Plantear nuestra línea de una manera osada, conmovedora y contundente