Crimen Yanqui Caso # 96: Vietnam, 16 de marzo de 1968 — la masacre de My Lai

Bob Avakian escribe que una de las tres cosas que tiene “que ocurrir para que haya un cambio duradero y concreto hacia lo mejor: Las personas tienen que reconocer toda la historia propia de Estados Unidos y su papel en el mundo hasta hoy, y las correspondientes consecuencias terribles”. (Ver "3 cosas que tienen que ocurrir para que haya un cambio duradero y concreto hacia lo mejor").

En ese sentido, y en ese espíritu, “Crimen yanqui” es una serie regular de www.revcom.us. Cada entrega se centrará en uno de los cien peores crímenes de los gobernantes de Estados Unidos, de entre un sinnúmero de sanguinarios crímenes que han cometido por todo el mundo, de la fundación de Estados Unidos a la actualidad.

La lista completa de los artículos de la serie Crimen Yanqui

My_Lai_massacre.jpg

 

La masacre de My Lai. Foto: Wikimedia Commons    Foto: Wikimedia Commons

EL CRIMEN: La mañana del sábado 16 de marzo de 1968, 100 soldados de la compañía Charlie, división Americal del ejército estadounidense, entraron y se apoderaron de My Lai, una pequeña aldea en el campo de Vietnam. “No encontramos ninguna resistencia y sólo vi tres armas capturadas.... Era como cualquier otra aldea vietnamita: ancianos, mujeres y niños”, dijo un soldado.

“La orden que nos dieron era de matar y destruir todo en el pueblo,” otro soldado declaró más tarde. “Se nos explicó claramente que no hubiera presos”. Se dio una orden de empujar en una zanja a todos los vietnamitas que habían sido acorralados. “Empecé a disparar a todos. Creo que maté a quizás unas 25 o 20 personas en la zanja”, un soldado relató luego, “hombres, mujeres y niños. Y bebés”. A un bebé que se arrastraba fuera de la zanja le agarraron y le echaron de nuevo hacia la zanja y le dispararon.

“Durante cuatro horas, los miembros de la compañía Charlie metódicamente masacraron a más de quinientas víctimas no armadas, matándo a algunos uno o dos a la vez, otros en grupos pequeños, y recogiendo a muchos más en una zanja de drenaje que se convertiría en un caldo de muerte infame”. escribe Nick Turse, autor de Kill Anything That Moves, The Real American War in Vietnam [Matar a todo lo que se mueva: La verdadera guerra estadounidense en Vietnam]. “No habían encontrado ninguna oposición. Hasta tomaron un descanso tranquilo para comer el almuerzo en medio de la carnicería. Mientras tanto, también violaron a mujeres y niñas, mutilaron los cadáveres, incendiaron casas de manera sistemática; y estropearon el agua que bebía la gente de la zona”.

LOS CRIMINALES: Los presidentes estadounidenses Kennedy, Johnson y Nixon todos autorizaron e intensificaron la guerra. Robert McNamara, secretario de Defensa de Johnson, supervisó la escalada masiva de tropas y bombardeos. El general William Westmoreland, comandante general de las fuerzas de Estados Unidos en Vietnam. Colin Powell, entonces un mayor del Ejército, llevó a cabo un encubrimiento de las atrocidades cometidas por la división Americal (My Lai siendo una de sus atrocidades). Y muchísimos otros funcionarios del estado imperialista estadounidense, demasiados para enumerar aquí.

EN SUS PROPIAS PALABRAS:

“Un trabajo excepcional”.
—El general William Westmoreland, dirigido a la compañía Charlie después de My Lai

“En una refutación directa de esta representación es el hecho de que las relaciones entre los soldados de la división Americal y los vietnamitas son excelentes”.
—El mayor Colin Powell,
El informe de 1968 sobre los cargos de atrocidades contra la división Americal

“Uno de los capítulos más dolorosos de nuestra historia fue Vietnam — más particularmente, la manera en que tratamos a nuestras tropas que sirvieron allí.... [U]stedes escribieron una de las historias de valentía e integridad más extraordinarias en los anales de la historia militar”.
—El presidente Barack Obama, 28 de mayo de 2013, parte de la Conmemoración de la Guerra de Vietnam

LA COARTADA: Estados Unidos aseveró que libró la guerra de Vietnam de 1961-1975 en defensa de un país libre y democrático, Vietnam del Sur, ante una invasión comunista de Vietnam del Norte. De hecho, Vietnam era un país que había sido dividido temporalmente. Según los Acuerdos de Ginebra, se suponía que Vietnam del Norte y Vietnam del Sur fueran a reunificarse en la década de 1950, pero el entonces presidente estadounidense Dwight Eisenhower lo bloqueó porque estaba convencido que la mayoría de los vietnamitas votarían por Ho Chi Minh, el líder comunista de Vietnam del Norte.

