde. El movimiento comunista en Afganistán debe reparar sus deficiencias y asumir las responsabilidades desde hace mucho aplazadas respecto a la cuestión de la opresión de la mujer.

 

El Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar es un servicio de Un Mundo Que Ganar, una publicación política y teórica inspirada por la formación del Movimiento Revolucionario Internacionalista, el centro embrionario de los partidos y organizaciones marxista-leninista-maoístas.