El ejército describió My Lai como una victoria: “Soldados de la infantería de Estados Unidos habían matado a 128 comunistas en una batalla sangrienta que duró todo un día”, informó la revista Stars and Stripes [Barras y Estrellas]. En el Congreso denunciaron como “traidores” a los soldados que trataron de sacar a la luz la verdad.

El periodista Seymour Hersh reveló la matanza de My Lai en noviembre de 1969. El furor que siguió obligó a los militares a llevar a cabo una investigación, la que calificó My Lai de un incidente aislado, y echó la culpa a los oficiales a cargo de la compañía Charlie. Acusaron a veintiséis soldados ​​de delitos, pero sólo condenaron al teniente William Calley Jr., líder de pelotón en la compañía Charlie. Por matar a 22 aldeanos, pasó dos días en la cárcel y tres años y medio bajo arresto domiciliario.

EL VERDADERO MOTIVO: My Lai no fue un incidente aislado. Fue una concentración de la manera en que Estados Unidos libró la guerra de Vietnam.

Durante este período, las luchas de liberación nacional ardían en Asia, África y América Latina, muchas dirigidas por comunistas o con una fuerte presencia comunista. Estados Unidos era la principal superpotencia imperialista del mundo y estaba decidido a aplastar estas luchas para asegurar su dominio de estas regiones. La guerra de Vietnam también tenía los objetivos de rodear a la China revolucionaria, y hacer frente a la entonces-imperialista Unión Soviética.

El asesinato en masa del pueblo vietnamita era la política, la doctrina militar, de la guerra que Estados Unidos libró en Vietnam, como documenta Turse en su libro. Turse cita a un soldado que dijo que My Lai fue “una operación, no una aberración”.

En 1995, el gobierno de Vietnam dio a conocer cifras que calcularon que unos cuatro millones de civiles y un millón de soldados murieron durante la guerra. Estas cifras no se han puesto en duda. Sin embargo, a pesar de este ataque horrible multidimensional que duró más de una década, Estados Unidos perdió la guerra.

REINCIDENTE: Las patrullas estadounidenses como la compañía Charlie asesinaban regularmente a todos y todo dentro de las aldeas agrícolas. Estados Unidos soltó más de siete millones de toneladas de bombas, el doble del tonelaje que se soltó durante la Segunda Guerra Mundial, sobre un país del tamaño de Nuevo México. Se descargó más de 75 millones de litros de un defoliante químico altamente tóxico llamado “Agent Orange” [agente naranja] en los bosques y tierras de cultivo para destruir la capacidad de los campesinos vietnamitas para mantenerse a sí mismos y sus familias. Lanzó unos 300 millones de bombas de racimo antipersonales —“la carnicería, cargada a presión en latitas”— en Vietnam y los países vecinos de Laos y Camboya. Dejaron caer sobre el pueblo vietnamita 373.000 toneladas de napalm —gasolina en forma de gelatina que quema a más de 1000 grados (centígrados)—  quemando la carne hasta el hueso y causando el dolor agónico y la muerte casi segura.

BAsics cover front

Lo BAsico, de los discursos y escritos de Bob Avakian   

Estos imperialistas hacen que el Padrino se parezca a Mary Poppins.

—Bob Avakian, Lo BAsico 1:7

Sea un contribuidor recurrente y haga un donativo a Revcom.us — ¡Difunda BA y la revolución en este momento sin precedentes!

Gracias en gran parte a las generosas contribuciones económicas de los lectores, acabamos de poner en marcha una importante reconstrucción de la tecnología que impulsa el sitio web revcom.us.

La implementación de esta nueva tecnología proporciona una base para que revcom.us esté al centro de solucionar un problema con mucho en juego para la humanidad en este momento. Ese problema es: Tenemos —con la dirección de Bob Avakian (BA)— la visión, la estrategia y la dirección para la revolución real que la humanidad necesita tan desesperadamente. Pero lo que no tenemos son los miles de personas ahora que puedan atraer y activar a millones en el movimiento para la revolución en este momento poco común de la historia en que una revolución real es posible.

Ahora es necesario dar un nuevo salto en la recaudación de fondos para que revcom.us utilice la nueva tecnología y amplíe urgentemente el alcance e impacto del sitio. Ello, a su vez, requiere una comunidad ampliada en constante expansión, de contribuidores económicos recurrentes. ¡Únase a esa comunidad hoy mismo comprometiéndose a contribuir cada mes a revcom.us y a luchar con otros para que también hagan lo mismo!

SEA UN CONTRIBUIDOR RECURRENTE MENSUAL